Caso nº 00015: EL ÚLTIMO NÚMERO DEL GRAN LIPARI (CERRADO)

Las luces del Palacio de la Magia se encendieron durante el entreacto. El público, fascinado por el espectáculo, mostraba un enorme alivio al poder por fin comentarlo en voz alta. Sin lugar a dudas, El Gran Lipari estaba causando sensación.

Víctor Arjona era todo un ejemplo del efecto que el mago ejercía en su público. Aquella era la quinta vez que asistía al espectáculo. Y esta vez se había traído refuerzos… dos filas completas del patio de butacas ocupadas por la Sociedad del Misterio en pleno.

—Reconozco que es bueno —concedí—. Le he pillado ya un par de distracciones, pero por lo general las camufla bastante bien.
—Pues espérate a ver el truco del escapismo. ¡Yo todavía no tengo ni idea de cómo lo hace!
—Cuenta.
—Ni hablar, prefiero que lo veas tú mismo.
—Oh, vamos, llevas todo el espectáculo comentándome los casos sobre la marcha, ¿pretendes que me crea que…?
—Hay una apuesta de por medio, Jack. No pienso dejarte jugar con ventaja.
—Interesante comentario, viniendo de alguien que ya ha visto el truco cuatro veces.

A punto estuvo de contestarme, pero las luces volvieron a apagarse. El patio de butacas volvió a sumirse en un silencio casi ceremonial cuando El Gran Lipari reapareció en el escenario en un anillo de fuego, sus facciones duras dramáticamente iluminadas.

—Lo que están a punto de ver es un truco —sentenció con voz campanuda mientras el fuego del anillo perdía intensidad—. Una ilusión. No es real. En apariencia voy a desaparecer de mi confinamiento y a reaparecer en libertad, pero en realidad todo forma parte de una elaborada estratagema visual. Y sin embargo, aunque lo reconozco abiertamente ante todos ustedes, estoy dispuesto a apostar a que nadie podrá descubrir jamás cómo lo he hecho. Es más: como esta es la última semana que voy a representar este truco, voy a subir las apuestas… daría un millón de euros a quien lograse resolver el misterio, si eso fuera posible.

Cuando el fuego se hubo extinguido por completo, en el rostro del Gran Lipari aparecía una sonrisa de superioridad. Buena estrategia, pensé. Nada mejor que decir al público “Soy más inteligente que vosotros” para que acepten inconscientemente el desafío.

Lo siguiente que pensé fue “Voy a descubrir tu truco y te lo voy a estampar en los morros, chulo de mierda”.

—Mi encantadora ayudante Melanie me ayudará a poner el truco en marcha. Presten todos atención, por favor, porque cualquier mínimo detalle podría ser la clave para descubrir mi secreto.

Melanie, una exuberante rubia oxigenada que encajaba a la perfección en el perfil de “encantadora ayudante”, regresó al escenario contoneándose y sonriendo como un anuncio andante y portando en sus manos una camisa de fuerza. El mago extendió sus brazos con gesto sombrío y los introdujo por las mangas. Luego se dejó atar con firmeza por la chica.

—¿Querría alguien subir al escenario a comprobar que estoy bien sujeto? Señalaría a alguno de ustedes, pero me temo que tendrán que presentarse voluntarios…

Algunas risas. Diligentemente, y antes de que nadie (y sobre todo Arjona) pudiese levantar su mano, Jnum se puso en pie y saltó sobre el escenario.

—¿Le conozco de algo? —preguntó el mago. Jnum negó con la cabeza—. ¿Querría decirnos a qué se dedica?
—Dirijo el departamento de procesamiento de pruebas físicas de la Sociedad del Misterio —anunció con orgullo.
—¡Un investigador profesional! ¡Y especializado en pruebas físicas! No podía pedir un testimonio más fiable. ¿Diría usted que las correas están bien sujetas?
—Ésta está algo floja.
—Vaya por Dios. ¿Le importaría apretarla bien para que me resulte imposible escapar? Así, gracias. ¿Mejor?
—Las correas sí. Aunque veo por aquí una costura suelta que…
—No se corte, si no se fía podemos cambiar la camisa si hace falta, tengo de sobra.
—¿Quiere no distraerme mientras trabajo?

El público estalló en risas mientras Jnum examinaba la camisa palmo a palmo. Lipari no perdió la compostura en ningún momento.

—¿Su veredicto? —preguntó cuando Jnum se dio finalmente por satisfecho.
—La camisa está hecha a medida. No se trata de una prenda homologada de las de uso regular en centros psiquiátricos, ha sido confeccionada expresamente para usted. Tiene algunos errores de diseño, pero parece segura. El correaje es bueno, resistente y en los lugares adecuados, no restringe la movilidad de las piernas y se podría sacar por el cuello si tuviera las mangas sueltas, pero eso parece poco probable. Las correas son inaccesibles desde el interior, la tela es gruesa y no permite desgarrones. Aunque todavía podría salir corriendo.
—Impresionante. ¿Le importaría que le citáramos en próximas representaciones?
—A mí me va bien.

Jnum volvió a su asiento entre aplausos (en su mayoría por nuestra parte). Lipari se situó en el centro del escenario.

—Como se ha dicho, aún podría salir corriendo. Y más de un escapista ha sido capaz de burlar la seguridad de una camisa de fuerza. Pero ¿cómo se puede forcejear con gruesas mangas y recias correas… cuando no hay espacio para la movilidad?

Dicho esto, del techo descendieron cuatro paredes de grueso cristal que Melanie hizo encajar entre sí encerrando al Gran Lipari. La cabina resultante también había sido diseñada a medida del mago: sus codos comprimidos en torno a su pecho tocaban las paredes de cristal, su espalda estaba apoyada contra la pared posterior y sus brazos contra la anterior. Estaba completamente encerrado.

—Denme treinta segundos y habré escapado —sentenció sin mover más músculos que los necesarios para hablar—. Luego tendrán una hora para descubrir cómo lo hice.

Sobre la cabina cayó un pesado telón, y frente a él, un enorme reloj que pendía del techo se hizo visible y comenzó a correr con un sonoro tictac. La chica, Melanie, entró dos segundos entre las cortinas y luego volvió a salir.

—Eso es nuevo —musitó Arjona.
—¿Nunca antes se había metido ahí?
—No, normalmente espera fuera poniendo cara de que le interesa mucho el reloj.

Transcurridos los treinta segundos, las cortinas volvieron a alzarse automáticamente en medio de un nuevo anillo de fuego. Las llamas delanteras se extinguieron, dejando la cabina a la vista del público. Efectivamente, El Gran Lipari había desaparecido dejando la camisa de fuerza en el suelo tras de sí.

Pero durante veinte segundos, no ocurrió nada más.

—Esto sí que es raro —musitó Arjona—. Normalmente, a estas alturas Lipari ya habría reaparecido ahí, a la entrada de la sala, en la otra punta.

Un hombre se levantó de entre el público y caminó hacia la puerta de entrada, al principio con tranquilidad, luego cada vez más agitado. Cuando cruzó el umbral, oímos un grito de terror.

Arjona y yo fuimos los primeros en levantarnos. Así que fuimos de los primeros en encontrar, fuera de la sala, el cadáver degollado del Gran Lipari. La escena era grotesca, el rostro de horror de ese hombre, su impecable frac arrugado y sus piernas rotas y desencajadas.

Con el teatro acordonado, con la policía tomando declaración a los testigos, la velada adoptó un nuevo y lúgubre tono. Arjona, que hasta el momento se había mostrado ilusionado como un crío, contemplaba abatido el lugar donde se había encontrado el cuerpo del mago. Su último acto de desaparición, con una trágica reaparición.

Al fondo, el ingeniero, la costurera, el tramoyista y la encantadora ayudante estaban declarando ante cuatro agentes uniformados. El equipo de Lipari al completo. Pude escuchar parte de las declaraciones:

MELANIE ROCA, 25 años, soltera, encantadora ayudante: No puedo creerme que Francisco esté… ese es su verdadero nombre, Francisco Lopera. El Gran Lipari es su nombre artístico, ¿saben…? ¿Cómo dice? No, Melanie es mi nombre. Puede consultarlo, Melanie Roca es oficialmente mi nombre de verdad. No me puedo creer que esté muerto. Era… era una gran persona. Llevaba nuev… siete, siete años ya trabajando con él. Y este número era sin duda el mejor que había hecho.

ÁLVARO MEMBRIVE, 53 años, casado, ingeniero: Fui yo quien encontró el cuerpo, sí. Me gusta ver el espectáculo desde el patio de butacas, para ver si se nota algo, y cuando vi que Lipari no reaparecía me preocupé. Mi trabajo con El Gran Lipari consistía en diseñar sus trucos. Así de simple. El número del escapista fue idea mía… no, preferiría no revelarlo, es mi mejor obra. En cualquier caso es extremadamente complicado, no bastaría con una simple explicación, y Lipari firmó un acuerdo de confidencialidad que protege mi obra, así que si no es con una orden preferiría que no supieran en qué consiste.

ROSALÍA CASAUZ, 46 años, casada, diseñadora: Yo me encargaba de diseñar el vestuario para El Gran Lipari y para Melanie. Es un trabajo bastante sufrido, la verdad, porque tienes que preparar la ropa para esconder elementos de atrezzo y demás… ¿Cómo? Sí, claro que teníamos camisas de fuerza trucadas, diseño mío. Pero si le echa un vistazo a la camisa de la cabina verá que es cien por cien auténtica, sin trampa ni cartón. Lipari no quería ser tan obvio.

ENRIQUE MARTOS, 22 años, soltero, tramoyista: ¿Qué quiere que le diga? Me paso la representación entre bambalinas. Soy el encargado de operar los telones, anillos de fuego y demás elementos del escenario, y todo eso se hace desde el sótano. Hace ocho años que trabajo… bueno, que trabajaba con Lipari. Para mí era casi como un padre… aquí somos todos familia, por así decirlo.

—¿Cómo crees que lo haría? —comenté.
—Supongo que eso ya da igual.
—Jnum dice que la camisa quizás no era tan robusta como dijo, que aquella costura floja podría…
—Jack, déjalo. Lipari ha muerto, dudo mucho que la apuesta siga en pie. No tengo tiempo para ponerme a intentar adivinar cómo hacía su truco.
—Pues deberías.
—¿Ah, sí? Estamos investigando un asesinato, ¿se puede saber por qué debería seguir jugando?
—Lipari desapareció vivo y reapareció muerto. Ninguno de nosotros sabemos dónde estuvo durante ese minuto, pero allá donde estuviera, su asesino tuvo que estar con él.

Arjona levantó la mirada sorprendido. Los cuatro miembros del equipo de Lipari seguían tomando declaración.

—¿Crees que ha sido uno de ellos? —preguntó.
—Apostaría un millón de euros.

Anuncios

116 comentarios

Archivado bajo arma blanca, asesinato, degollamiento, mago, una caja de porno

116 Respuestas a “Caso nº 00015: EL ÚLTIMO NÚMERO DEL GRAN LIPARI (CERRADO)

  1. Estos son los hechos, comienza la investigación. No sé vosotros, pero yo no me esperaba un asesinato esta noche.Boniatus, Jnum, espero vuestros informes. Los demás, a ver qué se os ocurre.

  2. Bueno, aquí tenemos un nuevo caso, ¿quien iba a decir que el espectáculo acabaría en un crimen?Parece un caso restringido a cuatro sospechosos, pero yo no daría esto por seguro al 100% hasta que no hayamos investigado un poco más aunque, como por algún sitio hay que empezar, empecemos con estos cuatro.Lo primero que habría que hacer es interrogar al público que se sentaba junto al ingeniero para comprobar su coartada.El comportamiento de la ayudante en el espectáculo (diferente a otras veces) y su declaración confusa (¿cuantos años llevaba realmente con el mago?¿siete o nueve?¿por qué ocultar esos dos años?) me parece muy sospecho. Si pudiera, le apretaría un poco las tuercas a ver si sacamos algo más de ella.De los otros dos, de momento, no se me ocurre nada.

