Caso nº 00018: MUERTE EN DIRECTO (CERRADO)

»Buenas noches, damas y caballeros, bienvenidos una noche más a “Simón Dice”. Hoy tendremos un programa muy especial, con la presencia de dos grandes personalidades enfrentadas: el controvertido documentalista Javier Rodríguez, autor de la polémica cinta que ustedes pueden ver en cines, “Atraque a mano armada”, como parte atacante; y el empresario naviero Eddy Puccio, propietario de cinco puertos deportivos en nuestro país, como parte ofendida. Creo que coincidirán conmigo en que hoy el debate va a ser de los buenos.

»Pero no es esa la única razón por la que digo que el programa de hoy va a ser especial. Antes de comenzar, me gustaría tener con ustedes una pequeña confesión.

»Recientemente, he sido víctima de serias amenazas si continuaba con el programa como hasta ahora. Al parecer, alguien se ha sentido tan ofendido con alguno de mis anteriores debates, que ha pensado que se imponían medidas desesperadas… no les mentiré, damas y caballeros: las amenazas eran de muerte.

»La cadena me pidió que me tomara en serio las amenazas. Y si he de ser sincero, estos últimos días yo mismo me planteé hacerles caso. Honestamente, estuve a punto de no presentarme hoy, de disculparme con mis dos invitados de la noche y de hacer que emitieran un especial con los mejores momentos de “Simón Dice”. Y sí, lo confieso, pensaba mantenerlo en secreto, no quería que nadie lo supiera, más que los ejecutivos de la cadena y yo.

»Pero entonces pensé: ¿de qué tengo que esconderme? Sé que este programa siempre ha sido polémico, sé que suelo escoger los temas de debate más controvertidos, y siempre he sabido que no a todo el mundo le gustará lo que hago. Pero sigo teniendo un público fiel, un público al que no le asusta escuchar la verdad, al que no le asusta que se le contradiga. Un público que, incluso en mis momentos más oscuros, me ha mostrado siempre su apoyo. ¿Y acaso no me debo yo a ese público?

»Así que aquí me tienen, damas y caballeros. Desafiante y provocador como siempre. Si alguien quiere matarme, si esas amenazas no eran palabras vacías… que vengan, si se atreven.

»Bien, no quiero que se nos vaya toda la noche con este tema, el debate de hoy es muy interesante, así que vamos a comenzar…

Un relámpago iluminó las oficinas de la Sociedad del Misterio mientras en el video se cortaba la emisión. Un corte que había tenido lugar un segundo demasiado tarde.

—Esas fueron las últimas palabras de Simón Yagüe —expliqué parando la reproducción—. Seguro que alguno de vosotros lo vio la semana pasada. Justo después de esas palabras, alguien entre el público le disparó en toda la cara, en directo para todo el país.
—Ahora la policía ha acudido a nosotros —apuntó Boniatus—. Según parece, han llegado a un callejón sin salida. Después de una semana interrogando a espectadores, no parecen tener nada sólido.
—El caso está frío, pero tiene que quedar algo que la policía haya pasado por alto. Esto es lo que tenemos: el arma del crimen estaba en un cubo de basura. No se han encontrado huellas. O el asesino usaba guantes, o sabe bien cómo limpiar un arma. La pistola estaba registrada a nombre de la víctima, así que cabe suponer que tenía enemigos. Balística ha determinado que el disparo se efectuó desde la entrada del plató, en medio de las gradas. Se ha interrogado a los espectadores que tenían asientos contiguos a esa zona, pero todos estaban mirando a Yagüe así que nadie vio nada. La policía nos prestará las pruebas que les pidamos, siempre y cuando las devolvamos en un plazo de veinticuatro horas.
—Dado que creemos que el propio Yagüe era consciente de tener enemigos —aportó Zalaya—, voy a ir al estudio a hablar con todos los miembros del equipo. Quizás alguien sepa algo, o quizás incluso encontremos a alguien con motivos para matarlo.
—Voy contigo —dijo Boniatus—. Quiero echarle un vistazo al estudio, tanto a la escena del crimen como a los camerinos, los pasillos, todo.
—Yo estudiaré las pruebas que nos pase la policía —terció Jnum—. Boniatus, ya sabes, si encuentras algo…
—De acuerdo. A los dos que vais a salir, id con cuidado que con este temporal la carretera no es muy segura… ¿se puede saber de qué te ríes, Ceres?
—No, de nada, Jack.
—Muy bien, mientras nuestros jefes de departamento nos elaboran sus informes, quiero que los demás nos dediquemos a trabajar con lo que tenemos. Estudiemos el video. No vamos a ver al asesino, eso creo que está bastante claro; pero podría haber alguna pista en las palabras de Yagüe, y no quiero que se nos escape. Tendré el DVD en mi despacho durante toda la investigación, si alguien quiere volverlo a ver no tenéis más que pasaros a preguntar.

»Ah, y una cosa más… Sabéis que me da cosa plantearos un misterio mientras algunos de vosotros estáis de exámenes, así que participad sólo cuando tengáis tiempo. Podéis venir a mi despacho y pedirme un resumen de lo que os hayáis perdido para no perder el hilo.

»¿Todo claro? Muy bien, vamos allá. El asesino tiene que haber cometido un error, y nosotros lo vamos a encontrar.

Anuncios

91 comentarios

Archivado bajo Amenaza, arma de fuego, asesinato, televisión, una caja de porno

91 Respuestas a “Caso nº 00018: MUERTE EN DIRECTO (CERRADO)

  1. Estos son los hechos, comienza la investigación. Sé que, hasta que no tengamos los informes de nuestros tres jefes de departamento, no podremos resolver el caso; pero creo que podemos empezar a plantear alguna que otra hipótesis de trabajo. ¿Por dónde creéis que deberíamos empezar a buscar?

  2. WoW, Jack, esta vez tenemos un caso interesantísimo.Con toda la gente que había presente, tardaré un poco en reunir sus declaraciones. Voy camino del estudio, te lo haré saber conado lo tenga listo.Un saludo.

  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

  4. Caso nuevo!! Me alegro de tener algo que hacer para “distraerme” XDDMe leo el informe y ahora vuelvo!(Ya he vuelto; el comentario borrado es el mio, para evitar el doble post…)Zalaya, podrías preguntar a la plantilla si sabían que Simón tenía una pistola y, en caso afirmativo, dónde la guardaba? Porque no es lo mismo tenerla en casa que en el camerino… También estaría bien saber qué gente tenía acceso a cada uno de los dos lugares!!Profesor, ya que vas con él, podrías mirar cómo se accede a la basura desde la zona que disparó? A no ser que la pistola estuviera en una papelera o similar, los cubos de basura no suelen estar a la vista del público, así que tuvo que tirarla alguien que estuviera familiarizado con el estudio.Voy a hacer palomitas, Jack, a ver si advertimos algo raro en la cinta… Una pregunta, se cerraron las puertas del estudio una vez realizado el disparo, o el asesino tuvo ocasión de escapar?Ay, Ceres, espero q no pilles una pulmonía; cuídate que te necesitamos para el caso!!

  5. Bienvenida a bordo, Scherezade. Las puertas se cerraron tras el disparo, el asesino apenas habría tenido unos pocos segundos para huír. De todas formas esperemos a ver qué nos cuenta Boniatus de la escena del crimen.

  6. Hace poco meditaba sobre los realitys… Me preguntab si algun dia serian capaces de retrasmitir una muerte en directo… No es el caso que nos ocupa, pero la idea me vuelve una y otra vez a la cabeza y un escalofrio recorre de vez en cuando mi cuerpo al pensarlo..Paso a daros mi informe. Scherezade, tu pregunta tiene respuesta en el.En el estudio de televisión el nerviosismo y el pánico reinaban por doquier. Era comprensible. No todos los días la televisión nacional retransmitía un asesinato en directo.Al llegar Zalaya y yo nos habíamos separado. Las instrucciones eran claras. Registrar todo el estudio, interrogar a todo el equipo, averiguar cualquier cosa que se le pudiese haber escapado a la policía.Empece por el mismo escenario del crimen. El plato de “Simón Dice” donde Simón Yagüe había sido asesinado. Por orden de la policía, No se había permitido a nadie limpiar la sangre de la mesa, en su lugar la habían remplazado por otra similar para rodar, esta vez en diferido “Historias de Simón” un recopilatorio de los mejores momentos del programa. Las marcas en el suelo indicaban que no solo la mesa actual era mas pequeña que la original, sino que los técnicos no supieron colocarla exactamente en la misma posición, pero bueno, la desviación era mínima.La mesa estaba situada sobre una tarima elevada. Yagüe había estado hablando a cámara frente a la mesa, sin subirse a la tarima. El disparo le dio en la cara y le tumbo hacia atrás. La bala quedo alojada en la cabeza, así que no había salpicadura sobre el tablero. La fatalidad fue que Yagüe se golpeo la cabeza al caer hacia atrás. El informe de Irene revelaba que la herida de bala no había sido fatal, ya que en el hospital podría haberlo salvado, de no ser por el golpe en la nuca que complico su situación.Revise las fotos de la policía. Dos sillas volcadas, una en pie. La que no había caído era la de la victima, ya que no la usaba en ese momento. Los dos invitados se levantaron del susto.Balística había determinado la trayectoria del disparo. Gracias a ello y desde donde Yagüe había estado, pude localizar el origen de la bala: Un pasillo de acceso entre las gradas. No obstante había algo que no cuadraba: Yagüe debería haber podido ver a su asesino. Pedí que encendiesen los focos del plato y apagasen el resto de luces. Tal como suponía. Las luces intensas de los focos y las sombras del estudio hacían que la victima no pudiese ver al tirador.Mientras volvían a conectar las luces normales me dirigí al punto donde se había efectuado el disparo. Había una pequeña quemadura y restos de pólvora en la pared, hacia el fondo y a baja altura. Las gradas, como es natural, hacían pendiente hacia abajo, por lo que cuanto mas al fondo te colocas, más improbable seria que alguien te viese. Una semana de pisadas hacia imposible tratar de trazar una ruta de huida, así que me dirigí al camerino de la victima. Según me había informado Arjona se había encontrado una caja de porno que habían remitido a Jnum, pero el trabajo era el trabajo así que me dispuse a registrarlo. La puerta estaba cerrada con llave, pedí que me la abriesen y uno de los ejecutivos de la cadena llamo a la mujer de la limpieza que acudió de inmediato a abrir. Al parecer era ella quien se encargaba de abrir la puerta a la policía cuando hacia falta. Según me contó, Yagüe era tan excéntrico que casi nadie tenía derecho a disponer de una llave de su camerino. Ella misma, a quien le había dado una llave para que pudiese limpiar, no podía usarla mientras el estuviese dentro.Al entrar, lo comprendí. Aquello era un Sancta-sanctorum, un remanso de paz… Paredes insonorizadas, velas aromáticas, una vasta colección de música relajante… A Yagüe le gustaba refugiarse en su camerino lejos del mundanal ruido, de eso no cabía duda.Pensé que si yo hubiese querido matarlo, habría escogido este escenario. Habrían tardado días en encontrar el cuerpo… ¿Por qué matarlo ante millones de espectadores?Saque las fotografías de la policía y empecé a buscar diferencias. El correo ya no estaba en la esquina de su mesa, tal y como se encontró. Mire dentro del armario… Nada interesante. Lo cerré para que estuviese de nuevo tal como la policía lo vio al entrar. El cajón de la mesa tenía cerradura, pero la llave no estaba echada. En su interior había guardado la victima el arma que lo mato y que la policía había encontrado posteriormente en una papelera dentro del mismo estudio. Quedaban dentro un par de cajas de balas. Una estaba abierta, Si el número de balas indicado en el exterior de la caja era correcto, faltaba una.Registre el resto de los camerinos, sin encontrar nada sospechoso. Ni unos malditos guantes manchados por la pólvora… Me marche de allí esperando que mis compañeros hubiesen tenido mas suerte.