  3. Visto esta que de momento no podremos cambiar la cafetera…Espero poder daros mi informe detallado esta tarde…Respecto a las declaraciones, como bien apunta Jnum hay que apretarle las tuercas a la encantadora ayudante… quizas el tramoyista podria sacarnos de dudas al respecto ya que lleva trabajando con Lipari 8 años.Volver e con el informe

  4. Para escapar de la camisa de fuerza, se supone que al pasar un brazo sobre la cabeza, los brazos quedan libres, y puede quitar los correajes, y si estás acostumbrado a hacerlo, no te resultará tan difícil. Alguien vio si a la entrada, donde apareció muerto, había algún tipo de polea o cuerda?. Podría ser, que se desplazara por la parte alta de la sala, y al ir a bajar, en vez de sujetarle la cuerda en algún otro lugar, se la pusieran al cuello, y lo tiraran, las piernas rotas, serían el resultado de la caída.Podríamos mirar si hay algún sistema de poleas.Vale, estoy teorizando sin pruebas, pero vamos, es mi 1º impresion. creo que voy a despertarme un poco mas y a seguir pensando.

  5. No por ello es una mala aportación, Ceres. Lo veo poco probable, sinceramente, pero a estas alturas merece la pena investigarlo. Eso sí: Lipari fue degollado, no estrangulado. Se podría explicar la rotura de las piernas, pero no el corte en el cuello.Sé bienvenida a la investigación, al igual que Jnum y Boniatus. A ver qué conseguimos resolver de aquí. Hablaré con los espectadores que se sentaban junto a Membrive, a ver qué nos cuentan.

  6. Por fin vamos a visitar al mago (qué bien se veía todo desde la segunda fila… el truco de la paloma en la botella me pareció estupendo) y nos lo matan antes de que podamos descubrirle el truco. Una pena, la verdad.Como ya se ha mencionado, hay que comprobar una serie de puntos.El primero, hay que saber por qué razón la ayudante entró entre las cortinas, cuando normalmente no lo hace. También hay que enterarse de los años que lleva allí trabajando… esa corrección a la mitad puede significar que se conocieron dos años antes de trabajar juntos, o cualquier cosa.Luego yo tengo una duda personal. Por qué el ingeniero aceleró el paso a medio camino? Si lo único que pasa es que el Gran Lipari no ha aparecido como de costumbre, y no había razones para suponer una desgracia, es extraño que se apresure a la mitad, lo cual ha de llamar la atención por fuerza. Si es parte del equipo (y el creador del truco), supongo que le interesará mantener el suspense…Y por lo que dice Ceres, para quitarse la camisa tendría que pasarse los brazos por encima de la cabeza. Estando en la jaula de cristal veo dificil que pudiera hacer ese movimiento con facilidad, y mucho menos quitarse la camisa para subir por una cuerda.Sin embargo, si mal no recuerdo los teatros suelen tener una trampilla en el suelo, como un acceso extra. Habría que mirar si la jaula de cristal estaba situada sobre algo similar. En ese caso, nuestro estimado tramoyista pasa a ser el centro del espectáculo…Y luego una frase que me llamó la atención: <>…si le echa un vistazo a la camisa de la cabina verá que es cien por cien auténtica…<> Jnum, puedes confirmar que es ciertamente la misma camisa que se puso Lipari? Puesto que la camisa que vio Jnum estaba hecha a medida, y tenía errores de diseño, me extraña la afirmación de que fuera 100% auténtica.Y si no es la misma, estaríamos un paso más cerca de la solución.Pero sobre todo, la duda del millón. Por qué las piernas rotas? Y si tenía las piernas rotas… cómo llegó a la puerta de entrada? Eso me lleva a dos posibilidades. La primera, mencionada por Ceres, es que cayese desde arriba fuera de la puerta. La segunda, es que el asesino le llevasé hasta allí, pero por qué razón?Y aún a riesgo de extenderme demasiado, una pregunta más. Podemos afirmar que fue degollado con un cuchillo o similar? Un cable fino y resistente podría haber causado la herida, y la teoría de un “accidental” estrangulamiento (derivado en deguello por lo fino del cable) podría ser plausible…Bueno, creo que ya desvarío, así que os dejo. Me disculpo si la conjetura es excesivamente larga, pero no me he podido resistir al caso.

  7. Por fin he acabado el informe del caso. Aqui lo teneis.El escenario permanecía tal y como el mago lo había dejado, con la cabina de cristal de la que había escapado y con la camisa de fuerza sobre la base de la cabina. El anillo de fuego ya se había apagado hacia 20 minutos. Las paredes de la cabina estaban perfectamente encajadas, logre desencajar una empujando, pero el ruido que hice fue bastante considerable y las otras tres amenazaban con caerse. Lipari no podía haberse escapado así, si siquiera con la cabina tapada.Inspeccionando más detalladamente el escenario note que bajo la cabina había una trampilla. Lipari ya la había utilizado en trucos anteriores e incluso la entrada había tenido lugar a través de esa trampilla. Pero estaba justo debajo de la base de la cabina… inaccesible.Pedí que me bajasen el telón y el reloj. Con las gruesas cortinas rodeando la cabina me quede totalmente a oscuras. Me daba la impresión de que a Lipari lo prefería así. Todos los elementos del truco que parecían dar una explicación se desmentían entre si. Una cabina demasiado estrecha, con una camisa de fuerza demasiado apretada. ¿Había podido el mago desencajar una pared demasiado ruidosa y abrir una trampilla inaccesible a oscuras? Todo esta dispuesto para dejar claro que nada era tan sencillo como aparentaba. Y el tic tac del reloj, aunque molesto, era insuficiente para tapar el ruido de las paredes de la cabina al desencajarse.A volver a subir el telón, Jnum, que estaba recogiendo la camisa de fuerza, me pidió que le dejase inspeccionar un momento las paredes de la cabina. Decidí bajar al sótano para ver la trampilla desde otra perspectiva.Bajo la trampilla había un colchón los suficientemente mullido como para caer desde arriba sin hacerse un rasguño. Si no fuese porque es imposible acceder a la trampilla se dirá que esa era la ruta más lógica. Junto al colchón, un monitor mostraba todo lo que ocurría en el escenario. Había un tablero de mandos junto al monitor, con muchos botones y palancas etiquetadas con abreviaturas “TL”, “AF”, “RL”, “CB”, “TR”, “PL” y docena y media mas. También había algo similar a una caldera, aparentemente servia para originar el fuego del anillo. El sótano tenía varias puertas. Al abrir la primera me encontré con el taller de vestuario, donde había un maniquí con una camisa de fuerza, un par de chaqués y los conjuntitos escasos y brillantes de Melanie. Sobre la mesa un amplio costurero a rebosar, maquina de coser, cinta metrica y varios retales y hebillas. Pensando en una camisa de fuerza trucada eche un vistazo. A simple vista no sabía si la camisa era genuina o modificada, así que decidí hablar más tarde con la costurera si tenía ocasión o esperar a que Jnum lo encontrase, lo que ocurriera antes.La segunda puerta daba al camerino del Gran Lipari. Allí, entre carteles de distintas representaciones y espejos de tocador, estaban todas las pertenencias del mago. No impresionaba mucho, la verdad… Libretas, sobre todo, un camastro sobre el que había un segundo frac y un armario. Al abrirlo encontré cinco camisas de fuerza colgadas en perchas. Al final el mago decía la verdad… Tenía de sobra. Tres de ellas eran idénticas a la que había en el taller de vestuario, aunque tome nota mental de avisar a Jnum para que las revisase con mas detenimiento. Las otras dos parecían camisas de fuerza homologadas, incluso con la correa que Jnum había echado en falta, la que cerraba la entrepierna. Observándolas con más atención, mirando si había mas diferencias, me encontré con una vieja amiga… Si, damas y caballeros, se trataba de una caja de cartón llena de fotografías y discos. En las fotografías el Gran Lipari y su encantadora ayudante Melanie ensayaban trucos mas privados, vestidos como mucho, con la camisa de fuerza. No reconocía el lugar de algunas de las fotos, aunque otras habían sido tomadas en ese mismo camerino. Sospechaba que en los discos no encontraríamos precisamente música.En la tercera puerta, teníamos el camerino de Melanie. Coincidía con el escenario de las fotos que no me cuadraban. La cama era bastante más cómoda, los muebles más bonitos, el armario más grande, lo cual era curioso, dado que la ropa de Melanie abultaba bastante menos que la de Lipari. Había perchas de sobra, pero solo la ropa de trabajo y un conjunto de calle, supongo que el que traía Melanie de casa y se había quitado para la función. Busque mas porno, pero no tuve suerte. Bajo la cama había un tablero bastante sólido con ruedas. Algo había sido arrancado del tablero, en la parte inferior entre las ruedas, pero no sabia lo que podía ser. Lo deje a la vista junto todo lo que pensé que podía ser de interés para Jnum.Precisamente me lo encontré cuando salía del camerino, le indique todo lo que había visto y me dirigí a la puerta numero cuatro, la mas lejana. Había un buen trecho de distancia desde las otras tres puertas, el suelo estaba desgastado y arañado desde hacia tiempo. Además parecía que era cuesta arriba. Preguntándome quien tendría su camerino o su taller tan apartado abrí la puerta… Para encontrarme con una pistola y miradas de asombro al otro lado. – ¡Joder! – Grito Arjona bajando el arma – ¿Quieres hacerme el favor de no darme esos sustos, Boniatus?La puerta que no tenía pomo ni pestillo y se abría de un simple empujón, daba al hall del teatro, al lugar donde se había encontrado el cadáver. Me encontré con Jack, la policía y los sospechosos saliendo por lo que parecía desde el hall un panel mas de la pared.Todo, absolutamente todo, indicaba que el mago había escapado por la trampilla y recorrido el sótano para llegar hasta aquella puerta secreta, pero…¿Cómo si la trampilla era inaccesible?¿En que momento fue asesinado?Al estar el suelo limpio de sangre… ¿Quién lo había trasladado hasta el lugar donde lo encontraron? ¿Cómo la habían hecho en tan poco tiempo?Esperare al informe de Jnum para lanzarme a la piscina con mis primeras conjeturas…