  7. Que mejor manera de levantar los ánimos después de un sufrido exámen que un bonito asesinato en directo.Bueno, es un decir… me costó dormirme esa noche después de haber visto la escena. Pero vayamos al grano.Lo primero: La caja de porno tiene relación con el caso? Si la policía se la ha enviado a Jnum supongo que si, pero el informe de Boniatus no clarifica ese aspecto… O es sólo que la policía ya acepta nuestra firma particular?Segundo: Cual es la distancia desde donde se efectuó el disparo hasta donde estaba la víctima? Estamos hablando de un disparo directo a la cabeza, y si la distancia es considerable se tiene que tratar de un tirador experimentado. No creo que cualquiera, con un arma al que no está habituado, pueda efectuar un disparo así.En cuanto al cierre de puertas. Jack, nos dices que las puertas se cerraron justo tras el disparo, es más, nos dices que sólo hubo <>unos pocos segundos<> para que el asesino escapase. Quién cerró las puertas, y cómo es que no vieron a nadie?También me extraña esa quemadura tan cercana a la pared… pero tengo que mirar con más detalle todo el asunto antes de pronunciarme. Sólo una pregunta más… Si el disparo provoca un fogonazo, hubo un instante en el que se iluminó la posición del asesino. No había cámaras grabando al público (para las escenas de aplausos) que captasen esa escena? No se puede obtener del reflejo en los ojos de la víctima (si, lo sé, demasiado CSI…) alguna imagen?Bueno, repasaré el caso a ver que descubro… aunque con calma, que aún quedan dos exámenes.

  8. Buenas tardes, soy la madre de Zemo. Muy grato encontrarnos de nuevo ante un caso. Tengo unas preguntas por hacer: – ¿Sabía alguien sobre qué iba a girar el debate de ese programa?– Analizad anteriores debates. Es chocante que le maten precisamente el día que hace público que está amenazado. Esto nos indica que es alguien cercano a su entorno,que conocía la amenaza (los ejecutivos de la cadena).– Se podría revisar la cinta documental “Atraque a mano armada” por si hay alguna pista y también por ver en qué podía ofender a Eddy Pucio.– La señora de la limpieza: – Es la única que tiene llave del camerino. – Entra a limpiarlo cuando él no está. – ¿Pudo robar el arma? ¿Abrió la puerta a alguien para que entrara? – Ella utiliza guantes y pudo deshacerse de ellos con facilidad. Preguntadlo.– Revisad el correo.

  9. Bienvenido, Parmacenda. A ver si te puedo aclarar algunas dudas… la caja de porno, supongo que es una de esas “felices coincidencias” que no paramos de encontrarnos 😛 Arjona se suele reír bastante con ese dato, pero lo cierto es que no creo que podamos saber, así de antemano, si su presencia en este caso es casual o si tiene relevancia dentro del misterio. Como nos la han dado ya en bandeja, esta vez el premio “¿Dónde está Wally?” irá para quien primero pueda identificar su relevancia. Sobre la distancia y la cuestión que planteas al respecto… piensa en lo que dice el informe de Irene. La bala le dio en la cara, pero esa herida no fue mortal. No estoy yo tan convencido de que tuviera que tratarse de un tirador experimentado… quizás falló al no dañar ningún órgano vital, o quizás se sorprendió al ver que la bala iba a la cabeza. En cuanto a las puertas, los guardias de seguridad del estudio fueron quienes las cerraron. Cabría preguntarse, efectivamente, cómo no vieron a nadie salir. Y con respecto al fogonazo… me temo que las cámaras apuntaban a las gradas, no al pasillo entre ellas Pero buen intento (aunque, y esto te lo digo por mi propia experiencia, eso de sacar una imagen de donde no la hay con el photoshop no funciona tan bien como Blade Runner, CSI e incluso Los Serrano nos han intentado hacer creer ;P).Señora Madre de Zemo, un honor volver a tenerla en nuestras filas. Los ejecutivos de la cadena sabían de qué iba a ir el debate. Y habiendo visto “Atraque a mano armada”, como ya he podido hacer, yo también me lo calculo. Rodríguez en su documental acusaba a Puccio de vinculaciones con la mafia. Personalmente he visto el documental audaz, pero arriesgado; se basa sobre todo en especulaciones y conjeturas, lo único que se puede probar es que Puccio es un estafador de tomo y lomo. Curiosa la hipótesis de la mujer de la limpieza, no suena nada mal, pero… supongo que aún es pronto. Verá, este es mi problema: en primer lugar no tenemos el móvil; y en segundo, no podemos demostrar que el asesino tuviera que ser del entorno de la víctima. La coincidencia de la fecha del asesinato con la de la revelación de las amenazas es aún circunstancial. En cuanto Jnum nos pase el contenido de la nota amenazante podremos determinar algo más.No digo que no me suene bien, ojo. Me ha sorprendido un razonamiento tan bien hilado con las pruebas que tenemos tan pronto; pero piense que es eso, que por ahora no tenemos todos los hechos. Queda apuntada como hipótesis de trabajo, para ver si los posteriores informes lo corroboran o lo desmienten.

  10. Hola, buenas noches queridos compañeros. Caso nuevo y muy interesante…Jack, ¿se han investigado que tipo de amenazas sufría Simón Yagúe? Me refiero si eran cartas anónimas, o llamadas telefónicas. Y sabemos si se han guardado, si las presentó a la policia, o algo así…Profesor, ¿sabemos si se ha encontrado el casquillo de la bala? ¿podría ser esa la causa de la quemadura y la mancha de pólvora en la pared?Creo que deberíamos investigar los debates anteriores, que podrían ser la causa de las amenazas…Y Sherezade, buena idea eso de las palomitas, un asesinato en directo no es lo mismo sin palomitas..Se me olvidaba, soy Vicky, Jengibre es mi nueva identidad secreta, que me hacía mucha ilu tener una… XD

  11. Bienvenida al caso, Jengibre (y menos mal que has avisado, ya te iba yo a preguntar si eras nuevo y si eras niño o niña ;P). Sobre las amenazas, creo que Zalaya y Jnum tienen algo más de información al respecto, así que podemos esperar.Y las palomitas… para mí de las saladas, por favor; soy de la firme opinión de que las palomitas dulces no son palomitas XD