  8. Mmmm…Me parece un truco no excesivamente dificil.Lei hace tiempo como se efectuaban estos trucos de camisa de fuerza.La camisa de fuerza es real, por supuesto, pero por lo visto, si te desencajas el hombro, es posible, mediante practica, y una resistencia al dolor grande xD, salir de una camisa de fuerza en un tiempo mínimo y sin apenas movimiento (el Gran Houdini recurrió a este truco a menudo). No he podido comprobarlo (me da cosilla eso de ir desencajandome cosas xD).En cuanto a como salio de la caja, se me ocurren dos formas.1º la ya dicha de la trampilla, pero con la variante de que la trampilla se abre con la propia base de cristal. En la base de la jaula podría haber un cuadrado cortado, de la medida de la trampilla, y que, al poner peso sobre ella, ceda, abriendose ambas para que el mago caiga al colchon. Luego, a la vez que la trampilla se cierra, asi lo hace el cristal. La trampilla se abre, el cae a una colchoneta que frena el golpe y reaparece mas tarde en el otro extremo tan fresco. Podria ocurrir, es una opcion, que hubiera alguien bajo la trampilla que le hubiese retirado la colchoneta, el tipo cae, se rompe las piernas, la persona de debajo le deguella, encima de algo como tela o algo así, para que caiga la sangre encima y lo deja detrás de las puertas. En ese caso el sospechoso nº1 sería tanto el tramoyista como la diseñadora (¿quien nos dice que no tenia un affaire con el mago?). Habria que interrogar a esos dos palomos, a ver si por casualidad formaban parte del truco. Ademas, esto explicaría porqué entró la ayudante, quizás oyera el golpe y decidiera investigar, pero al ver que la camisa estaba en su sitio y la trampilla también, pensaría que simplemente había caído de culo o algo asi.Se me ocurre una 2º teoría para el truco que no implica dolor ni proezas físicas (mas aburrido, vamos xD).2º Se abre la trampilla, el mago cae a una colchoneta y ahi esta el tramoyista o algun ayudante que se la quitan rapidamente para que el se ponga en posicion. Luego, simplemente se deja una camisa de fuerza normal y corriente en la trampilla (habria que comprobar si la camisa de fuerza que se encontro es la misma que la que llevaba puesta el mago). El asesinato seria el mismo que en la 1º opcion.En fin, de todas formas, hay que interrogar al tramoyista, la diseñadora y la ayudante, me parecen los mas sospechosos.Habria que comprobar, como he dicho antes, que la camisa de fuerza es la misma que vio jnum y la calidad de esa “impenetrable” jaula de cristal.Ademas de si hay o no corte en el cristalito.De momento, tal cual tenemos los datos creo que eso es todo.Ahm, por cierto, en la autopsia habría que comprobar si había hinchazón o desgarro en los hombros (lo que demostraría lo de desencajarlo para salir, nunca hay que descartar nada).Bueno, creo que para una primera hipótesis no esta mal.A ver de dónde se saca el conejo el mago.Otra cosa, en la autopsia habría que comprobar si las roturas fueron preo o post mortem, porque se me ocurre que ya estuviera muerto cuando cayó, pero mejor espero a la autopsia para seguir.Nos VemosP.D¡¡¡Bieeeeeeen, mi primer caso con caja de porno incluida!!!Esta noche invito yo a una ronda xD.

  9. Bueno, vamos allá.Básicamente subscribo lo dicho por kenny. Yo pienso que lo mas probable es su primera opción. Se abre la trampilla, el mago cae, pero no hay colchoneta y se parte las piernas. Como está atado no puede defenderse y es degollado. Luego es llevado a donde fue encontrado. Pero veo varios problemas a esto…Lo primero es la sangre. Supuestamente deberia estar en la camisa, pero esta ha podido ser cambiada sin problemas… De acuerdo. Pero ¿y el frac? Si fue degollado no pudo dejar de sangrar en un minuto. En la descripcion solo se dice que esta arrugado, pero no dice nada de si esta manchado ¿Lo está? Si es así no digo nada. Si no es así, en un minuto no da tiempo a cambiar a una persona (y ademas ¿para qué?) así que me pensaria si es posible que el que actuaba no fuese el propio Lipari sino un sustituto (estaba muy maquillado y desde lejos podria confundir al público) y que Lipari ya llevas un tiempo muerto. Eso lo cambiaria todo. Además hay otro factor muy importante con la sangre. Suponiendo que fuese degollado tras caer, debería haber un reguero de sangre hasta donde fue encontrado. En un minuto no se puede limpiar eso… Si no es así, o fue degollado justo ahí o ya llevaba tiempo muerto (habra que esperar a la autopsia)En cuanto a lo de los 9 o 7 años de trabajo con Melanie, Enrique nos podria sacar de dudas (si no estan compinchados) Al principio pense que cambio el testimonio para no decir que trabajaba con el desde los 16 (o que se lo trabajaba… en fin), pero viendo que Enrique lleva desde los 14… En fín, es el mundo del espectáculo. Hay que investigar estas cosas. Y que Jnum corrobore que la camisa es la misma. Ese dato es muy importante.Joer, que para una vez que nos vamos en grupo a pasarlo bien nos tenemos que llevar el trabajo a la fiesta… 😉

  10. Ya os dije al principio que nada bueno podía salir de un espectáculo sin palomitas de maíz. No se puede prescindir así de un pilar de la farándula como ese.Ahora más en serio: Habría que comprobar algo mas: ¿La tabla bajo llaa cama de Melanie es lo bastante grande para sostener encima la colchoneta para las caídas? Normalmente esa clase de atrezzo es pesado, como las colchonetas de gimnasia, y con un solo tramoyista, necesitarán algo para moverla, cambiarla de lado, llevarla a limpiar, etc….Y si, corre algo de prisa que el público nos confirme la cohartada del ingeniero: porque el unico que no la tiene es el tramoyista, y mira que es raro que el asesino no tenga cohartada.

  11. Bienn!! Caso nuevo! A ver si esta vez nos dejan cerrarlo del todo, y no tenemos “sorpresas” desagradables…Después de las conjeturas de Kenny y del Coronel, creo que ha quedado poco que pueda ser añadido, pero… una pregunta, profesor: Podemos comprobar si el pasillo es realmente cuesta arriba? Porque me parece que si es así, se le puede encontrar una explicación al tablero con ruedas que había debajo de la cara de Melanie. Y nos daría una pista de lo que pudieron arrancar.Otra cosa… podemos preguntar al tramoyista lo que significan las abreviaturas? TL supongo que será telón, TR trampilla, pero prefiero saber los significados exactos.Bueno, esto se presenta interesante! Lástima que ya no podamos ganar la apuesta, el dinero nos hubiera venido muy bien 😦 Nos vamos despidiendo ya de la cena, o hay alguna posibilidad de cobrar post-mortem (del mago, digo)?

  12. Y ya que hablamos de cohartadas: ¿Donde estaba Rosalía en el momento de la desaparición?Hasta ahora, pudo ocurrir así:1.- En la oscuridad de la cabina, Lipari se desencaja un hombro, lo que le permite no solo sacarse la camisa, sino caber por la trampilla -que al igual que la cabina o a causa de esta, tiene el mismo ancho que su cuerpo. Las paredes de laa cabina, con junturas en diagonal, se sostienen entre sí, permitiendo al mago caer sin ruido, puesto que el suelo de la cabina cae naturalmente sin rozar nada. 2.- accionada por él mismo o por el asesino, la trampilla se abre haciendo caer a Lipari -ya sin la camisa- contra el suelo. Lipari se parte las piernas pero no el cuello, llamando con el ruido la atención de Melanie. El asesino se ve obligado a rematarlo, tal como había planeado, pues tomó medidas para no dejar restos de sangre, y -claro está- iba armado.3.- El asesino -o un cómpllice-deposita la camisa en la cabina cerrando la trampilla, haciendo pensar a Melanie que todo sigue bien y a continuación lleva el cuerpo al vestíbulo por el pasillo de camerinos.Y todo en 30 segundosA partir de aquí hay dos personas que pudieron haberlo hecho:– El tramoyista, que tras dejar el cuerpo volvería por donde había venido, utiliizando los 20 valiosos segundos restantes en deshacerse del arma y otras pistas sirviéndose para ello de la caldera -El ingeniero (que por de pronto ya le podemos echar un cargo de obstrucción a la justicia) que pudo estar todo el espectáculo en el patio de butacas, salir mientras todos estaban pendientes de como Lipardi explicaba el Gran Truco de la Tarde, cometer el asesinato y volver justo a tiempo. Luego solo tendría que levantarse y correr para llamar la atención y que todos atestiguásemos que salía en vez de entrar.——————————En todo caso, y si la teoría de como salió de la cabina (que por juntar dos ideas de otros resulta que no es mia)es verosimil, yo creo que lo mataron bajo el escenario, y me gustaría apagar y procesar la caldera para el anillo de fuego.PD: y perdón por el peazo conjetura, pero si no escribo todo el hilo de pensamiento me pierdo.Me voy a la caldera.

  13. Bueno… a falta de el informe de Jnum me voy a atrever a hacer un par de conjeturas…Si nos atenemos a las declaraciones Enrique el tramoyista empezo a trabajar con Lipari a la tierna edad de catorce años… Solo por curiosidad me gustaria saber si tiene algun lazo familiar con el mago… No es normal que pongas a trabajar contigo un crio a menos que exista algun tipo de vinculo… Lo cual me lleva a mi segunda suposicion. Melanie, la encantadora ayudante… Ese paso en falso en la declaracion… Si realmente trabajase con el desde hace nueve años, significaria que lleva con el desde los dieciseis. Pasemos por alto el detalle escabroso sobre las relaciones con el mago hasta que podamos demostrar o no si las hubo cuando era menor de edad.. (Jnum, ¿¿que hay de las fotos??). A mi me suena que podria haber algun asunto de celos por en medio…Scherezade, a mi me parecio que hacia subida, pero en cuanto pueda me escapo y lo compruebo con un nivel…Lo que habia debajo de la tabla podria ser perfectamente un freno, pero se me escapa para que podia servir, si al menos la inclinacion fuera hacia abajo podria haber sido utilizado para llegar a la puerta del hall con rapidez. Como dije antes todas la evidencias se anulan con otras…

  14. Scherezade… Confirmado. el suelo tiene una inclinacion hacia arriba… No es muy pronunciada pero si larga.. va desde el sotano hasta la planta suelo (el hall).

  15. Quizá pudo uusarse para llevar el CADÁVER rápidamente por el pasillo.Si la inclinación ess leve, es más fácil que cargar con el a hombros.

  16. Boniatus, dices que la rampa es larga, por lo que asumo que te llevaría más de 30 segundos en recorrer dicho pasillo. Como también has mencionado el tablero con ruedas, y el desgaste del suelo, se me acaba de ocurrir cómo podría haberse recorrido dicho camino en poco tiempo.Si se ata una cuerda larga al tablero (mencionaste que algo había sido arrancado, suponemos que el freno. Pero podría ser un enganche de algún tipo) que se lleve hasta la puerta, se trae de vuelta y se cuelga del techo con un peso, sería posible arrastrar el tablero con una persona encima rápidamente hacia la puerta, a pesar de la inclinación.Vale, es bastante rudimentario, así que seguramente haya otra forma de hacerlo, pero el truco se tiene que hacer en 30 segundos. Habría que mirar si el desgaste del suelo coincide con las ruedas del tablero (análisis de sustancias, marcas de rueda que pueda haber…) o si hay algún otro aparato que pudiera cumplir esta función…Al fin y al cabo, que la puerta diera al hall del teatro, junto con la trampilla, parece indicar que el camino que Lipari seguía en su truco era por el sótano. Habría que confirmarlo con el tramoyista (y el ingeniero si está dispuesto a reconocer esa ruta como parte del truco).Luego una cosa más. Habría que preguntarle a Melanie Roca por su relación con el Gran Lipari. Considerando lo vacío del armario, y el contenido de la caja de porno, es posible que ya no mantuviesen esa relación…No sé, necesito saber las versiones de lo sucedido dadas por cada uno de los miembros de la <> troupe<>. Por qué el ingeniero salió corriendo, por qué entró la ayudante entre cortinas, que hacía el tramoyista durante el truco, si debía estar en el sótano por donde aparentemente se escapaba Lipari…Y no se me ocurre nada que preguntarle a la diseñadora, así que seguramente acabe siendo ella la asesina XDUn saludo investigadores!

  17. Si es que no se nos puede sacar de casa…. Acabaremos siendo como la encantadora-señora-de-pelo-blanco-cuyo-nombre-no-recuerdo-pero-que-siempre-moría-gente-cuando-andaba-cerca… ¿Sra. Fletcher, puede ser?Tambien había pensado en lo del hombro dislocado, por ser el metodo más usual de escapismo. Para comprobarlo, con unas radiografias podriamos apañarnos. Pero me escama lo que dijo en ingeniero, y cito: “En cualquier caso es extremadamente complicado, no bastaría con una simple explicación” No creo que sea tan facil como una trampilla y un hombro dislocado. Si tenemos acceso a lacaja del número, querria que Jnum le echara un ojo a las uniones de las paredes, y al techo, en el caso de haberlo (se me ocurre ahora que puede haber una trampilla en el techo que dejase caer otra camisa de fuerza…)¿Sabeis otra cosa que me viene a la cabeza? Estamos centrandonos mucho en las cuatro personas que conocian el truco, pero… con el tiempo que este llevaba representandose, alguien más listo que Arjona podría haberlo averiguado, y decidido vengarse del mago. Analicemos mensajes de movil, llamadas, cartas… buscando algo sospechoso. Y con todo lo que hemos publicitado que íbamos a ir a verlo, no me extrañaría que esto fuera otro regalo de A.K. Viva y Bravo.Saludos

  18. Por cierto, Jefe, estuve ol otro día en casa de Morán, y me dijo que debes hacer un webcomic. Y yo estoy completamente de acuerdo, dicho sea de paso.

  19. Bueno, compañeros. He estado un poco ausente, pero es que tenía que analizar muchas cosas. Casi no me caben más en el laboratorio.Aquí os dejo el informe de las pruebas que recogimos en el teatro. Algunas de las preguntas que me habeís hecho en los comentarios vienen más o menos resueltas, el resto las ire respondiendo conforme vaya analizando cada cosa.INFORME DE PRUEBAS FÍSICASEn mi mente reaparecía una y otra vez la imagen del cadáver del Gran Lipari. Pensar que, durante un fugaz momento de gloria, yo había compartido escena con él… Su asesinato me desconcertaba. Hasta escasos segundos antes del crimen, el Gran Lipari había estado actuando ante un centenar de espectadores. Ahora, no había ningún testigo de su muerte. Sobre mi mesa, las pruebas físicas recogidas por Boniatus. En el laboratorio, los rastros que yo mismo había ido encontrando. Desde las mínimas fibras halladas en el escenario hasta la saliva que, contra todo pronóstico, encontré a ambos lados de una de las paredes de la cabina de cristal. Desde las hebillas recogidas en el taller de vestuario, hasta la (ya casi añorada) caja de porno que Boniatus logró encontrar en el armario de Lipari. Mientras esperaba a los resultados del laboratorio, comencé por las pruebas de Boniatus. Dado que aún estaba algo resentido por nuestro último caso, decidí que me había merecido empezar por la caja de porno. En la mayoría de las fotos, los protagonistas (Lipari y Melanie) participaban en juegos eróticos ataviados únicamente con camisas de fuerza (cuando llevaban algo). Eso me indicó que debía buscar ADN en las camisas. Procedí a buscar huellas en las fotos… y me sorprendió encontrar cuatro juegos de huellas distintos. Las escaneé y envié al laboratorio para su cotejo. Pasé a las camisas. Dos de las encontradas en el armario de Lipari eran camisas de fuerza homologadas, el resto habían sido diseñadas a medida. De esas, y tras un concienzudo análisis, descubrí que dos de ellas (una del armario y otra del taller de vestuario) estaban trucadas. En escena había comprobado el tejido, las correas y el diseño en general; pero dado que Lipari ya la llevaba puesta en el momento de tu examen, no pude echar un vistazo al interior de las mangas. Y en esas dos camisas, encontré pequeños resortes que, accionados desde dentro, retraían las hebillas. Un sistema ingenioso, sin duda. Lo que me sorprendió, sin embargo, fue que la camisa que Lipari dejó tras de sí cuando desapareció de la cabina de cristal no estaba trucada. No sólo carecía de los mencionados resortes, sino que no veía por dónde se podía escapar de ella. Las correas eran firmes, el tejido grueso, las costuras resistentes. Comparé esta camisa con la única que me faltaba del armario de Lipari… idéntico diseño, idéntica dificultad para escapar. ¿Cómo demonios lo haría? También las hebillas que Boniatus encontró sobre la mesa de la costurera parecían ser retráctiles. Aún llevaban la correa unida, así que pude estudiar en detalle el mecanismo. Por medio de un intrincado sistema de hilos (que aquí estaban cortados), el resorte se conectaba con la hebilla y tiraba de la púa. Ni siquiera hacía falta tirar con fuerza. Con ese sistema, el mago podría quitarse la camisa de fuerza como si fuera un jersey en cuestión de segundos… pero con la camisa que se dejó en la cabina, y con la estrechez de la misma, no se me ocurría cómo podría Lipari escapar. La plataforma con ruedas que Boniatus encontró bajo la cama de Melanie me pareció más interesante, no por lo que contaba sino por lo que dejaba de contar. Se trataba de una plancha negra de plástico, de aproximadamente medio metro por treinta centímetros. Aparte de la marca de algo rectangular y del tamaño de una mano abierta a la mitad de la base de la plataforma, descubrí que había una leve marca entre las ruedas delanteras. Era una línea irregular, dibujada en la suciedad, que unía ambas ruedas y se prolongaba desde su centro, pero a partir de ahí se difuminaba. Tomé fotografías y me centré en el objeto arrancado. Según parecía, había estado directamente pegado a la base. Debía tener una altura inferior a la de las ruedas (de un tamaño similar al de las de los cochecitos de bebé). Revisé el resto de pruebas encontradas, pero no había nada que se ajustase a esa descripción. Naturalmente, no habíamos encontrado el cuchillo ensangrentado, ¿cómo íbamos a encontrar una pieza que ni siquiera sabíamos qué aspecto tenía? En ese momento llamaron a la puerta, y uno de mis subalternos me trajo los resultados de las pruebas de laboratorio. Los resultados no dejaron de ser, cuanto menos, llamativos. Las pisadas encontradas en el escenario se correspondían, como me temía, con Lipari, Melanie, la policía, Jack y yo. Las fibras coincidían con el tejido de los telones y de una camisa de fuerza. El frac de Lipari, salvo algunas manchas de polvo en la espalda (y obviamente una fina línea de sangre en el cuello de la camisa), estaba impecable. Eso, teniendo en cuenta los trucos anteriores al entreacto, confirmaba que la víctima se había cambiado antes del último truco, lo que explicaba la presencia de un segundo frac sobre su cama. La saliva encontrada a ambos lados de la pared frontal de la cabina se correspondía con Lipari y con Melanie. El ADN encontrado en la ropa de cama de ambos, así como en algunas de las camisas de fuerza, naturalmente también. Se hallaron huellas y epiteliales de los demás miembros del equipo, pero dado que todos podían haber tenido contacto con el atrezzo en un momento u otro, esto no demostraba nada. Las huellas en el porno, por otra parte, también se correspondían con las de Lipari y sus cuatro compañeros. Y eso ya era, quizás (dependiendo un poco de la persona), algo más insólito. Había algo que no encajaba. Lo sabía, pero no estaba seguro de qué podía ser. De todas formas, cada vez estaba más convencido de lo que Jack había estado hablando con Arjona: el asesino tenía que saber cómo se hacía el truco.FIN DEL INFORMEAhora toca repasar todos los datos e intentar descubrir el truco y el crimen. Yo me voy a retirar a volver a echarle un ojo a la caja de porno…ejem…digo…a seguir analizándola en busca de más pruebas. XD.

  20. Swi

    Un buen tiempo después he decidido volver a la Sociedad del Misterio. Quizá el hecho de que el caso girase alrededor de un truco de magia ha llamado especialmente mi atención.A partir de los datos, declaraciones y pistas expuestos hasta ahora, me sitúo partidario de la posibilidad de que Lipari bajase por la trampilla y llegase al vestíbulo a través del pasillo en pendiente. Considero que aunque la urna fuese estrecha, no tenía que ser él necesariamente el que activase el mecanismo para abrirla por su parte inferior y caer al sótano, además de que parece que es la única vía hacia el recibidor sin pasar por el patio de butacas, cosa completamente imposible a la vista de tantos espectadores. El colchón da fuerza a esta hipótesis y además suscribo la opinión de que la fractura en sus piernas se debió a la caída desde el escenrio y la retirada del mismo.Sobre las camisas de fuerza, me inclino a decir que la que llevaba puesta en la presentación del truco y la que apareció en la urna no eran la misma. Y me baso en que lo lógico es que la que llevaba estuviese trucada para quitársela con celeridad, pero para no perder tiempo y por si alguien quisiera comprobarla, la de la urna era otra diferente, esta vez auténtica.El hecho de que el frac que llevaba puesto no tuviese a penas rastros de sangre me hace pensar que fue degollado con la camisa de fuerza puesta y a modo de babero de niño pequeño, fue la camisa la que se manchó de sangre. Camisa que no encontraremos, pues muy fácilmente pudo ser quemada en el caldero, donde no estaría de más mirar por ver si las hebillas quedaron en su interior e incluso el arma homicida.Y la plataforma con ruedas me ha recordado a la película La Gran Evasión, en la que unos prisioneros de guerra trataban de escapar de un campo de concentración cavando un túnel, al que accedían con unas tlapaformas con ruedas movidas con un sistema de poleas y cuerdas que las hacían avanzar a gran velocidad.Concluyendo diría que para confirmar o refutar mis conjeturas, no estaría de más mirar el mecanismo de apertura de la urna, el interior del caldero y buscar cuerdas, poleas o puntos de anclaje para el sistemoa motriz de la plataforma.Ya contaréis.

  21. Umm… Muy interesante… la verdad es que cada vez que intento poner algo nuevo, se me adelantan XDDPero creo haber encontrado una explicación a lo que hizo Melanie cuando entró por las cortinas. Si unimos el hecho de que estaba liada con Lipari a la saliva a ambos lados del cristal frontal tendremos… Un beso!Quiero decir, no es muy romántico, pero vamos, estás liada con el mago, entras 2 seg a ver qué tal le va el truco, le das un beso a través del cristal, te lo devuelve… etc… Sería un beso de despedida? Quiero decir, pudo hacerlo sabiendo lo que le esperaba al pobre mago!Ah, si, y coincido con lo que ha dicho el profesor, Melanie debió cambiar en su declaración el nº de años que llevaba con el mago por el tema ese de que acostarse con una chica de 16 está mal visto y penado XDD Pero… a quién protegería, si el mago ya estaba muerto?

  22. Antes de nada, saludos a todos. Me alegro de volver a teneros reunidos y en acción.Veo por aquí teorías bastante interesantes. Desde luego la fuga por el sótano parece lo más lógico, y la posibilidad de retirar el colchón explicaría la rotura de las piernas. Pero mucho me temo que aún no lo tenemos todo. ¿Cómo escapó Lipari a través de la base de la cabina? ¿Cómo llegó su cadáver hasta el hall del teatro? ¿Por qué Melanie se introdujo bajo las cortinas esta vez? ¿Quién lo hizo y por qué?Estoy convencido de que vamos bien, pero ya sabéis cómo funciona esto. O tenemos la historia casi completa, o no tenemos nada válido.Os diré que he estado haciendo mis averiguaciones. El ingeniero estaba, efectivamente, sentado entre el público. Entre truco y truco, le gustaba comentar cómo creía que se había hecho con el de al lado (por cierto, yo diría que se inventaba las explicaciones para despistar… no sé, yo al menos había deducido que esos trucos se hacían de otra forma). En cuanto al contenido de la caldera… me temo que no hemos encontrado ni hebillas, ni el arma homicida, ni nada que se le parezca.No nos desanimemos, que vamos bien. Membrive ha consentido revelar el truco si nosotros lo descubrimos; no quiere contárnoslo porque considera que Lipari no querría que se supiera, pero igualmente dice que el mago quería que alguien lo descubriera así que, si acertamos, él nos lo dirá. ¡Ánimo, equipo!