  12. Madre de Dios, todo el día en un estudio de grabación, y no he visto a ningún famoso… En fin, oqui os dejo mi informe, con las declaraciones de todos los presentes.Boniatus y yo fuimos recibidos por dos ejecutivos de la cadena, Domingo Robles (45 años, casado, fumador compulsivo) y Jeremías Quesada (53 años, casado, robusto y bien trajeado). Mi querido Profesor se excusó con ellos y se separó de la comitiva para empezar a trabajar.Esta vez tenía mucha gente con la que hablar. Se había cometido un asesinato en directo ante las cámaras de la televisión nacional. Todo aquél que estuviera en el estudio en ese momento era sospechoso. La policía ya había descartado al público, a parte de ellos porque una u otra cámara los había registrado en sus asientos en el momento del crimen, a los demás porque las coartadas y los testimonios se respaldaban. Eso dejaba como sospechosos a los invitados, al equipo de producción y realización, y en general al personal del estudio.Quesada me indicó que los dos invitados de aquella noche estaban a punto de llegar. Reunió al equipo para mi interrogatorio. Por desgracia, los resultados fueron un poco distintos a lo que esperaba… salvo una iluminadora, aparentemente todos los demás (iluminadores, operadores de cámara, regidor, productores, la de la limpieza, el chico del correo, los de catering) se alegraban en mayor o menor medida de que “ese hijo de puta”, como lo llamaban en su mayoría, estuviera muerto.Juani Reyes (43 años, viuda, limpiadora, una mujer de carácter agrio) me dijo que Simón Yagüe, la víctima, era un cerdo, un prepotente y un degenerado, y que seguro que había muerto por perseguir faldas. Carmelo Salvador (41 años, soltero, iluminador, un tipo con una barba desaliñada y aspecto despreocupado) me informó de que Yagüe solía utilizar el plató fuera de horas como su propio patio de recreo. Sebastián Landaluce (34 años, comprometido, operador de cámara, ropa informal y desgastada), que era un hombre exigente y violento, que disfrutaba enfrentando a los demás en su programa pero que odiaba que le contrariasen. Ignacio Aragón (27 años, soltero, encargado del correo, recién salido de la universidad), que le había llegado a ver disfrutar de las cartas de protesta que le llegaban, y que era tan maniático que si él no se las depositaba en la mesa con el matasellos mirando siempre hacia su silla montaba en cólera. Paloma Cañizares (24 años, soltera, azafata del programa, mirada atrevida y la cola de un tatuaje asomándole por el cuello y escondiéndose en su blusa), que Yagüe no era precisamente un santo, que para él todo (el estudio, el personal, incluso los desconocidos) eran como sus propios juguetes. Esos fueron los comentarios más útiles que saqué, los demás eran del tipo “Apenas le conocía pero que se joda”.Hubo algunas notas discordantes, por supuesto. Bárbara Molina (21 años, soltera, iluminadora) hablaba de Yagüe en términos muy elogiosos. Le consideraba un visionario, un hombre abnegado y caritativo, que incluso había llegado a dar trabajo a su madre (la de ella) en el estudio. Cuando le preguntée por qué, me respondió que ella le había contado que a su madre le hacía falta trabajar, pero noté que me ocultaba algo. Le pregunté si se conocían bien, me dijo que se trataban bastante porque a él le preocupaba mucho que la iluminación sobre su cara fuese la correcta. También me dijo que la última semana se había mostrado algo más tenso. Decidí presionar un poco más, intuyendo que podía sacar algo.—¿Qué quiere que le diga? —acabó por replicar—. Sí, Simón y yo nos veíamos. Y sí, creo que iba de camino a ser algo serio… Nos queríamos, ¿vale? ¿Acaso eso importa algo ahora?Tras ese comentario se cerró en banda. Por suerte me quedaban cuatro testimonios más: los dos ejecutivos y los dos invitados.Eddie Puccio (48 años, divorciado, empresario naviero, emigrado a España dos décadas atrás) fue el primero de los invitados en llegar. Los rumores apuntaban a que tenía vínculos con la mafia, a que utilizaba sus puertos deportivos como puntos de encuentro para el tráfico de armas y droga. Aunque bueno, Jack ya había hecho su propia investigación cuando vió el documental en el que se le acusaba de todo esto y me había informado de que lo único que se podía probar (fuera de todo género de dudas, eso sí) es que se trataba de un estafador: en más de una ocasión había ofrecido terrenos que no eran de su propiedad. Todo lo demás, por el momento, eran simples especulaciones.—¿Cree que yo le maté? —preguntó con una sonrisa de superioridad—. ¡Para nada! Yo estaba en el escenario en el momento del disparo, ¿recuerda?—Yo no he dicho que usted le matara —indiqué en tono conciliador—. Pero a la luz de los rumores que han surgido últimamente, la opinión pública creerá probable que usted ordenase el asesinato.—¿Y por qué iba a hacerlo? ¡Ni siquiera sabía contra quién iba a ser el debate! ¡No tenía motivos para no venir!El segundo invitado era Javier Rodríguez (27 años, soltero, documentalista, el hombre que había sacado a la luz las posibles vinculaciones de Puccio con la mafia). Su respuesta fue mucho más directa:—Es usted detective, así que sé lo que va a decir. Mi documental parece basarse en pruebas poco sólidas, y si se profundizaba sobre ello en el debate podía quedar en evidencia. Pero lo cierto es que tengo pruebas. Pregunte a la policía, se las he entregado a ellos directamente, a la opinión pública sólo le he mostrado lo que se puede enseñar sin riesgo. Mi prestigio no corría peligro por venir a este programa.Los ejecutivos, con quienes pedí hablar por separado, dieron ambos la misma versión: que Yagüe había recibido las amenazas una semana antes del crimen; que antes de eso, alguien había llamado y colgado varias veces desde distintos teléfonos públicos; que se tomó en serio las amenazas y dudó sobre qué debía hacer. Que los dos ejecutivos le recomendaron posponer su programa una semana, emitir un recopilatorio de sus mejores momentos o algo para rellenar, y así ver qué ocurría y si llegaban más amenazas. Y que, hasta el último momento, ese era el plan. Que nadie sabía por qué Yagüe había llamado a sus dos invitados para confirmar, el día antes, que el programa seguía su curso.En cuanto a tu pregunta, Sherezade, si, todos sabían que la víctima tenía pistola. Es más, el tío solía presumir de pipa. La azafata y la iluminadora la habían visto incluso, pues me dijeron que la guardaba en el camerino.Eso fue todo lo que conseguí sacarles. Sólo esperaba que alguno de mis compañeros hubiera tenido mejor suerte.

  13. Y ahora que releo con curiosidad y tiempo (Que ya tengo dos examenes aprovados, Ueee!!!!)Se me ocurre una teoría.Me ha quedado claro al hablar con sus compañeros de programa que el tio, entre otras muchas cosas, era un showman. Resulta cuanto menos curioso que en el mismo momento en que sacas a la luz que estas sufriendo amenazas de muerte, recibas un disparo, recordemos, no letal. Mucha coincidencia.Tambien es curioso que, si lo he entendido bien, Simón estuviera delante de la mesa, dando la espalda a sus invitados. Es casi una falta de respeto hacia estos. Querría ver grabaciones de programas anteriores, para comprobar si siempre presentaba el programa desde esa posición o fué algo de ese día.Mi idea, es todo un montaje. Yagüe lo organizó todo para convertirse en un mito viviente de la televisión (imaginaos el caché que daría sobrevivir a un ataque en directo). Quizá por eso el tirador usó la pistola de la víctima, porque este mismo le había dicho donde conseguirla. Deberíamos comprobar si Yagüe cursó alguna invitación para el programa. Quizá el tenía planeado una leve herida en la cara o el hombro, y no contaba con abrirse la cabeza al caer…¿Qué opinais? Se que es muy precipitado, teniendo en cuenta que hasta nos falta un informe, pero en estos días no se si podré seguir mucho la investigación.Un saludo.

  14. No lo veo, Zalaya. Es una teoría interesante, pero ¿se atrevería Yagüe a ser disparado en plena cara? Yo desde luego no me fiaría de que un disparo en la cabeza me dejase sólo una herida leve.

  15. Estoy de acuerdo: la teoría es tentadora, pero si quieres fingir un ataque y salir vivo de él, no haces que te disparen a la cabeza. a Ningún punto de la cabeza, ni siquiera la cara.El tirador efectuó un solo disparo, porque solo cogió una única bala del cajón. Si solo cargó una bala, es que el tirador tenía mucha confianza en acertar a su objetivo. JNUM¿El arma está descargada? ¿Qué clase de pistola es: una automática o un revolver?BONIATUS¿Las marcas de pólvora a baja altura en la pared, están a una altura como si alguien se hubiera agachado para disparar junto a ella?¿Qué pared tiene las marcas: la izquierda o la derecha?Además, supongo que la puerta se abre totalmente hacia afuera del estudio, ¿cierto? El tirador pudo abrirla y ocultarse tras ella sin riesgo.——————-Finalmente, para definir sospechosos, tenemos que saberlo: a parte de la señora de la limpieza, ¿cuantas personas tienen una llave del camerino de la víctima?Ale, ya está: no os caliento más la cabeza, pero es que llegar tarde me ha puesto de los nervios 😀

  16. La teoría es muy interesante, sobre todo por lo showman que era. Y la repentina confirmación parece sostener esa teoría.Sólo una pequeña modificación… y es que el tirador realmente decidiese matarle al ver la oportunidad. El plan original podía consistir en efectuar un tiro fallido, y que el “asesino” decidiese cambiar luego el plan a gusto propio…En cuanto a lo de la distancia que me comentabas, es precisamente el hecho de que el disparo fuera a la cabeza lo que me hace pensar en un buen tirador. Si pretendía matarle, el cuerpo es un objetivo mucho mayor, y dar en los pulmones ya es una herida muy grave. Entonces por qué disparar a la cara? O para evitar un posible chaleco antibalas, o porque el objetivo era desfigurarle. En cualquier caso, veo más probable que el tiro fuera originalmente a la cara que el tiro se errase y diese por casualidad en la cara.En cualquier caso, eso es una teoría sin pruebas. Si hubiera algún sospechoso con licencia de armas, o asiduo de algún club de tiro, podría servir para reducir el número de sospechosos, pero nada más.Otra cosa puede ser la quemadura de la pared. Se trata de una quemadura pequeña, por lo que nos dice Boniatus. Inicialmente pensaba que sería del arma al dispararse, que habría estado muy pegada a la pared. Y eso me hacía preguntarme como se podía disparar comodamente con la pistola tan pegada a la pared como para quemarla. Pero podría ser una quemadura de cigarrillo? Tenemos a un fumador compulsivo, que quizás apagó ahí un pitillo mientras apuntaba…Hay alguna forma de comprobarlo?

  17. Ya, se que era muy arriesgado, pero… quien sabe. Locos hay en todas partes…

  18. Llego tarde, que mal… Un saludo a todos. Ya esperaba con ansias un nuevo caso.Hay pocas pruebas por ahora, y ya han dicho casi todo lo que se me ha ocurrido Parmacenda y Mauser Still. Así que tengo que esperar a que sus preguntas obtengan respuestas. Yo también pienso que se trata de un tirador experimentado. Esperemos que con la petición de Parmacenda de investigar a los poseedores de licencias de armas y tiradores podamos reducir drásticamente el número de sospechosos.También podremos reducir sospechosos cuando sepamos que pared era la que tenía la quemadura. Supongo que Mauser Still querrá intentar discernir si el tirador era diestro o zurdo, y también la técnica de disparo al estar la quemadura a una baja altura.Ahora vienen mis preguntas:– Boniatus: ¿Pudo haber ido el disparo dirigido a Javier Rodríguez? No tenemos datos sobre sus disposiciones en el escenario. Si fuese así, y la muerte de Simón hubiera sido un accidente, entonces a lo mejor Simón podría haber organizado o participado en ello para evitar “posibles” problemas con la mafia, si es que las amenazas provenían de ahí. Me extraña el hecho de que ambos invitados casi no tuvieran interés real por acudir al programa.También me gustaría asegurarme de que se hayan buscado huellas en el cargador de la pistola (si es que no era un revólver), en las cajas de munición, en las propias balas y en el cajón.Por ahora eso es todo lo que se me ocurre. Mañana repasaré las declaraciones recogidas. Espero que este caso podamos resolverlo rápido 😉 .

  19. Yo?, reirme?, de nada, pero cuidado con las calles.^^. jeje. Aun con pulmonia, estaria por aquí, jajaja, con la estufita al lao, y liada en mantas eso si.Yo creo tambien en que la mancha de la pared, podría ser de un cigarrillo apagado, ¿se podría analizar para ver si es así?El tirador, podría estar agachado mientras la víctima hablaba, razón de más, para que nadie recuerde haberlo visto. Otra cuestión.., Boniatus, dices que la nueva mesa, estaba colocada de manera distinta a la otra. Se podrían mirar las marcas de las patas de la mesa donde se cometió el crime, se me ocurre que fuera ésa la que fue movida, y así asegurar la muerte de la víctima, en caso de que el disparo no funcionase. Si tenemos cintas de otros programas, me gustaria hecharles un vistazo, a ver si la víctima siempre comenzaba en la misma posición el programa.(¿Me apunto a las palomitas, alguienquiere algo más?)Bueno, me voy al examen.XD, Hasta luego!!