  23. Vaya, Scherezade, veo que te me has adelantado a la pregunta de qué hacía Melanie bajo las cortinas. ¡Bien visto, sí señora!

  24. ¿Entonces, lo de la trampilla no pudo ser coomo llo hemoss ddicchho?Abbierta desde abajo con botón y caída de la base, ddejanddo tranquilas las paredes?¡Poorras!Me voyy a reevvisar el anndamiaaje sobre el essceenario:: ¿cómo dijimos que eraa de altta la uurna?(YY ya puestoss,, como se hhaace pra que un tecladdo inhal´´aambricco dejee de eesscribirr letras dobbles?

  25. Bueno, quisiera proponer una pregunta para Enrique… Supuestamente el es el encargado de activar la trampilla, el telon, el reloj, etc. Todo esto supuestamente desde el cuadro de mandos. Hay que preguntarle si es así, si se hace todo desde allí (y suponiendo que el truco consista en lo que estamos diciendo, que se abra la trampilla y Lipari caiga al piso inferior). Si esto es correcto, entonces él tenia que estar bajo la trampilla accionando los mecanismos (estaban al lado de la colchoneta), y por tanto habria estado alli mientras Lipari caía (apuesto a que va a tener alguna excusa para no estar allí)Otra pregunta para hacerle, (esta con trampa) y si estaba alli, claro, es si vio por el monitor lo que hacia Melanie (que ya suponemos lo que fue) Su respuesta puede ser significativa (puede que estuviese enamorado de ella y haya sido un crimen pasional (aunque diria que premeditado)) o que estuviesen compinchados… No se, me gustaria saber que contesta…Y por último, ¿el monitor solo muestra lo que ocurre en el escenario o tambien lo graba? Si es asi, tenemos que conseguir esa cinta

  26. A ver, novedades. Enrique dice que, con el telón echado, no se veía nada de lo que ocurría en el escenario. Las cámaras no tenían visión nocturna. También nos ha dicho que él no conocía todos los entresijos del número de escapismo. Sólo sabía que debía activar la cabina, el telón y el reloj. Después de eso, se iba a su furgoneta a traer el equipo que necesitarían para el siguiente truco (órdenes del propio Lipari).Parece tener sentido. La diseñadora sólo sabía del uso de la camisa de fuerza, Melanie de la existencia de la cabina y de la caída del telón, y Enrique lo mismo. Quizás Lipari intentaba minimizar riesgos evitando que sus propios colaboradores supieran más de la cuenta.En fin. Tengo que hacer algunas averiguaciones, probablemente esté poco disponible durante los próximos dos días. Profesor, Jnum, ¿os importa haceros cargo de la investigación en mi ausencia?

  27. No te preocupes Jack nos hacemos cargo… Estoy estudiando el caso detenidamente hay algo que se me escapa y lo tengo en la punta de la lengua…

  28. Aunque esté un poco desaparecido en los comentarios, sigo el caso y leo todas las conjeturas con atención. En este par de días, jefe, te cubriremos las espaldas lo mejor que podamos

  29. Entonces, ¿el tramoyista no accionaba el botón dela trampilla?Sé que el a asesino probablememente ya lo haya penado, pepero hay que intentarlo: deberíamos tomarle las huellas a los sospechosos, buscar huellas en los botones y ver si alguien más manejaba aquelloso botones, sobre todo el que sospechamosos que es de la trampilla.Y luego con las huellas ya sacadas podemos directamente probar los botones a ver que hahace cada uno.

  30. He vuelto, equipo. A mis jefes de departamento, antes que nada, gracias por haceros cargo de la investigación en mi ausencia… veo que habéis tenido un fin de semana tranquilito, pero si no llegamos a tenerlo no me habría quedado tranquilo de no teneros a bordo.Bien, vamos al lío. He estado haciendo algunas averiguaciones, pero todavía no tengo respuesta. Me han dicho que tardarán una semanita en poder atenderme, así que de momento no os diré de qué se trata por si acaso no sirviera de nada.En cuanto a tu pregunta, Mauser… supongo que eso es competencia de Jnum, así que cuando nuestro compañero encuentre algo que avise.¡Ánimo, equipo! ¡Esto aún no ha acabado!

  31. Mauser Still, como sugeriste, he ido a investigar los botones del panel que había en el sótano.En lo referente a las huellas, sólo he encontrado las del tramoyista, por lo que, si alguien más usó los botones, tuvo cuidado de no dejar huellas.Ya que estaba he comprobado para que sirve cada botón y he descubierto la finalidad de casi todos. Sólo hay una palanca, etiquetada PL, que no he conseguido saber que hace, si es que hace algo.

  32. Podria ser que PL significase “plancha” que corresponderia a la madera con ruedas que estaba debajo de la cama de Melanie… Perece claro que de alguna manera el mago llegaba al sotano… Aunque empiezo a pensar que es demasiado evidente que se hacia asi el truco… Como si todo estuviese ahi para que nos rompamos la cabeza pensando como llegaba al sotano… Tengo que pensar…

  33. reo que puedes tener razón profesor, las siglas PL pueden referirse a la tabla de madera (me suena mejor “plataforma” que “plancha” para esas siglas, pero eso es lo de menos). En tu informe dices que en la cara inferior de la tabla, había una marca en forma de linea, definida en el centro y difusa en los extremos. Creo que eso podría corresponderse con las marcas que dejaría una cuerda que pasase por detrás de las ruedas delanteras de la tabla y que sirviera para tirar de ella con facilidad. Puede que un mecanismo así se utilizara en el truco para desplazar rápidamente al mago desde la trampilla hasta la puerta secreta que da al vestíbulo. Esto también concuerda con las marcas que hay en el pasillo que une ambos puntos. Si hacía mucho tiempo que este truco se hacía, las ruedas al final dejarían una marca.Si esto es así, habrá que confirmarlo, alguien debió de retirar la tabla y esconderla en el camerino de la ayudante (tal vez para incriminarla) y también pudo haberse usado para transportar el cadáver de un sitio a otro con rapidez.

  34. Bien… Con todo lo que tenemos tendriamos que saber unir los hilos y desentrñar el misterio… ¿Que se nos esta pasando?..

  35. Si es como decis, y el mago usaba la plataforma para desplazarse rapidamente hasta la puerta falsa, lo más probable sea que tambien trasladase el cuerpo. Se que esto ya se ha propuesto pero, Jnum, ¿has analizado la tabla? Podría contener sangre o fibras del frac…Un saludo.

  36. Si se utilizó la plataforma, y esta estaba relacionada con la palanca, tendría que haber un mecanismo de polea o similar al otro extremo del pasillo: sin animo de ser pesado, me gustaría ir a comprobarlo. Y luego darme una vuelta por los bastidores: quiero verificar si el telón que cubría la cabina tiene algún agujero d de más.

  37. Coincido aquí con Mauser. Si, como sugerís, el tablero con ruedas (estoy de acuerdo con mis jefes de departamento, PL podría ser Plancha o Plataforma… quizás por eso esa palanca no hace absolutamente nada, porque el tablero lo tenemos nosotros) se moviera con cuerdas, deberíamos haber encontrado un sistema de poleas o similar. No, me temo que no puede ser eso.Reunid lo que tengáis, que mañana hablaré con el ingeniero. A ver si al menos nos dice “Frío” o “Caliente”.

  38. Swi

    Llevamos ya bastante tiempo dándole vueltas a las mismas hipótesis y no vemos la manera de comprobarlas o refutarlas. Habría que hacer algo definitivo para confirmarlas o desestimarlas definitivamente y seguir las pesquisas por otros derroteros.

  39. Estoy de acuerdo con swi: creo que tenemos pendnientes algunas cosas para afinar:– Comprobar la cohartada del ingeniero con los asistentes que se s entaban cerca de él.– Aclarar si el suelo de la cabina encaja peprfectamente (o no) con la trampilla-cercionarnos de que el telón de la cabina no tiene agujeros por los que Lipari pudiera salir. Así como de que no hay ninguna otra ruta (tejado, pasillos de servicio…) entre el escenario y el vestíbulo.– Hacer que el tramoyista nos de una explicación convincentnte de qué es lo que hace la palanca “PL”

  40. Jack, no creo que puedas sacarle nada al ingeniero. Por lo vago de sus declaraciones, no creo q el ingeniero diseñase el truco; más bien creo que se limitaba a construir lo que Lipari le pedía. Aún así, puede sernos de utilidad lo que nos pueda contar. De todos modos, dudo mucho que el ingeniero lo hiciera, porque en los 50 seg que se cometió el crimen, tiene coartada. Al menos, no solo.Creo que debemos centrarnos en un par de cosas: primero, en si Lipari llevaba durante el truco una camisa trucada y dejaba tras de sí una real, o si realmente la que dejó en la caja es la que llevaba puesta. Jack, podemos preguntar a la costurera cuántas camisas había? Porque no me cuadran las cifras… según el profesor, había 5 en el armario, una en el taller y la de la cabina; dos de las del armario parecían homologadas. Según el informe de Jnum, una del armario y una del taller estaban trucadas, y la de la cabina y una del armario eran reales. Aun quitando las dos de reglamento, me falta una camisa!! Además, así sabremos sin dudas si nos falta otra más: la que podría estar manchada de sangre Pregunta para el profesor: la cabina tenia suelo, no? Sólo bajaban las 4 paredes, así que la base tenía que estar desde el principio en el escenario. Si forma parte del escenario, habría que echarle un vistazo.Quitando al ingeniero… a quién tenemos? A Melani, que entra 2 seg y sale. Probablemente–> beso. No le dio tiempo a cometer el crimen completo, como mucho a activar algún mecanismo. Si lo ha hecho ella es con un cómplice. Podemos preguntarle qué había pasado para que hiciera ese cambio en la rutina? Quiero decir, normalmente no entraba. Había cambiado algo entre ellos dos? Beso de despedida o, por el contrario, x ejemplo, se habían comprometido? Por qué ella es la única que le llama por el nombre real, y no por el artístico?El tramoyista supuestamente activó sólo el reloj, el telón y la cabina, y se fue a buscar lo siguiente. Esto me suena muy raro, porque… no se supone que tendría que activar también, a los 30 seg, el telón de nuevo y la anilla de fuego? En 30 seg va a la furgoneta, coge el material y vuelve? Por qué no tenía el material ya a mano, si lo necesitaba? Una posible explicación es que Lipari, efectivamente, escapase por el sótano, y no quería que nadie lo viera, así que activaba él mismo el anillo de fuego y el telón.Dónde estaba la costurera? Es la única que no nos ha aclarado su situación en el momento del crimen. Si estaba en su taller, es la única que estaba en el sótano. Tuvo que ver a Lipari, si salía por ahí.El crimen se cometió en 50 seg. Los 30 que estuvo bajado el telón y los 20 que pasaron hasta que el ingeniero se levantó. Todos parecemos coincidir en que, efectivamente, quitaron la colchoneta. El mago cae, (con camisa o sin ella, da igual), le cortan la yugular, limpian la sangre y lo trasladan al pasillo, con la plancha, hasta el hall. El frac de Lipari tenía polvo en la espalda, supongo que del suelo del sótano, pero no tenemos nada más que nos dé ninguna pista…Todos tenían conocimiento de las fotos, así que tenemos que mirar posibles móviles de celos, y también el mecanismo de la plancha.Por último… Jnum, corrígeme si me equivoco:TL–> TelónAF–> Anillo de fuegoRL–> RelojCB–> CabinaTR–> TrampillaPL–> PlanchaSé que no aporto nada nuevo, pero espero que el resumen sea útil ^^

  41. Bien, vamos a ver…… Mauser, como ya he aclarado, la coartada del ingeniero ha sido verificada. En cuanto a la base de cristal, es efectivamente del tamaño de la trampilla, pero… verás, he estado pensando en la teoría de que la base cayera junto con el mago y luego se volviera a poner. No le veo sentido, y os diré por qué: las piernas rotas. Si suponemos que las piernas rotas se deben a que el colchón había sido retirado, entonces la base de cristal se habría roto al caer; si suponemos que el colchón seguía en su sitio, aún necesitaríamos una explicación para las piernas. Sea como sea, no podemos tener las dos cosas a la vez.Scherezade, te felicito por el resumen, lo veo bastante completo. Es más, creo que puedes haber dado con algo interesante pero aún no estoy seguro, déjame rumiarlo un poco más. Te diré que la costurera declara haber estado, efectivamente, en su taller; concretamente, echando la siesta. Por norma general no se la necesita durante las funciones, pero a veces hace falta un arreglo rápido; llegado ese caso, el tramoyista la despierta (se ha confirmado este dato con Martos) para que se ponga a trabajar. En cuanto a los botones… creo recordar, del informe que me pasó Jnum, que esas eran efectivamente las equivalencias (salvo la palanca PL, claro); pero que lo confirme él cuando pueda.¡Vamos, que creo que estamos algo más cerca! Por curiosidad… ¿qué teorías tenéis para el móvil?