  20. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

  21. Nuevo caso! Y tiene buena pinta, a ver si esta vez participo algo más, jeje.De momento me gustaría que comprobaseis en las fotos de la policía si el correo estaba en la posición en que indicó Ignacio Aragón: con el matasellos mirando hacia la silla de Simón. Se me ocurre que el asesino hubiera podido coger alguna carta para eliminar pruebas.Lo que no me cuadra es que únicamente se usase una bala para el asesinato. Podría ser que el asesino hubiese vuelto a poner en la caja las balas que no utilizó, pero me resultaría bastante extraño. Hay alguna manera de saber si había más de una bala en la pistola al ser disparada!?!?Si fuese así, entonces me apuntaría a la hipótesis de que estaba todo planeado por el mismo Simón. Por qué iba el asesino a confiar en una única bala si verdaderamente quería matar al presentador?

  22. Repensándolo, se me ocurre que, si la víctima lo hubiera planeado, habría dispuesto una bala de fogueo. Encontrar esa bala lo demostraría sin lugar a dudas. ¿Porqué arriesgarse a un pulmón perforado, o a un doloroso balazo en el estómago? Como mucho, si Simón concociera la calidad de buen tirador de su cómplice, tal vez se habría arriesgado. Pero entonces estaríamos hablando también de alguien en quien Simón confiaba. Y mucho.———————————-Desde el principio tengo mi propia hipótesis: Simón se decidió de pronto a seguir con el programa, solo 24 horas antes de este. Además, dedicó mucho tiempo a explicar lo de las amenazas en directo (no, en serio, es muy egocéntrico dedicarle tanto tiempo: en directo el tiempo es valiosísimo) Asi que se me ocurre que el objeto de esa parrafada fue desafiar a alguien. Creo que identificó a uno de sus enemigos, o supo que iba a estar allí ese día (lo que indicaría que no estaba todos los días en el edificio) y decidió plantarse ante las cámaras para denunciarle en directo, en un intento de chulearle y protegerse mediante el público. Rollo: “Tengo el programa en marcha, no puedes tocarme en directo, y encima ahora todo el país sabe lo de las amenazas: intenta algo y te cogerán” Cuando halla visto más veces la cinta descartaré o confirmaré esto, pero ahí lo dejo por si sirve de algo…– “¡Rabbit! ¿Ha llegado ya la caja de Porno? Quizá se referían a eso con lo de que Simón utilizaba el plató como patio de diversiones. ¡No muevas así el hocico, que te he hecho una pegunta!

  23. Buenas tardes. He vuelto a leer el caso y me gustaría averiguar si alguien sabe en que puso Yagüe a trabajar a la madre de la iluminadora. Al ver las edades he pensado que bien podría ser la madre la limpiadora; si fuera así, el disparo en la cara sería para (como bien dijo antes otra compañera)desfigurarle.Confirmadme esta cuestión, porque el hilo se podria seguir de esta forma:Barbara pide un trabajo para su madre, y Yagüe la coloca como limpiadora. Ésta, al conocer la forma de trato que dispensa Yagüe al personal, su prepotencia y la importancia que da a su imagen, le quiere dar un “susto”.

  24. Buenas noches, equipo. Vamos a ponernos al día:MAUSER: No es mala tu teoría sobre lo de la única bala; personalmente tengo otra, pero no tengo pruebas para sustentarla. Así que te la comento únicamente para que consideres que puede haber otra explicación: un disparo es una forma poco discreta de matar a alguien, y menos aún con público. Si después de cometer el asesinato vas a intentar que no te pillen (y todo apunta a que ese es el caso), no te plantearías la posibilidad de tener que disparar dos veces; sólo tienes un intento, porque si fallas y tienes que volver a disparar la gente sabrá dónde mirar. En cuanto a lo del egocentrismo de dedicar tanto de su tiempo en directo para hablar de las amenazas… suena raro, sí, pero piensa que, por lo que sabemos, Yagüe sí que era bastante egocéntrico.PARMACENDA: Interesantes reflexiones las de la distancia. De momento te diré que ninguno de los miembros de su equipo tenía licencia de armas… seguiré investigando este punto. Sobre la quemadura, he visto las fotos del lugar y me parece demasiado grande para ser de cigarrillo. No descartaría yo que la produjese el disparo.JOAQUÍN: Bienvenido a bordo, pasa que hay sitio. La pared de la quemadura era la derecha, así que creo que podríamos descartar a los zurdos; en cuanto tengamos una lista reducida de sospechosos, os lo haré saber.CERES: Bienvenida tú también. Has tardado en entrar, ¿la lluvia te ha retrasado? 😛 Ahora en serio: yo también pienso que la quemadura puede indicar que quien la causó estaba agachado o arrodillado. ¡Mucha mierda para ese examen!EXTRAÑO DESCONOCIDO: A ti también te doy la bienvenida. Según las fotos, el correo estaba dispuesto exactamente como nos dijo Aragón. Sobre tu otra pregunta, a mí personalmente no se me ocurre cómo demostrarlo, así que me temo que por el momento es un punto muerto; de todas formas, si alguien tiene alguna idea…LA MADRE DE ZEMO: Bueno, esta vez no se ha identificado como tal, pero dado que dice que se ha releído el caso… si he fallado con mi deducción y estoy respondiendo a Zemo tratándole como a su madre, se me corrija, por favor. Curiosa pregunta, la verdad es que Zalaya ha mencionado a pocas mujeres en el estudio, y sólo una tendría la edad para ser la madre de Bárbara. Zalaya, cuando tengas tiempo, ¿podrías acercarte a preguntar ese detalle?Estamos haciendo un buen trabajo, equipo. Ahora sólo nos falta que Jnum publique su informe para tener todos los datos. ¡Ánimo!

  25. Una corrección… fue Mauser quien dijo lo de que la altura de la quemadura pudiera indicar que alguien estuviese agachado. Ceres está de acuerdo con su hipótesis, y yo también; pero me he confundido y no le he atribuido el razonamiento a quien lo hizo desde el principio. Perdón por el despiste, Mauser.

  26. No me quejo jefe. Al menos usted me hace caso, no como Rabbit ;-D.– “A ver, conejito: Sal del baño, ¡Necesito esa caja de porno! ¡El almacén está lleno de ellas! ¡¿por qué tienes que encerrarte con esa precisamente?!” 😉

  27. Este caso se presenta interesante. No todos los días contamos con la grabación del crimen que estamos investigando. Os paso mi informe, aunque no sé si echa mucha luz sobre las dudas que planteáis, la verdad, había poco material que analizar.INFORME DE PRUEBAS FÍSICASAgradecí al mensajero que me trajo las pruebas de comisaría. En cierto modo me decepcionaba que me hubieran traído tan poca cosa… sólo el correo de la víctima, la ropa con la que murió, algunos efectos personales y lo que suponía que sería la joya de la corona: el arma del crimen. Pero en fin, pensé que si Boniatus encontraba algo ya me lo haría llegar… aunque, y siempre sin querer menospreciar a un compañero que ya había demostrado sobradamente su capacidad, si la policía en una semana no había encontrado nada más, poco pensabas yo que se pudiera sacar ya.En fin. Me puse manos a la obra. Por lo que sabíamos, la víctima (el presentador de un polémico programa de televisión) había recibido amenazas de muerte. Comencé, por tanto, a revisar su correo. Decidí catalogarlo por la fecha del matasellos, para establecer una cronología. Ahí fue donde me llevé la primera sorpresa: una de las cartas no estaba sellada.¿Habría encontrado la amenaza de muerte tan pronto? Pero esa carta llevaba remite… Busqué la dirección en mi ordenador, estaba en la misma ciudad e incluso cerca del estudio de televisión donde trabajaba la víctima. Abrí el sobre, preparándome para dar a la policía la dirección del potencial asesino o cuanto menos de hacerle una llamada… grande fue mi decepción al descubrir que se trataba de una carta de apoyo de un admirador, que le animaba a continuar con su programa y a no dejarse amedrentar por las amenazas.Contrariado, seguí registrando el resto del correo. La amenaza de muerte estaba en un mensaje anónimo, mecanografiado y posteriormente fotocopiado, que la policía me informó de que se había deslizado por debajo de la puerta. Se recibió tras el último programa que la víctima llegó a hacer entero, una semana antes del crimen. El contenido: “Si vuelves a aparecer en televisión será lo último que hagas. Retírate o muere”. Encontré cartas de detractores y de admiradores por igual. Incluso alguna que otra carta de amor. De éstas, que leí con más interés (por si acaso), me llamó la atención que al menos tres de ellas eran de la misma mujer, y que en una de ellas incluso le agradecía cuánto estaba haciendo la víctima por su familia.Esto parecía cuadrar con los efectos personales. El frasco de colonia y la cajita envuelta para regalo que la policía encontró en la papelera tenían tamaños similares… quizás esta mujer enamorada había obsequiado a su amante con una fragancia especial. Extrañado por el escaso contenido de la papelera, llamé a comisaría para preguntar; y me informaron de que la mujer de la limpieza vaciaba las papeleras cada día. Eso sólo podía significar una cosa: el regalo se hizo el mismo día del asesinato.Había otra caja, precintada por la policía, pero estaba autorizado a desprecintarla. Casi podía imaginarme las risitas de los polis cuando la precintaron… la caja estaba llena de fotos de mujeres desnudas. Me llamó la atención que, aunque el decorado y la iluminación parecían de estudio, la calidad de las fotografías era bastante amateur. Alguna de las chicas me resultaba familiar, pero no sabrías decir por qué. Desde luego, la del tatuaje del dragón de cuello a muslo era preciosa, y quizás era la única de las chicas de las fotos que no se mostraba tímida ante la cámara.Por progresión lógica, después de los desnudos, empecé a analizar la ropa. La ropa con la que murió la víctima me llegó en una bolsa herméticamente cerrada. Casi esperaba abrir la bolsa y que me llegase una vaharada del olor de la colonia, pero no fue así. Nada en los bolsillos. Marcas en la solapa, donde había estado el micrófono. Lo único destacable que encontré fue la salpicadura de sangre. El disparo había ido directo a la cara, según vi en el video y según me confirmó el informe de la autopsia. Había llegado la hora de estudiar el arma homicida. Me llamó la atención que el cargador estuviera vacío. El informe policial decía que no se habían encontrado balas. Tampoco habían hallado huellas. ¿Habrían limpiado el arma? Hice mi propia búsqueda… y encontré huellas por toda la culata y el cargador. ¿Cómo diablos no las habían visto? Cotejé las huellas con la base de datos, y entonces lo comprendí: las habían visto, pero no las habían tenido en cuenta. Se trataba de las huellas del propietario legítimo de la pistola… la propia víctima.Eso descartaba la limpieza. El asesino llevaba guantes.La pistola había resultado menos útil de lo que esperaba. Tendría que esperar a ver si alguno de mis compañeros tenía más suerte.FIN DEL INFORMEEsto es todo, al menos por el momento. Vamos a ver si podemos ir reduciendo la lista de sospechosos que se presenta inusualmente numerosa en esta investigación.