  42. Igual me lo imaginé yo, ya sea por el nombre del caso o por otra cosa, pero… ¿El número de la desaparición no era el último del espectáculo? Si es el más impresionante, yo lo dejaría para el final. En ese caso, y eso es algo que hasta Arjona nos puede confirmar, no me creo la coartada del tramoyista de que fue a por material para el siguiente truco.Respecto al movil… “Conjetura mode on” Si Lipari estaba dispuesto a dar un millon de Euros a quien descubriera el truco, puede ser que estuviera pensando en dejar la profesion, con lo que sus tres compañeros se quedarian sin trabajo… Claro, que asi tambien se han quedado sin trabajo.Siguiendo con las conjeturas, o creo que el tramoista tiene todas las de ganar. Estoy seguro de que conocia los trucos de Lipari, y puede que hubiera tenido un affaire con melanie en el pasado. Por edad están bastante cerca.Quien sabe, quiza aspiraba a ocupar el puesto del mago en todos los sentidos.“Conjetura mode off”Nos leemos.

  43. Nos has pedido que conjeturemos, Jack, y eso es lo que voy a hacer:– Posibilidad A: Suponemos que mientras realiza el truco hay alguien que acciona la palanca de la trampilla y la de la plancha. Lo mata el tramoyista. Posible móvil–> celos, ganas de sucederle. Modo de hacerlo–> quita la colchoneta, abre la trampilla antes de que Lipari se libre de la camisa de fuerza, cuando éste cae se rompe las piernas, lo degüella, le lleva con la plancha hasta el pasillole quita la camisa y lo deja ahí tirado. Incógnitas: cómo se abre la trampilla, dónde está la camisa y el arma.-Posibilidad B: Suponemos que no el tamoyista dice la verdad y durante el truco no hay nadie en el sotano. El asesino quita la colchoneta, Lipari no se lo espera, se cae, se rompe las 2 piernas y, mientras está doliendose, lo degüellan y lo dejan tirado en el pasillo. Posibles asesinos: la costurera, el tramoyista. Móviles e incógnitas: los mismos de antes– Posibilidad 3: Teoria del Orient Express o de la conspiración; Melanie deja la camisa de fuerza en la cabina, entre la costurera y el tramoyista quitan la colchoneta y abren la trampilla, el mago se rompe las piernas, lo degüellan, el tramoyista lo pone en la plancha y activa las palancas, la costurera esconde el arma y la camisa, y el ingeniero saca a Lipari por la pared del hall y hace como que descubre el cadáver. Móviles: Melanie y el tramoyista quieren estar juntos, el ingeniero se sentia infravalorado -quizás Lipari había prometido cederle sus trucos, o dejarle utilizarlos con otro mago ahora que él iba a dejar de hacer el de la desaparición- y la costurera… pues no tengo móvil para la costurera!! XDD Incógnitas: realmente pudo hacerse así?Bueno, ya sé que me he ido por las ramas, pero a falta de más pruebas…De todos modos, sigo pensando que el más sospechoso es el tramoyista, por decir que se iba a la furgoneta

  44. Querida Scherezade, no sé si has estado hurgando en mis notas, pero has acertado de pleno con las equivalencias (excepto lo de PL, que sólo podemos suponerlo, no lo sabemos con certeza).Respecto a lo de la trampilla de cristal que comenta Jack, es cierto que, de no estar el colchón, se habría roto al caer por la trampilla, pero se me ocurre una manera de explicarlo, al menos en el últumo número, no en los anteriores: el suelo de la cabina no cae, sino que, al igual que la trampilla, se abre y cierra mediante algún tipo de bisagra. De esta forma, la trampilla y la base de la cabina se abren a la vez pra que caiga el mago. Puede que en el resto de funciones, el propio mago, tras caer, volviera a cerrar la base de la cabina y la trampilla, pero esta vez, al romperse las piernas, es la ayudante la que debe entrar tras los telones para cerrarlo todo, mientras un/a cómplice traslada el cuerpo.

  45. Hmmm… ¿Quieres decir que la base de la cabina iba unida a la trampilla? ¿O que ejercía de segunda trampilla?No sé, lo veo complicado. O cuanto menos incómodo. En todo caso, Boniatus, tú eres quien ha examinado el escenario, ¿qué puedes aportar?Scherezade, he estado analizando tus tres posibilidades… y no quiero decantarme por nada mientras no podamos explicar cómo ocurrió, pero le veo bastante potencial a la primera. Ahora que sabemos que el tablero de mandos sirve para abrir la trampilla, parece bastante claro que tenía que haber alguien operándolo. ¿El tramoyista? ¿O se arriesgaría Lipari a meter a alguien más en el juego en ese momento sin que Martos lo viera?

  46. Lo de los móviles me ha traído a la cabeza de nuevo el asunto de la “familia” del tramoyista, y me he dado cuenta de una cosa: el ingeniero y la costurera tienen edad para ser los padres de los otros dos supervivientes del personal de Lipari. Los apellidos no coinciden, pero si vamos a empezar a preguntanros por el movil, sugiero empezar a husmear en el pasado de los sospechosos: cuando empezaron a colaborar con Lipari, trabajos anteriores, etc.

  47. Interesante, Mauser. Ya estaba intentando hacer algunas averiguaciones por mi cuenta, incluiré tus preguntas a la lista y os avisaré en cuanto tenga algo.

  48. Bueno, veo que seguimos más o menos en el mismo lugar que cuando yo me pasé por última vez… A ver si se me ocurre algo.Lo primero es que parece obvio que la camisa de fuerza fue cambiada. No sólo por la obvia ausencia de sangre, sino porque cuando Jnum comprobó la camisa que llevaba el mago, había una costura que fallaba. Sin embargo, en las notas de después, el mismo Jnum nos informa que las costuras eran resistentes… una clara contradicción con su examen sobre el escenario. Así que o la costurera cosió la camisa en 50 segundos de truco, o fue cambiada.Un segundo detalle de importancia es que la cabina descendió del techo. Si la base de la cabina hubiera bajado también, creo que todos nos habríamos percatado de cómo el mago se ponía encima de la ya mencionada base, pero sin embargo eso no sucedió. Quedan dos opciones. La primera es que la base ya estuviera en el escenario (curiosamente justo sobre la trampilla) pero tendrían que haberla traido a la mitad del numero, pues la entrada de Lipari en el espectáculo fue por la trampilla. Alguien recuerda que trajesen la base? Yo tampoco. Así que la base no estaba en escena.Llegamos así a la última posibilidad, y es que la base fuera colocada después de que Lipari saliera de la cabina, a la vez que se coloca la segunda camisa de fuerza. Y es lógico suponer esto, por dos razones. La primera, es que mientras la trampilla esté abierta no puedes dejar una camisa de fuerza sobre ella, y la segunda es que, si la base encaja con las paredes de forma que no caiga por cuenta propia, un exámen posterior del truco nos hará pensar que la trampilla no pudo ser usada…Si este es el caso, es muy posible que haya huellas en la base de la cabina, que nos indiquen quien la colocó en su lugar final.Sé que es una teoría, pero explica por qué la base no se rompió al abrir la trampilla (aparte de ser peligrosa esa ruta si caes junto a una base de cristal), por qué creimos que la trampilla no había sido la ruta en un primer momento, y cómo se colocó luego la camisa de fuerza.En cuanto a como hacer que el truco funcionase… Si el reloj se utilizaba únicamente en este truco, es muy posible que la palanca del reloj no sólo activase este, sino que al cabo de un tiempo determinado abriese también la trampilla. Ello permitiría que el tramoyista ciertamente hubiera salido de la sala, siendo Lipari el que recolocaba todo de nuevo, minimizando riesgos. Se podría comprobar esta hipótesis?Bueno, espero poder volver a pasarme por la Sociedad en algún momento y contribuir un poco más al caso, que hay ganas de saber el móvil…Que es lo único sobre lo que no tengo ideas.

  49. ¿Pues sabes, Parmacenda? Creo que puedes haber resuelto el truco.Sabía que algo fallaba en toda esta historia… y era la base. No recordaba haberla visto en escena durante el resto del espectáculo, así que tuvo que aparecer después. Y en cuanto a la camisa de fuerza… bien observado, sí señor. La costura suelta que Jnum anunció en voz alta parecía haber desaparecido de la camisa que encontramos en la cabina. Eso debería bastarnos para confirmar que el mago utilizaba dos camisas distintas: una trucada (para escapar de ella con facilidad), y una sin trucar (para despistar al público que quisiera subir al escenario a examinarla). ¡Buen trabajo!Lo único que nos faltaría en toda esta historia es cómo llegaría Lipari en treinta segundos hasta el hall. Porque tiene que haber una forma de llegar que no sea por su propio pie… ya que fue capaz de llegar después de muerto. ¿Alguien tiene alguna idea?

  50. Sobre el móvil, me inclino a pensar, que:Álvaro y Rosalía, están casados, si vas x el mundo haciendo funciones, no dejas a la familia o a la mujer o el marido x ahí, él o ella, vá contigo, así que pienso que éstos están casados. Como ya ha comentado anteriormente un compañero, tienen pinta de ser los padres de los otros dos, pero no encajan los apellidos, a mi se me ocurre que, al matrimonio, no le convenía que nadie aclarara el truco, eso de quedarse sin un millon de euros en un momento, no sienta bien, y de los 2 más jóvenes (Melanie y Enrique) alguno podría ser el hijo o hija, la frase de Enrique de ” aquí somos todos familia, por así decirlo.” no me suena a dicha por que sí.Podría ser un segundo móvil, que Enrique estuviera enamorado de Melanie, y hubiese visto los videos de lipari con ella, y lo matara como acto de amor, y ademas se lo quitaba de enmedio.Creo que me he liado un poco, ^^U, perdon si es así.

  51. Perdonad por mi ausencia estos dias… Diferentes asuntos me ha n matenido alejado (Pero informado) de la sociedad….Solo queria confirmar la ausencia de bisagras en la base de la cabina… Y Parmacenda a explicado perfectamente por que no habia… Un tabajo impresionante….