  28. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

  29. Muy bien, damas y caballeros, ahora sí, ya tenemos todos los hechos (a falta de un par de detalles que habéis preguntado y que vamos a intentar confirmaros). ¿Ideas?

  30. ¿Cómo sabía el admirador que le escribió la carta sin matasellos que Simón estaba siendo amenazado, si solo lo hizo público minutos antes de morir?.

  31. ¡Bien visto, Mauser! Quien escribió esa carta tenía que saber de las amenazas; eso nos deja sólo con la propia víctima, los ejecutivos de la cadena y (sea o no uno de los arriba mencionados) el asesino en persona.Voy a comprobar la dirección, a ver qué encontramos. ¡Buen trabajo!

  32. Malas noticias. La dirección es real, pero el apartamento lleva seis meses con el cartel de “Se alquila” en el balcón. He investigado un poco a los anteriores inquilinos y al casero; ninguno parece tener relación alguna con nuestro caso.Volvemos al punto de partida. Pero tu conjetura sonaba muy bien, te juro que creí que ya lo teníamos. ¿Alguna otra idea?

  33. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

  34. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

  35. Muy bien, ahora que por fin tengo tiempo de clarificar mis ideas, voy a contestar a las preguntas que habeis planteado.He salido de un examen a las 6 (Creo que he aprobado) y hasta las 9, hora en que entraba a trabajar, teía tiempo de pasarme por la emisora para hacer unas cuantas preguntas.Vamos por partes.Hemos conseguido descartar a los zurdos gracias a la posición del quemazo, así que la lista de sospechosos se reduce a:– Juani Reyes, la limpiadora.– Bárbara Molina, la iluminadora.– Sebastián Landaluce, el operador de cámara.– Paloma Cañizares, la azafata.En cuanto al otro dato que pedíais… Juani Reyes es, efectivamente, la madre de Bárbara Molina.Voy a cenar de una vez y me pongo a repasar las demás conjeturas, un saludo.Pd: Perdonad por las dos entradas borradas, he tenido un problemazo con un cacho de pizza y la tecla del enter.

  36. Perdonado quedas… ¿ha sobrado pizza?

  37. A.K.Debo decir que ha sido la primera persona que he considerado como remitente de la carta. Observando cómo ha actuado en casos anteriores, veo alguna coincidencia… y le creo capaz de regodearse con una muerte en directo. Pero no hay pruebas que lo sustenten, así que no hay más que hacer.Una cosa está clara. Si la carta no tiene matasellos, quiere decir que nunca pasó por la oficina de correos. Alguién dejó esa carta con el correo habitual, sin llegar a echarla en el buzón… así que esta es mi pregunta. Quién tiene acceso al lugar donde se deja el correo antes de llevarlo al camerino? Considerando lo particular que era la víctima, es posible que eso reduzca más la lista de sospechosos…Y hay algo más que me escama… pero no logro establecer qué es. Repasaré los datos, pero al menos ya sabemos que la quemadura es de la pistola.

  38. Un pequeño tiro al aire…Teniendo en cuenta los sospechosos que tenemos ahora.., sabemos si esos son sus verdaderos nombres?, por que ultimamente, tenemos el problema de que nadie es quien dice ser…:S.Aparte de esto: Se sabe algo, sobre posibles huellas en el cajón de la pistola, y la caja de balas?.Aparte de la limpiadora, el resto de sospechosos, ¿usa habitualmente guantes para algo?voy a consultar con la almohada. hasta mañana!(Acabñe los examenes, y ya tengo un 7’5 en uno!^^)(Espero que no os lloviera demasiado^^U)

  39. A ver, ya sé lo que no me cuadraba. Lamento poner dos entradas tan seguidas.Un tatuaje de dragón, de casi cuerpo entero (desde el cuello al muslo? Jnum, necesitaré que me dejes esa imagen… para observar el talento artístico del tatuador, se comprende) puede estar asociado a la mafia asiatica?En cualquier caso, Jnum, comentas que varias de las chicas de las fotos te son familiares. Es posible que se trate de personalidades de la cadena? Actrices, presentadoras, azafatas… alguien que puedas haber visto en la tele?Y eso me lleva a una nueva pregunta. Hay alguna forma de determinar cómo de recientes son las fotos? La señorita Molina nos comentó que mantenía una relación aparentemente estable con la víctima. Pero si hay fotos recientes tomadas por Simón de otras chicas desnudas, eso daría un motivo a nuestra iluminadora…

  40. Paloma Cañizares (24 años, soltera, azafata del programa, mirada atrevida y la cola de un tatuaje asomándole por el cuello y escondiéndose en su blusa).Ya tenemos a una que sale en las fotos, con la víctima.Y Bárbara dice que se querian y que lo suyo era algo “serio”. Como móvil, creo que tiene sentido, pero no se si de la madre: Encuentra la caja, ve que está engañando a su hija, y decide vengarse.Como la hija: Encuentra la caja, ve que lo está engañando, y se venga.Si, es lo mismo, pero.., nose para cual.:S.ahora si me voy.XD

  41. Bien visto, equipo. Parmacenda, efectivamente, la falta de matasellos sugiere que la carta se depositó allí expresamente. Así que nos quedan, creo, tres dudas al respecto: quién, cuándo, y por qué.Ceres, acabo de comprobar la foto en cuestión. Durante un buen rato. Diría que efectivamente la chica del tatuaje es Paloma Cañizares. Y sabiendo eso, empiezo a reconocer al resto de las chicas… algunas de ellas al menos, las que muestran más en sus fotos; creo que son las demás azafatas del programa.Me gustan tus hipótesis de móvil. Ahora sabemos que esas dos mujeres podían tener un motivo para el crimen (por desgracia no podemos demostrar que ninguna de las dos viera la caja, así que por el momento no deja de ser una hipótesis).Estamos estrechando bastante el círculo, encontrando bastantes pruebas claves, y sólo llevamos dos días de investigación… Os comunico que Arjona nos va a odiar profundamente a partir de ya 😉 ¡Buen trabajo!

  42. Oh, y lo olvidaba… Ceres, ¡enhorabuena por ese 7,5!

  43. Bueno, quizás no podamos demostrar que hayan visto la caja, pero es obvio que Juani Reyes, la madre de la iluminadora enamorada, sabía que Yagüe no era trigo limpio en los temas de amor…Decir que <>era un cerdo, un prepotente y un degenerado, y que seguro que había muerto por perseguir faldas<> parece indicar que la madre no veía con muy buenos ojos la relación que mantenía con su hija. Se puede interrogar a la madre al respecto, saber si tenía conocimiento de la relación, y quizás lo que su hija opinaba?

  44. Oh, y lo olvidaba.Ceres, enhorabuena por ese 7.5, y por darte cuenta de que el tatuaje pertenecía a la azafata…Supongo que el tema del debate me hizo irme por las ramas 🙂

  45. Bien visto, Parmacenda, pero coincido contigo en que eso no demuestra nada. Con todo, se puede proceder a un segundo interrogatorio y a ver si sacamos algo en claro… aunque no esperes que el asesino nos vaya a decir la verdad cuando le preguntemos por sus motivos 😉

  46. Lo siento, Jack, llegas tarde….La Formaggio con bacon, queso de cabra y champiñones es demasiado suculenta… sobre todo cuando es gratis.Mu gusta la teoría de la mafia que ha expuesto Parmanceda, aunque no sabemos si la azafata habñia entrado en el camerino de Yagüe y sabía donde encontrar la pistola.Meditare esta noche, y mañana, ya con más calma, intentaré darle un nuevo enfoque.Un saludo.Pd: Y ehorabuena a Ceres… yo con sacar menos tambien em conformo, la verdad.

  47. JNUM:Sí que es extraño lo de la carta de apoyo. Una carta de apoyo sobre un tema que nadie debería conocer y entregada personalmente con una dirección deshabitada… Si es manuscrita, ¿se podría comparar con la caligrafía del propio Simón Yagüe (apoyaría la teoría del montaje, aunque el disparo pudiera no formar parte del plan) o de Bárbara Molina? Incluso con la de los directivos que conocieran lo de las amenazas.ZALAYA o BONIATUS (no tengo claro a quien debería dirigirme):¿Podemos descartar a Sebastián Landaluce si éste estaba realizando su trabajo? Es decir, era operador de cámara, tal vez puedan confirmarnos que estaba en algún lugar en el momento del disparo (en el fondo le estaremos creando su propia coartada en lugar de desmontarla, se me hace bastante raro xD).No se ha hablado del casquillo, ¿se ha pasado por alto o no se ha encontrado? Si no se ha encontrado, es posible que el tirador lo hubiera recogido al instante (se que no tendría sentido al ser el arma de la propia víctima, pero cualquier fallo nos puede dar la clave) y podría haberse quemado. Al parecer llevaba guantes, pero si no fuera el caso, alguno de los sospechosos podría tener una pequeña quemadura.

  48. Muchas gracias a todos!!!!^^Con respecto a las cartas.., Boniatus, dices que tres de las cartas, pertenecían a la misma mujer, que parecia estar enamorada de él, podría ser la Bárbara Molina?, hay alguna referencia?Zalaya, se le podría preguntar a Bárbara, si sabe algo del tarrito de colonia, (a ver si era suyoi o no). Y a ignacio si recuerda dónde recogió esa carta.También podríamos intentar preguntar a las azafatas si sabían que mientras estaban con la víctima, les hacían fotos.

  49. Felicidades conretraso, Ceres: que todos se te den igual de bien o mejor 😀Para responder al “cuando” de la carta sin matasellos, habría que tratar de interrogar al chico del correo: ¿Cuando fue la última vez que le llevó el correo a Simón? ¿Recuerda haber dejado una carta sin matasellos? Como tenía que ordenarlos según el matasellos, si la entregó él, debería acordarse.JNUMY por supuesto, tal como dice Horatio: “Confía pero comprueba” habrá que buscar huellas en la carta sin matasellos por si acaso. Imaginaos si estuvieran las del chico de correo, pero este nos dijera que no la entregó…Vereis, tengo una teoría sobre esa carta: dado el condumio de la dirección falsa, y el agradecimiento al público de Simón e su última aparición, tal vez el asesino la envió al conocer que se planeaba emitir un “especial de refritos” para hacer así que la víctima se decidiera a hacer el programa y poder matarla en directo. ¿No os parece?

  50. Increíble aporte, Mauser. Esa explicación sobre la carta anónima puede dar mucho juego, esperemos que tengas razón.

  51. La madre de Zemo again:Posibles sospechosos:– Juani Reyes, la limpiadora. Utiliza guantes y se pudo deshacer de ellos. Sabía por su hija donde guardaba la pistola. Podría haber dejado la carta de apoyo con remite, ¿Tenía fecha?– La carta amenazante si se deslizo por la puerta, teniendo ella la llave no sería muy lógico.– Podría haber reconocido la letra en las cartas de amor si eran de su hija.– Carmelo Salvador. Al ser el otro iluminador también sabría como le gustaba a la victima que le iluminaran la cara y tenía clara la iluminación de la sala en el caso de realizar el disparo. Preguntadle para qué utilizaba el plató fuera de horas la victima y si podría ser él el autor de las fotos.-Barbara, porque no se sintiera correspondida por la victima,¿Qué es lo que oculta ? ¿POSIBLE EMBARAZO?

  52. Por cierto, dos dudas:– ¿Cuánto tiempo lleva viuda la limpiadora?– ¿Podría saberse el nombre del marido? Por si tuviera relación con antiguos programas de televisión o fuera motivo de alguna trifulca entre madre e hija.

  53. ¿Sabes, Mauser? Me convence mucho esta conjetura. No le veía ninguna lógica a la carta, si os soy sincero; sabíamos que no era un envío postal auténtico, suponíamos que lo había enviado el asesino, pero no le veía el sentido a amenazarlo de muerte y luego felicitarle por el programa. Pero lo que planteas tiene mucho sentido: esa carta podría haber sido el empujón que Yagüe necesitaba para volver a salir en antena. Y si ya has planeado un asesinato en directo, ¿no te resultaría frustrante que la víctima decidiera no presentarse?Joaquín, he verificado la caligrafía, no se corresponde con la de Yagüe. Pero buen punto. El casquillo no se ha encontrado. Y que no se te haga raro buscarle coartada a uno de los sospechosos… pásate por nuestros archivos, revisa < HREF="http://lasociedaddelmisterio.blogspot.com/2008/03/caso-n-00009-las-tres-muertes-de.html" REL="nofollow">este caso<> y verás que la cosa todavía puede ser muuucho más rara 😛Ceres, te puedo contestar a tu pregunta sobre las fotos… estoy bastante convencido de que lo sabían. Quizás no ha quedado claro en los informes (bueno, quizás no, seguro), pero las fotos son sólo de las azafatas desnudas (y de otras mujeres desnudas, pero en el mismo escenario). Creo que se trataba de castings, sé que todas sabían que ahí había una cámara, y sospecho que Yagüe estaba detrás.Madre de Zemo, interesante resumen de los sospechosos más plausibles. Me ha llamado sobre todo la atención el razonamiento seguido para sospechar del iluminador, aunque le veo más potencial a la limpiadora. Por curiosidad… ¿qué criterio ha seguido para descartar a los otros dos diestros?Voy a recopilar la información que tenemos, y os comento qué nos puede faltar. Creo que estamos muy cerca de la resolución. ¡Buen trabajo a todos!

  54. Jack, Quien encontró el arma en la papelera? Fue quizás la limpiadora?Sabemos que la limpiadora se encargaba de vaciar las papeleras todos los días, y supongo que trabaja con un carrito de limpieza donde se puede ocultar algo facilmente…No sería probable que, tras realizar el disparo, ocultase el arma en el carrito hasta poder tirarla en una papelera, o que fingiese encontrarla?Vaciaba las papeleras en algún orden específico?No se si me explico bien. Estoy preparando un examen, pero acaba de ocurrirseme y no me lo quito de la cabeza.El arma estaba en una papelera, y la limpiadora las estaba vaciando como todos los días. Nadie sospecharía de ella si estuvo cerca de la papelera donde se encontró el arma, pero eso podría decirnos si ella es culpable. Si el arma se encontró en una papelera llena que debía haberse vaciado, porqué no se vació?Alguien me entiende, o los ejercicios me afectan mucho?

  55. Podemos comprobar la letra de la carta de ánimo sin sello con la de los cuatro sospechosos que tenemos hasta ahora, porfaplease??

  56. Otra vez la madre de Zemo: Mis criterios de descarte son los siguientes: – SEBASTIÁN LANDALUCE: El cámara. En el momento del disparo se supone que estaría frente a Yagüe ya que éste “… estaba hablando a cámara frente a la mesa.” A no ser que no estuviera en su puesto,lo cual hay que confirmar. Además, mi intuición me dice que un hombre comprometido está por su trabajo y mas sabiendo que el jefe es exigente y violento.-PALOMA CAÑIZARES: Azafata, soltera atrevida, tatuada, “…quizás la única de las chicas de las fotos que no se mostraba tímida ante la cámara.”Pienso que ella es el último “juguete” de Yagüe, posiblemente la que le regaló la colonia y que sabía que tenía una pistola en su camerino.Hay una cosa que me intriga, cuando Yagüe se dirige al público primero dice: “Si alguien quiere matarme…” (en singular) …que vengan, si se atreven.” ¿Por qué emplearía el plural?

  57. Me voy a hinchar tanto que no cabré en el cubículo… encantado de aportar 😀¿Sería redundante buscar rastros de pólvora en los guantes de la señora de la limpieza? En fin, de ser así, probablemente los habría lavado ya. Y eso que los guantes profesionales no son de usar y tirar.Sin embargo, se me viene a la mente el motivo por el cual se recogió el casquillo, y el motivo real por el que se pegó el arma a la pared:Como Jnum ha hablado de que “no se encontró ninguna bala en el cargador” deduzco que se trata de una automática, porque de lo contrario habría dicho “ninguna bala en el tambor”.Asumiendo que Simón no guardase el arma cargada, el asesino tuvo que coger una bala de la caja e introducirla en el cargador. Esta es una operación -y más si las cajas estaban casi llenas- que dificilmente puede hacerse con cualquier clase de guantes. Al menos una de las manos tiene que estar a pelo.En otras palabras: aunque la pistola se operase con guantes, el casquillo conserva probablemente las huellas de quien lo cargó. Al acercar la ranura de expulsión de casquillos a la pared, pudo controlar hacia donde iba y hacerse con él, en el momento o más adelante.Aún así, para no centrarme de más en la de la limpieza: ¿Se dijo algo de que los de atrezzo ponían la mesa de Simon de manera distinta? ¿Cómo? ¿Distinta de “un par de cm a un lado” o de “un metro y pico a un lado? Porque si de la otra forma no se ve desde la salida, es importante.(bostezo) ¿Nos quedan palomitas?

  58. Bien, damas y caballeros, esta es la situación. Tenemos el caso prácticamente resuelto, pero necesitamos alguna prueba concluyente de quién de nuestros cuatro sospechosos lo hizo. Sabemos que tuvo que ser alguien de la cadena, sabemos que sólo hay cuatro diestros en el equipo (en la vida había visto tantos zurdos juntos en un mismo edificio, por cierto), sabemos que tres de esas personas declaraban tener motivos para despreciar a la víctima y que existía un posible móvil para la cuarta persona (la caja de porno podría haber dado a Bárbara un ataque de celos). Pero seguimos sin saber quién de ellos lo hizo. Estoy convencido de que sólo nos falta atar un cabo. Lo tenemos todo bastante bien planteado. Si me lo preguntáis, yo apostaría mi dinero a Juani Reyes, es a la que le veo más posibilidades; sin embargo, y aunque prácticamente todo la señala a ella, sigue sin ser concluyente.¿Alguna idea?

  59. Hombre, lo cierto es que ya sólo con el hecho de que ella tuviera la llave y pudiera coger el arma se la podría interrogar a fondo. Es una prueba bastante poderosa, si la unimos a que el tirador fuera diestro.Se sabe algo sobre cómo y cuando vaciaba las papeleras, y si fue ella quien encontró el arma? Y si utilizó el carrito para esconder el arma después del disparo, es posible que haya restos de pólvora en el mismo?Sé que con esto puede que no obtengamos nada, pero por investigar al sospechoso más probable no creo que perdamos nada…

  60. Hola, buenas tardes.Creo que todo apunta hacia la limpiadora, pero hay una cosa que no me termina de cuadrar… El hecho de que el único disparo no haya sido en realidad, mortal, me escama. Si quieres matar a alguien y sólo dispones de una oportunidad, y sobretodo si no eres un tirador experto, disparías al cuerpo, el blanco es más grande, son menos las probabilidades de fallar, y hay más órganos vitales..Si Barbara ignoraba que el que ella creía el hombre de su vida, le estaba ponioendo los cuernos con la mayor parte del personal femenino de la cadena, delante de sus narices… al descubrirlo debió ponerse muy celosa… Podía convencer a su madre para que la ayudara… Pero como mujer enamorada, en el fondo no querría matarlo, pero sí desfigurarlo, aunque yo personalmente habría apuntado bastante más abajo, no me cabe duda que para alguien tan egocéntrico y pagado de sí mismo, que la cara le quedara desfigurada, sería un manera cruel de hacerle pagar su sufrimiento.Seguramente estoy desvariando, lo siento, llevo un par de días un poco febril, y eso afecta mis neuronas..Y Ceres, aunque con mucho retraso, enhorabuena…

  61. Vamos a ver… si los sospechosos son:– Juani Reyes, la limpiadora.– Bárbara Molina, la iluminadora.– Sebastián Landaluce, el operador de cámara.– Paloma Cañizares, la azafata.No se supone que durante la emisión del programa TODOS están en su puesto de trabajo bien visibles por el resto del equipo? Todos, menos Juani, claro!!!! Lo único que dudaría es de si la iluminadora se podría haber encontrado en el lugar desde el que se disparó el arma, pero eso seguro que es muy fácil de comprobar.Según lo veo yo, todos los sospechosos menos Juani podrán demostrarnos que, en el momento del asesinato, se encontraban en un lugar diferente al del disparo. Y aunque no fuera así, al menos podremos reducir la lista de sospechosos!Le podemos preguntar al regidor por empezar por alguien?