  52. Si no había sistema de poleas, existe la posiblilidad d de que el asesino tuviera un cómplice (ironicamente compartido con Lipari):Lipari cae, se rompe las piernas y el asesino acaba con él. Acto seguido, coloca el cuerpo sobre la plataforma y tira de la soga para indicara su complice que es el momento de actuar. Este tira de la carretilla, haciendo que el cadáver llegue a tiempo al otro lado del pasillo, y depositándolo en el vestíbulo. Entre tanto el asesino ha colocado la camisa limpia en su sitio y limpiado la escena del crimen. Tras dejar el cuerpo, el cómplice recoje cuerda, tabla, y posiblemente la camisa de fuerza y se dispone a deshacerse de ellas, empezando por la más aparatosa -la tabla- que esconde en una de lalas habitaciones del pasillo mientras lo recorre en dirección contraria.La cuerda puede estar en un almaacén entre sopotocientas congéneres, pero la camisa…Incluso creyendo que falta una, me parece importante empapar las camisas que tenemos con un poco de Luminol: si no la quemaron en la caldera, esa camisa ha de estar en alguna parte.

  53. Equipo, he estado hablando con el ingeniero. Os alegrará saber que se le ve dispuesto a colaborar.Nos confirma que Lipari se encerraba en la cabina de cristal con una camisa de fuerza trucada, que caía por la trampilla sobre el colchón, se quitaba la camisa y se colocaba en su sitio la base con la camisa auténtica. Hasta ahí, dice, vamos bien. Pero también nos indica que aún no hemos acertado con la forma de llegar hasta el hall en esos treinta segundos. Ya casi tenemos el truco original resuelto, pero nos falta ese pequeño detalle.También he estado haciendo algunas averiguaciones. Membrive y Casauz no están casados entre sí, y desde luego ninguno de los jóvenes son familia suya. Casauz es incapaz de engendrar hijos, así que sí es cierto que le tiene mucho cariño a Martos y a Roca. En cuanto a Membrive, su mujer le acompaña en sus giras siempre que puede. En esta en concreto no ha podido venir.

  54. Un comentario tan bonito que me había quedado, y se me cae la conexión al ir a publicar…Decía antes que, considerando lo que nos ha contado el ingeniero, hay que volver a interrogar al tramoyista sobre cómo se abrió la trampilla. Si él se encargaba de activar las cosas, es curioso que precisamente en este truco no hiciese la parte más importante. Quién activaba la trampilla? O se activaba sola? Quizás haya que presionar al ingeniero en este punto, pues es probable que esa persona sea el asesino…Por lo menos podemos excluir a Melanie como sospechosa principal. En los dos segundos que estuvo fuera de escena no creo que pudiera matar a Lipari (el beso a través del cristal nos indica que no tenían contacto entre ellos. Si lo tuvieran, al menos Lipari habría preferido un beso directo), aunque eso no la excluye como cómplice en una situación muy retorcida…Y en cuanto al transporte del truco, no tengo ni idea. Como no se…Vale, idea totalmente loca, chiflada, e improbable. Y si enganchaba a la camisa de fuerza una cuerda o goma que le arrastrase por el suelo del pasillo? Sin carrito. En ese caso, podría ir rápido, sin hacer ruido con las ruedas del carro, la camisa no aparecería porque estaría recogida con la cuerda, y explicaría el polvo del traje…Si, lo sé, es absurdo. Pero se me ha ocurrido justo mientras iba a escribir que no se me ocurría nada, así que mejor decirlo.Bueno, a ver si ahora puedo publicar. Un saludo, y vamos, que queda poco!

  55. A ver si te he entendido, Parmacenda. Sugieres que la camisa de fuerza iba enganchada con una cuerda o goma elástica que arrastraba al mago a lo largo del pasillo, sin carrito, y que luego recogía la camisa…… vale, no, no, lo siento pero no te he entendido. Se me quedan demasiados cabos sueltos. ¿Adónde estaría enganchada la cuerda? ¿A la puerta oculta que da al hall? ¿A la zona de la trampilla? ¿Por qué no hemos encontrado el enganche? Dices que el mago se arrastraría sin carrito. ¿Cómo? ¿Tumbado, sentado…? ¿En qué momento se engancha y desengancha la camisa a la cuerda o goma? ¿En qué momento se desenganchó?Sé que tú mismo no estabas muy convencido, pero no sé si soy yo que no te he entendido o si realmente están ahí esas lagunas. ¿Podrías aclarármelo, por favor?

  56. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

  57. Ante todo, quisiera saludar a Andrés, que ha sido el último en comentar, y explicarle por qué de pronto su comentario no está.Veamos. Andrés ha publicado una conjetura sólo para pedir que le votemos en los Premios 20 Blogs. Es totalmente comprensible, supongo, yo mismo he pedido el voto para este blog (EN este blog). Pero me temo que cualquier persona vería dicho comentario como spam puro y duro, y eso es algo que personalmente no me apetece tener en La Sociedad del Misterio.No obstante, como compañero de concurso puedo entender que busques el voto entre los demás nominados. Así que permíteme una sugerencia: aporta algo a la investigación, cualquier cosa para que veamos que te has leído el caso, y aprovecha esa conjetura para volver a pedir el voto. Eso sí lo puedo permitir, pero igual que tú nos pides que votemos… yo te pido que juegues 😉¡Bien! Volvamos a lo importante. ¿Tiene alguien alguna idea nueva de cómo se trasladó el cuerpo?

  58. Vamos a ver: ¿como de largo dijimos que es el pasillo?Es que el ingeniero nos lo está presentando casi como una hazaña, y si el pasillo tiene más o menos el largo del patio de butacas… yo he hecho un poco de teatro y no se me acaba de ocurrir que no se pueda cruzar un patio de butacas en treinta segundos: hay que correr un poco -y evidentemente lipari no podía hacerlo en su último número- pero creo que es más que posible.Si es así, y el asesino era alguien además joven y fuerte (ej: el tramoyista, aunque me extrañaría) es posible que pusiera el cuerpo sobre la plataforma y, sirviéndose de la soga, recorriese el pasillo arrastrando la plataforma tras de él. Desde luego sería más sencillo que cargarlo a espaldas. Ahora bien, esto de la “tracción animal” lo veo poco factible para el truco (aunque si fuera así, fijo que el “animal” tendría ya algo contra lipari.…Claro, que de ser así… no, no… entonces ¿dijimos que lipari se metió ala cabina con camisa trucada? ¿y nuestro experto no se dió cuenta cuando la examinó al principio?Mi sistema de valores se derrumba 🙂

  59. Y además, en esos 20 segundos extra es posible que el cuerpo se cayera al suelo del pasillo en algún momento, motivando el polvo en el smoking.

  60. Se que es un poco raro, pero es que no me termino de hacer una idea de la situacion… El final del pasillo da al hall. Supuestamente alli no habria nadie y este daria al exterior. ¿No sera que el tramoyista cuando va a la furgoneta ata la cuerda a la misma y al arrancar arrastra a Lipari? Es un poco rebuscado, ya que si alguien se fuese del teatro les podria ver pero… ¿Donde estaba la furgoneta durante la actuacion? ¿Podemos preguntar al tramoyista?

  61. Vale, como veo que estáis elaborando todos conjeturas partiendo de un mismo detalle, permitid que interrumpa un momento y lo pregunte en voz alta:¿Qué cuerda? ¿Tenemos constancia de que haya siquiera una cuerda implicada en este caso? Porque veo que todas vuestras teorías giran en torno a una cuerda de la que no tenemos noticias.Analizad lo que tenemos y preguntáos qué nos falta. Empecemos por ahí.

  62. Habian en el suelo cerca de donde se ponía la tabla alguna huella de lipari?, no recuerdo, y si lipari la usara a modo de patinete¿, lo que faltarís, sería el manillar, que es probable que se manchara de sangre.Y si…?, podría ser uno de esos manillares que se usan en los supermercados?, de los que se pueden poner horizontales o verticales?.Voy a pensarlo, saludos.

  63. Lo veo complicado, Ceres. Recuerda que la marca de objeto arrancado estaba en la parte inferior del tablero, en el centro. Aparte de que eso nos sigue dejando con que el pasillo es cuesta arriba… incluso si normalmente Lipari se impulsase con el pie, ¿cómo pudo recorrer ese pasillo cuesta arriba en un patinete una vez muerto?

  64. Buenas Jack. Lamento decir que entendiste perfectamene lo que quise decir, pero lo cierto es que fue una descabellada idea.Todas las lagunas que has mencionado están ahí, así que corramos un tupido velo sobre ese último comentario mío.En cuanto a la cuerda de la cual dices que no hay pruebas, no se si ahora recuerdo mal, pero creo que en el carrito, en la parte inferior, había una zona sin polvo, fina en un lado y difuminada en el otro… Ese tipo de marca no se corresponde con una cuerda?

  65. Podría ser, no digo que no. Pero analiza las teorías que habéis formulado acerca de la cuerda y veréis que, en su mayoría, necesitan de alguno de los siguientes elementos:1- Un sistema de poleas (que no se ha encontrado).2- Un enganche para la cuerda (que tampoco se ha encontrado).3- Una persona que corra y tire de la cuerda.Es cierto que una línea libre de polvo, fina e irregular, podría perfectamente ser una cuerda; pero viendo que la mayoría de teorías de la cuerda requieren de otros elementos de los que no se ha encontrado rastro alguno… quizás es un buen momento para preguntarse si esa línea podría ser algo más.Pensemos. ¿Nos dejamos algún otro elemento en el tintero?

  66. Podría ser un sistema mecánico, movido por un pequeño motor (la cajita que es como una mano de grande que no está), y que uniera como se dijo, las dos ruedas, haciendo que se movieran. Así tendríamos el tubito que sale del centro de la union de las ruedas hacia fuera, y que subiria un poco, con un boton o palanquita para ponerlo en funcionamiento. Así se explica lo débil de la marca, el tubo no rozaría del todo la tabla.

  67. Hmmm…… pues podría ser, podría ser, Ceres. La verdad es que el objeto arrancado bien podría ser un motor.Voy a hablarlo con el ingeniero. ¡Estad atentos!

  68. El ingeniero asintió y entrelazó las manos con satisfacción.-¿Ya está? -pregunté-. ¿El truco es sólo eso? ¿El mago cae por la trampilla, se quita la camisa de fuerza trucada, se coloca la base de cristal con la camisa auténtica y luego Lipari va hacia el hall en una plataforma motorizada?-Así es.-¿No decía que era demasiado complicado?-Si le parece voy a decir que es fácil -apuntó con una sonrisa-. El truco fue idea del propio Lipari, de lo que yo me encargaba esta vez era de idear las distracciones.-Pero entonces me está diciendo que se trataba de un truco terriblemente fácil. Si alguien lo hubiera descubierto, Lipari habría tenido que pagar un millón de euros y ustedes cuatro se habrían quedado sin trabajo, ¿no?-¿Sin trabajo?-Claro, hasta que Lipari encontrase un nuevo número estrella.-Oh, pero ya tenemos más números estrellas. Lo único que hacía especial al truco del escapista era la participación del público, si no dejásemos que la gente viera todas las distracciones el truco habría parecido demasiado simple.Ahí tuve que darle la razón. Cerca de una semana y media nos había llevado resolverlo… porque nos habían colocado todas las distracciones posibles.-¿Entonces quién tenía motivos para matar a Lipari? -pregunté-. Si eliminamos el móvil económico…-Me temo que ya en eso no el puedo ayudar -respondió Membrive-. Hasta donde yo sé, éramos todos una gran familia. Para Rosalía y para mí, Lipari era como un hermano; para Enrique como un padre. Y supongo que ya ha visto las fotos que le indicarán qué era Lipari para Melanie. Yo no he oído que se peleara con ninguno de nosotros.