  62. Perdonad mi ausencia, pero la vida de un profesor es trepidante y llena de emocion… (Mentira, estaba corrigiendo examenes)Paso a contestaros:Mauser. La altura a la que esta la quemadura nos indica que quiza si que estuviese arrodillado. Y si las puertas se abrian hacia afuera.Joaquin. Desde la posicion del tirador podria estar apuntando tanto a Yagüe como a sus dos invitados, asi que es posible que apuntasen a Rodriguez pero tambien podria estar apuntando a Puccio.Ceres. Felicidades con retraso… Si te hubiese corregido yo el examen te hubiese puesto algunas decimas mas como regalo entre colegas. La diferencia en la colocacion de la mesa es minima, apenas dos centimetros. No creo que el cambio de posicion hubiese alterado nada.Dicho esto… Juani me parece a mi la principal sospechosa… Ademas es la unica que no estaba ocupada en ese momento. Me explico. Tanto el operador como la iluminadora, como la azafata estaban en activo durante el programa, tenian que estar trabajando, por lo tanto creo que no pudieron ser ellos.Seguire conjeturando.

  63. El extraño se me ha adelantado… Bien visto.. A ver que dice Jack

  64. ¿Dije que iba a participar en este caso? ¿Por casualidad llego cuando el caso ya está resuelto? Pues ya me pase más de una hora leyéndolo, así que se joden. Voy a participar aunque no quieran.“Ignacio Aragón (27 años, soltero, encargado del correo, recién salido de la universidad), que le había llegado a ver disfrutar de las cartas de protesta que le llegaban, y que era tan maniático que si él no se las depositaba en la mesa con el matasellos mirando siempre hacia su silla montaba en cólera.”Sabiendo esto no sería extraño pensar que Aragón prestara redoblada atención a su tarea de colocar el correo sobre la mesa del camerino de Yague. En el caso de que hubiera procedido a dejar una carta sin matasellos seguramente lo recordaría, y si otra persona la coloco ahí y, quizás, en la posición incorrecta, me imagino que recordaría el ataque de ira del showman. Sería bueno averiguar esto por que si el muchacho del correo no recuerda haber dejado la carta (o si no tiene sus huellas, Jnum), o si recuerda que Yague le echó la bronca por nada, significaría que alguien más colocó la carta sobre la mesa. Ahora, la única persona que sabemos tiene acceso al camerino, además de Yague mismo, es la señora de la limpieza. Conjeturo que la carta de soporte tuvo que colocarla el culpable del crimen a último momento y de manera directa (sin intermedio del correo, sin matasellos) sobre la mesa de Yague. Seguramente la decisión de Simón y los ejecutivos del programa de suspender la transmisión de ese día la obligo a proceder así.Ahí está, después de tanto tiempo volví… y me voy de nuevo de vacaciones. Adieu.P.D.: Ya se que se llama Yagüe, pero corregirlo me da pereza.

  65. Buenas observaciones, equipo. El regidor tenía constancia de la localización de Bárbara, Paloma estaba ante las cámaras, y si Sebastián no estaba en su puesto es que alguien le estaba sustituyendo porque, sea como sea, cuando el regidor dijo “Cámara dos, acércate” alguien obedeció. Juani Reyes no puede demostrar que no estuviera efectuando el disparo.Por desgracia, no poder demostrar algo no es lo mismo que poder demostrar lo contrario. Esto refuerza las sospechas que ya pesaban sobre Juani, desde luego, y exculpa al menos a dos de tres (sigo con mis dudas sobre Landaluce, pensadlo: luces apagadas, él detrás de la cámara, ¿cómo demostrar que era él quien la operaba?).Pero no os desmoralicéis, que creo que Rasudoque (bienvenido a bordo, por cierto) puede haber dado con la clave. Si seguimos la declaración del encargado del correo, sabemos que no habría podido depositar las cartas sobre la mesa sin ver una sin matasellos; alguien tuvo que entrar después y depositar ahí la carta.Voy a hablar con Aragón. Si su declaración cuadra con nuestras conjeturas, tendremos suficiente para cerrar este caso. ¡Estad atentos!

  66. Madre de ZemoMe parece que no hemos pedido un análisis de huellas en el frasco de colonia ¿Podría ser? También sería interesante comprobar que la cajita envuelta para regalo se corresponde con el frasco de colonia o si por el contrario contiene otra cosa. Mirar también si existen huellas.

  67. Cuando llegué al estudio, Arjona ya lo había dispuesto todo como le había pedido: todo el personal presente en el plató, la policía dispuesta para efectuar una detención, nadie entra ni sale sin autorización. Saludé a la policía y solté la caja que había traído conmigo.—Damas, caballeros, ante todo gracias por venir. Saben todos por qué estamos aquí, ¿no? Todos ustedes estaban en el estudio en el momento que Simón Yagüe fue asesinado. Eso les convierte a todos en sospechosos.Se alzó un murmullo de descontento. Arjona llamó al orden.—Tranquilos, por favor —dije—, casi todos ustedes podrán irse a casa en los próximos cinco minutos. Sólo he querido seguir un orden para ilustrar el proceso seguido en esta investigación.»Bien. El disparo, como sabrán, se efectuó desde aquí —proseguí, colocándome donde había estado el asesino—. Con la pistola pegada a esta pared, y de rodillas. Esto nos indica que el asesino era diestro. Por favor, ¿podrían los zurdos de la sala levantar la mano? Gracias, todos ustedes pueden irse.Ante los ojos de Arjona, prácticamente todo el mundo desfiló hacia la puerta de salida. Podría jurar que casi le da una pataleta al ver que habíamos descartado a Puccio tan pronto… posteriormente le explicaría cómo se podía demostrar que ese hombre era un timador y un especulador, para que al menos pudiera encerrarle por algo.Quedaban cuatro. Nuestros cuatro sospechosos.—En seguida podremos despedirnos de otros dos, pero antes me gustaría aclarar un par de puntos, sólo para que todos sepamos de qué estamos hablando. Señorita Molina, es usted iluminadora en el programa, ¿no es así?—Así es, llevo ya dos años en el puesto.—Y su relación con su difunto jefe, el señor Yagüe… ¿cuánto tiempo llevaban juntos?Se mostró recelosa a continuar. Pero sabía que no podía hacer otra cosa.—Nueve meses —dijo finalmente—. Nos faltaba poco para hacer el año.—¿Le regaló usted un frasco de colonia recientemente?—Sí…—¿Éste? —precisé mostrando la prueba encontrada por Boniatus.—Sí, diría que era ése.—Señorita Molina, ¿tenía usted llave del camerino del señor Yagüe?—No. Ni siquiera me había dejado entrar aún.—Gracias. Puede usted irse, el regidor responde por usted, su coartada es sólida.La iluminadora abandonó el estudio. Se volvió un instante para mirar a su madre, preocupada porque a ella no la habían invitado a salir todavía. Finalmente se fue.—Señorita Cañizares —dije a continuación—. Nos dijo usted que el señor Yagüe no era precisamente un santo, y que para él, el estudio y su personal eran como sus propios juguetes. ¿Lo recuerda?—Sí.—¿Se refería tal vez a que utilizaba este mismo plató como escenario para sus sesiones fotográficas?—Por supuesto.—¿Reconoce ser esta mujer? —pregunté sacando de la caja su fotografía erótica.—Soy yo, sí.—¿Son éstas sus compañeras? —proseguí mostrando más fotos.—Algunas. De las que hay menos fotos son las que se cubrían antes, y esas no conseguían el trabajo.—¿Por qué no nos habló de estas sesiones fotográficas cuando la interrogamos?—Mire, me da igual que ese cerdo me sacara fotos a mí en pelotas. Pero no pensaba revelar que todas mis compañeras habían pasado por lo mismo. Eso era un asunto entre ellas y Simón, yo no tenía derecho a contarlo.—Puede irse, muchas gracias, está usted grabada, estaba en el escenario en el momento del crimen.La azafata se marchó con la cabeza bien alta. Arjona me pidió ver esa foto con más detalle.Sólo quedaban dos.—Los ejecutivos de la cadena nos han notificado que sólo ellos y la víctima sabían de las amenazas —expliqué—. Si alguien sabía que el programa de esa semana se iba a suspender, no tenía por qué conocer el motivo. Sin embargo, Simón Yagüe recibió una carta de apoyo de un admirador el día antes de su muerte. Y esa carta le animaba a seguir adelante y a no dejarse intimidar por las amenazas. Lo que significa que quien la escribió sabía que Yagüe había sido amenazado. Sé que ninguno de los dos admitirá saber nada de las amenazas… pero lo cierto es que no nos hace falta.Saqué de la caja el sobre sin matasellar.—Si el encargado del correo hubiera entregado esta carta, Yagüe lo habría hecho azotar. Era muy maniático y estricto con el correo, siempre debía serle entregado con el matasellos apuntando hacia su silla. Ya que el señor Aragón no la entregó, alguien tuvo que entrar en el despacho y colocarla personalmente. Sabemos que los dos ejecutivos de la cadena son zurdos, y sabemos que la otra única persona que disponía de una llave era la mujer de la limpieza. Señor Landaluce, puede irse, gracias.El operador de cámara, que llevaba mirando mal a Juani Reyes desde que se habían quedado sólo ellos dos, aprovechó mi invitación para salir corriendo. Quedamos sólo los policías, el detective y la limpiadora.—Usted tenía el móvil —añadí—. Su hija estaba saliendo con un cerdo que le ponía los cuernos con cualquier hembra que se le cruzase por el estudio. Vio las fotos, estaban en el camerino y Yagüe sólo le permitía entrar a limpiar cuando él no estuviera. Sabía dónde guardaba la víctima su pistola. Conocía el estudio, sabía dónde colocarse para no ser vista durante el disparo. Trabaja con guantes, así que no tuvo ni que buscarlos. Y pudo guardarse la pistola y tirarla a la basura sin problemas, porque como mujer de la limpieza nadie sospecharía de usted si se acercase a una papelera.—¿Y usted me culparía? —gruñó la señora Reyes—. Bárbara es lo único que me queda en la vida y ese hijo de puta la estaba engañando. Alguien tenía que protegerla.—Usted no tiene licencia de armas. ¿Dónde aprendió a disparar?—Mi marido me enseñó. Antes de morir. Para que no estuviéramos indefensas, Bárbara y yo.Arjona ordenó la detención de Reyes. La mujer mantuvo la mirada de los policías que la inmovilizaron.—Permítame una pregunta —dije antes de que se la llevasen—: al tener llave del camerino, y con lo estricto que era Yagüe con su privacidad, podría haberlo matado allí y nadie lo habría sabido en horas, quizás hasta el día siguiente. Ni siquiera habría tenido que entregarle la carta para hacerle salir en antena. ¿Por qué hizo todo esto?—¿Cree que me conformaría con matarlo? Mucha gente del estudio sabía que ese cabrón se tiraba a las azafatas. Simón se reía de mi hija. No quería que muriera… quería que muriera con público.Juani Reyes fue puesta bajo custodia policial. Pero antes de que se la llevaran, me dio las gracias por hacer salir a su hija antes de hacer público lo de las azafatas. <>Al menos<>, musitó entre dientes, <>no la han humillado más<>.

  68. Caso cerrado, damas y caballeros. Y en tres días. Que sepáis que Arjona quiere pasarse un día de estos por nuestras oficinas para llamarnos “Cabrones” a todos uno por uno 😛¡Buen trabajo, equipo! En breve, las condecoraciones. De momento, ¿quién se encarga de preparar el grog?

  69. Enhorabuena a todos. Es el tercer caso que sigo aquí, después de los dos anteriores se me hace raro que haya sido todo tan rápido. Quiero más xD.Yo no quería pensar que fuera Juani Reyes, desde el principio me despistó mucho el disparo tan certero. He aprendido una buena lección con este caso, hay que tener siempre la mente abierta a todo.

  70. Impresionante! Enhorabuena a todos, pero yo no me apunto al grog que luego con la resaca no puedo estudiar! 😀

  71. Que bién, caso resuelto antes del fin de semana… Menos mal que los demás han estado un poco más acertados que yo… Es que no he dado una. Espero que sólo sea consecuencia del tremendo gripazo y del estado febril de estos últimos días….Pero me apunto a lo del grog, quiero olvidar mi triste papel en este caso…Enhorabuena a todos…

  72. También es verdad. Bueno, pues que alguien prepare el grog, que yo voy preparando una segunda bañera con colacao. Boniatus, ¿te ocupas tú del café?

  73. Profesor, espero que no se olvide de preparar un café al jengibre tan delicioso como el que tuvo a bien obsequiarme en mi primeros días en la oficina…Y sí Jack, si Boniatus se encarga del café, es garantía que será muy bueno… Es todo un entendido en café…

  74. No te desmoralices, Jengibre. Nadie puede tener siempre días buenos. Además que esta vez tampoco has podido participar demasiado. Y la última vez te llevaste una condecoración, así que tú tranquila que sencillamente ha sido que en este caso no has tenido suerte. Ya vendrán más 😉

  75. Y sí, me conozco su talento para el café. Por eso he dicho de ocuparme yo del colacao, porque como el café lo haga yo nuestro siguiente caso va a ser “envenenamiento múltiple en la Sociedad del Misterio”, y tampoco es plan.

  76. Y en este me he ganado a pulso la Cucú….Gracias Jack por animarme… Soy optimista por naturaleza, y habrá más casos que resolver, y espero brillar…

  77. Si, la verdad es que este ha sido bastante maratoniano para lo que suele ser. Arjona se va a ciscar en nuestra pastelera madre con toda la razón. 😀Me podeis encontrar saboreando el grog y con los pies encima de la mesa: esgrimiendo una mueca de satisfacción. 🙂

  78. Yo me apunto a preparar el grog, que me gusta cocinar.jajaja. Pero que alguien me ayude, que me lio con los “condimentos”.:P. Y me apunto a probar un cafelito de Jenjibre, que me ha entrado el gusanillo si tan buenos estan, hay que probarlo!^^. (Culpa tuya Janjibre, que hablas demasiado bien de ellos. jeje):PSuerte a todos con los exámenes!!^^

  79. ¡Que diablos!, si la Sociedad va a hacer una de sus típicas fiestas entonces voy a suspender mis vacaciones. Espérenme ahí. Visto que el grog ya está preparado, creo que yo llevaré las damas de compañía. Después de todo, una fiesta no es una fiesta si no hay cinco inmigrantes ilegales asiáticas menores de edad para animarla.

  80. Vengaaa, cafe para todos, y para Ceres y Jengibre la mezcla especial del profesor. Rasudoque, las señoritas mayores de edad, que aun nos vamos a buscaar un problema. Y no so preocupeis de la bebida. si se acaba el Grog tengo 3 barriles de amontillado esperando en el sotano.

  81. Ceres, me alegro de que te apuntes a probar el café al jengibre… son la especialidad del profesor… Creo que lleva algún ingrediente secreto que no he conseguido que me revele… Por cierto Profesor… barriles de Amontillado, un sótano… eso me suena, creo que lo he leído en algún sitio… no se si fiarme…

  82. Vale, a mí también me suena, pero no caigo de qué (de hecho me sonaba a los Monty Python, así que no creo que sea lo mismo). En cualquier caso, pobre detective sería yo si te pidiera que me dijeras de dónde es, ¿no, profesor?

  83. El reloj esta en marcha… Y es un reloj con pendulo…

  84. Una de dos, profesor:O tu reloj les ha recordado que llegaban tarde a un acita ineludible y han salido escopeteados, o se han olvidado de la fiesta…En fin, más grog para nosotros.

  85. Yo estoy: lo que pasa es que “Hics” me he escondido astutamente “Hics” en la bañera del grog “Hics”…Voy un momento “hics” a vomitar lo que he respirado a “hics” hi debajo

  86. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

  87. Hey!!!, vlae, ya os veo mejor.., es que.., no sabía que preparar una bañera de grog era tan duro..creo que esa mania de probar lo que cocino cada dos por tres.., cuando se haco grog, no es muy bueno.XDDD.Bueno, y ahora.., mmm, jenibre??, profesor??mmm, un cafelito??^^(Quite el comentario para no poner doble post.)Anda!, eras tu lo que habia dentro!, ya decia yo.., que habia lago que no me dejaba remover bien…bueno.., que sepais, que aparte de los condimentos normales, este grog, tiene también.., esencia de Mauser Still.^^U

  88. O_o Se ausenta una para hacer exámenes (que para cómo me están saliendo, mejor me hubiera sido no irme…) y a la vuelta se encuentra no sólo con que han resuelto el caso… sino q se han acabado hasta el Grog!!Y siento x quien lo haya reclamado… pero acabo de comprobar q el Cucú es míoAins… me consolaré comiendo palomitas >.< y con una tacita de café, por favor Profesor ^^

  89. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

  90. Bueno, damas y caballeros, como imagino que ya se os habrá pasado la resaca del grog… supongo que este es un buen momento: aquí van las condecoraciones.<>Investigadora Scherezade:<><> Primer Golpe<>. Y segundo, de hecho, ya que borró el primero para poder aportar conjeturas… Para futuras referencias, no os preocupéis por el doble post, entiendo que en el proceso deductivo muchas veces las ideas vuelven a aparecer después de haber cerrado un comentario.<>Investigadora La Madre de Zemo:<><> Sobre la Pista<>. Esta vez el premio va para la Madre de Zemo, que caló a nuestra asesina desde el principio y encontró pruebas en su contra aun cuando todavía no las teníamos todas.<>Investigador Mauser Still:<><> Conexiones<>. Sólo cuatro personas conocían las amenazas: Simón Yagüe, los dos ejecutivos de la cadena, y la persona que las envió en primer lugar. La aportación de Mauser nos permitió saber que las amenazas y la carta de apoyo habían tenido que venir de la misma persona.<>Investigadores Parmacenda y Mauser Still:<><> Pistas clave<>. Teníamos el origen de la carta, pero eso no nos ayudaba a cazar al culpable. Fue Parmacenda quien, al reparar en la falta de matasellos, concretó que la carta tuvo que depositarse allí en mano. Mauser, por su parte, logró encontrar una explicación a la carta, y con ella la forma en que se cometió el crimen.<>Investigadoras La Madre de Zemo y Ceres:<><> El Nexo<>. Simón Yagüe mantenía una relación estable con una iluminadora. La iluminadora nos dijo que la víctima había dado trabajo a su madre. La caja de porno mostraba fotos de una mujer tatuada que no era la pareja estable de Yagüe. Dicho tatuaje se encontró asomando por el cuello de una de las azafatas del programa. Atar estos cuatro cabos es lo que nos ha permitido determinar el móvil.<>Investigadores Mauser Still, Joaquín y El Extraño Desconocido:<><> Descartes<>. Al empezar este caso teníamos demasiados sospechosos. Las conjeturas combinadas de Mauser y Joaquín (uno dio la idea general y el otro la concretó) nos ayudaron a descartar a los zurdos, y entre Joaquín y El Extraño Desconocido se encargaron de buscar coartadas para los demás. Lo que al final nos permitió reducir la lista de sospechosos a dos.<>Doctor Rasudoqe:<><> CASO CERRADO<>. Juani Reyes tenía llave del camerino, pero por desgracia eso no demostraba nada; cierto era que el arma homicida pertenecía a la víctima, pero ¿cómo saber que no la había sacado de su camerino él mismo? Eso invalidaba la llave como prueba. Sin embargo, Rasudoque logró dar con un hecho que se nos había escapado a los demás: el momento aproximado en el que tuvo que entregarse la carta. Para poder hacer eso, esta vez sí, era imprescindible tener la llave. El dato que necesitábamos para cerrar el caso.A continuación, y para no perder nuestras sanas costumbres… los premios especiales:<>Investigadora Scherezade y Doctor Rasudoque:<><> ¡CUCU!<> Lo siento, Jengibre, pero si como dices Vicky y tú sois la misma persona, tengo una conjetura con cada uno de esos nombres, así que me temo que se te ha escapado el premio por poquito ;P Scherezade sí, participa al principio y participa al final. Y Rasudoque… lo suyo ya tiene delito, entra una vez, resuelve el caso y se va de vacaciones (o se habría ido de no haber habido grog de por medio).<>Investigadora Ceres:<><> ¿Dónde está Wally?<> Como bien dije, esta vez la caja de porno estaba bien a la vista, así que este premio iba para quien primero lograse determinar su relevancia en el caso. Y fue Ceres, como se ha dicho, quien dedujo que la caja de porno era el móvil.A los premiados, ¡enhorabuena! A los demás, ¡buen trabajo! Y como ya es costumbre (mala costumbre, me temo), creo que he tardado más en recopilar las condecoraciones que vosotros en cerrar el caso, así que os presento mis disculpas.Una cosa más… Rasudoque, ¿puedes pasar a mi despacho, por favor? Ya sabes, mándame un correo a javiperillas@gmail.com para pedir hora o déjame una forma de contactar contigo.

Plantea tu conjetura

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s