  69. Ahí estamos, equipo. Tenemos el truco resuelto, pero nos falta descubrir quién cometió el crimen. Ahora mismo todo apunta a Enrique Martos o a Rosalía Casauz, la verdad. Son los únicos que estaban en el sótano. Pero nos falta el móvil.¿Alguna idea?

  70. Pues… vaya.Es cierto que lo del motor ni me lo había planteado por ser demasiado sencillo, así que les ha salido bien la jugada.Sin embargo, por qué quitaría el asesino el motor de la plataforma? Una vez que sabemos de que se trata, no parece que el objetivo del asesino fuera dificultar el descubrimiento del truco para evitar verse incriminado. Es decir, conocer el funcionamiento del truco no nos ha proporcionado una pista reveladora sobre la identidad del asesino. Así que para qué quitar el motor?Volvamos a lo básico. Se han encontrado huellas en lo que el culpable haya podido manipular? La base de cristal, la puerta secreta… Supongo que en la plataforma y el frac no se han encontrado, puesto que Jnum ya las ha investigado a fondo, así que se me ocurre mirar ahí.

  71. ………Y el ingeniero, sabiendo que se trata de una investigación de ASESINATO y que encima era el de su “hermano” Lipari… ¿y aún así nos ha estado poniendo “distracciones”?.Bien, bien, calma, de veras, ahora mismo me pongo con lo que nos falta, pero si este tio no es el culpable, por mis narices que le cae una causa muy gorda or obstrucción. No me voy a meter en que Lipari lo hubiera querido o no, pero objetivamente, este va a los tribunales por una cosa o por otra.

  72. Vale ya tengo una idea: No sabemos como es el motor desaparecido, y ya hemos registrado la caldera sin hallar nada, así que no se deshizo de él allí.Se me ocurre rebuscar en la/las máquina de coser del camerino de la costurera: si el motor de la tabla era lo bastante pequeño y -como se ha sugerido- era una cajita rectangular (lo que unido al silencio, sugiere un motor eléctrico) este podría esconderse en según que tipo de máquina de coser, sustituyendo al motor de la máquina u ocupando el lugar de la caja para canillas y complementos de la parte baja. Opero suponiendo que el motor NO ES de máquina de coser, sino que tiene el tamaño necesario para esconderse en una. Ignoro si un motor de máquina de coser podría impulsar una tabla con una persona adulta encima, porque lo he buscado,y la potencia de los mismos no viene expresada siquiera en caballos.Bueno, es una idea, a ver si si.

  73. No me cuadra la cohartada de Enrique. Según él, bajó el telón y salió a preparar el siguiente truco. Habían más trucos, o era ése el último?eso nos lo podría decir Arjona, para saber cual quedaba.Y.., por que tanta prisa en preparar el siguiente truco?, segú Lipari, nos daba una hora entera para deducir qué habia hecho en el truco. Teniendo una hora para preparar el siguiente truco, ¿por que se fue tan deprisa?Aparte de esto.., podríamos mirar la camioneta en la que dice que estaba?. Si le quitaron la camisa manchada de sangre a Lipari, igual la metieron en la camioneta, ¿se podría mirar si hay restos de sangre?

  74. Bien observado, Ceres. ¿A qué tanta prisa, si el mago nos daba una hora? La coartada de Enrique Martos flaquea por momentos.Por desgracia, eso no termina de ser concluyente. Aparte, hemos registrado su furgoneta y no hemos encontrado rastros de sangre.Mauser, siguiendo tu sugerencia he registrado las máquinas de coser, pero no parecen haber sido manipuladas. Con todo, no ha sido una mala idea.Os notifico que mañana debería obtener respuesta a la consulta que hice la semana pasada. Si tenemos suerte, creo que con eso deberíamos tener suficiente para atrapar al asesino. No obstante no podemos contar con que la información que he pedido nos sea de utilidad, ha sido un tiro al aire por mi parte, así que si a vosotros se os ocurre algo…… necesitamos el móvil. Y estoy seguro de que ya han cometido el error que nos hace falta. Revisad a ver si encontramos algo en las declaraciones de todos los implicados. Cualquier cosa sobre la que aún no hayamos trabajado.

  75. Releyendo, como nos has recomendado, me he dado cuenta de que en su primera declaración, el ingeniero dijo que el truco del escapista había sido idea suya, pero al descubrir el truco, dijo que Lipari habia diseñado el truco, y él solo las distracciones.Si no fuera por que se encontraba entre el público, pensaría que el movil era un tema de discusión sobre los derechos del truco. Supongo que tendran derecos, como las canciones y los libros, ¿no?Un saludo.

  76. Cuando miramos los matrimonios, dijistes, que no estaban casados entre sí ellos, pero con quien está casada casauz?

  77. Con un comerciante, tienen una mercería en común y, cuando Casauz está de gira, es su marido quien lleva la tienda.

  78. Jack, creo que he encontrado una prueba para acusar al tramoyista!! O al menos, la falta de ella… Viene al hilo de lo que puse en el resumen, que se me hacía muy extraño que el tramoyista dijera que no accionaba la palanca de la trampilla, ni la de la plancha, ni la del reloj ni la del aro de fuego, y que iba a la furgoneta. Como bien ha dicho Ceres, resulta extraño, porque hasta el próximo número no hay tiempo, pero…Quién accionaba las palancas, entonces? Lipari?? Y dónde están sus huellas? En los botones no hay más huellas que las del tramoyista, Lipari no llevaba guantes y, aunque no hubiera accionado los botones esa noche (porque estaba muerto) los hubiera accionado las otras noches. No creo que limpien el tablero todos los días!!En cuanto al móvil… ni idea! Qué te puede llevar a matar a alguien q es como tu padre?? Lo único que se me ocurre son celos, y no tengo modo de probarlo…

  79. Interesante pero no concluyente, Scherezade. Que hayamos encontrado sólo las huellas del tramoyista no quita que pudiera haber una segunda persona que accionase los botones con guantes.

  80. Ya, Jack, si eso lo entiendo, pero… todos los dias? Quiero decir, el tramoyista dijo que SIEMPRE se iba… Me refiero a que debería haber huellas de Lipari de las actuaciones anteriores, pero no las hay. Y la única persona que nos queda que pudiera accionarlas con guantes (todos los dias de la función) es la costurera. Así que o bien el tramoyista nos miente y a diario las accionaba él (que no tiene xq ser el asesino) o normalmente la costurera se ponia un par de guantes y accionaba esos botones… Podemos preguntarle, no?

  81. Hablaré con ella. No sé si podremos sacar algo de aquí, Scherezade, aunque desde luego la observación ha sido buena.

  82. Precisamente, yo desde el principio no tengo nada claro que el tramoyista pueda ser el responsable: cualquier policía que se pusiera un poco serio, unido a un análisis médico competente habría conducido a deducir que a Lipari tuvieron que matarlo en el puesto del tramoyista. Y eso me hace no pensar en él:Al atrancarse en la investigación, muchos policías y casi cualquier tribunal señalarían al tramoyista, y eso no es bueno para él: me parece improbable que el tramoyista pensase un pla de asesinato que le señalara tan claramente.————–Ahora volvamos sobre nuestros comentarios: si el tramoyista se iba siempre a la furgoneta, y al parecer Lipari dividía el número entre su equipo para que ninguno lo conociera entero. Si es así, la parte que Enrique no hacía, podía perfectamente ejecutarla la costurera, supustamente “dormida” en su camerino, que es el más cercano al puesto del tramoyista.Solo ella y Lipari lo sabrían, y por eso podía cubrirse las espaldas con la misma coartada con la que protegía el número de Lipari.Adicionalmente un punto:Si esto es así, la costurera era la única a parte de Lipari y el ingeniero que conocía el secreto del truco (aunque el tramoyista tendría que ser un poco tonto para no olérselo) quizá la costurera tenía una parte tan “importante” en el truco porque creía significar algo para Lipari. Y darse cuenta de que no era así no le sentó bien.

  83. Y ya puestos: ¿No decía la costurera que a Lipari no le gustaba ser tan obvio de usar camisas trucadas?

  84. Permite una corrección, Mauser. La costurera no dijo que a Lipari no le gustase ser tan obvio como para USAR camisas de fuerza trucadas, sino para DEJAR TRAS DE SÍ una camisa trucada.En cuanto a tu conjetura anterior… bueno, dices que el tramoyista no sería tan tonto como para elaborar un plan homicida que le señalase tan fácilmente. A ese respecto, permite que te recuerde que a nosotros nos ha costado una semana eliminar todas las distracciones y pistas falsas que lo descartaban como sospechoso. Sería fácil que las pistas apuntasen a él… si el truco no estuviera diseñado para que pareciera imposible que el mago pasase por el sótano.

  85. Pero sí, es cierto que sólo él y la costurera estaban en el sótano en el momento del crimen. Sobre tu teoría del móvil… ¿tienes algo que la respalde?

  86. Una pregunta… Cuando en la actuacion Membrive fue hasta el hall y se oyó un grito de terror… ¿fué inmediato a que pasase la puerta o desaparecio de la vista? Igual alguien (algun complice, es decir, el tramoyista o la costurera) llevaron hasta alli a Lipari todavia vivo y alli le mataron, con o sin ayuda del ingeniero, y fue el propio Lipari el que grito. Lo digo por la falta de sangre en el camino de la colchoneta al hall. Por mucho que luego le cambies la ropa, algo de sangre deberia haber caido al suelo… y eso si que no hay manera de limpiarlo. Si el ingeniero está en el ajo yo apuntaria al acuerdo de confidencialidad como móvil… Aunque tambien puede ser que lo matasen alli pero el ingeniero no tuviese nada que ver y simplemente descubriese el cadáver…

  87. Swi

    Sólo por curiosidad o igual por indagar sobre la naturaleza del motor que movía a la plancha ¿De qué forma se realizaba la transmisión a las ruedas? ¿A caso se nos pasó por alto de primeras algún engranaje o rueda dentada en alguno de los dos ejes?

  88. AUAU, me encanta por lo original. no voy a hacer conjeturas, pero como me chifla la novela negra y de misterio me ha encantado tu blog.Ya tienes mi voto en categoría de ficcion.http://www.elmurcielagorojo.blogspot.com

  89. Vale, por más que le doy vueltas, me doy cuenta de que no tengo nada que respalde lo del movil. Si se me ocurre… será un milagro.Aún así no lo tengo claro: quiero seguir comprobando el cuarto de la costurera: si el asesino llevaba guantes al activar la trampilla, también debía llevarlos al degollar a Lipari, y la sangre quedaría en ellos.Por eso quiero buscar guantes o manoplas allí, así como cualquier cosa que pueda haber servido como arma y pasarle el luminol. Solo sabemos que debió de ser alguna clase de cuchillo, ¿no?… imagino que es menos posible una aguja de hacer punto o unas tijeras, pero aún así.

  90. Y ya aprovechando la visita: ¿La costurera no estaba trabajando en otra camisa de fuerza? “Luminarla” también sería un buen “tiro al aire”. ¿Qué mejor sitio para esconder la camisa d eLipari, así como los citados guantes.

  91. Qué intriga. Me encanta la idea del blog. Muy bueno..

  92. Comentaros que os he dado mi voto en 20blogs gracias a la recomendación de Tarsatito. Me ha parecido genial, en serio! Mucha suerte en el concurso y luego cuando esté en casa dejo mi conjetura.SAludos varios

  93. Mauser, no creo que la camisa que llevaba Jack sea la que está en el taller de la costurera… quiero decir, no le dio tiempo a lavarla, así que no hace falta sacar la luz azul; la sangre se vería a primera vista…(las camisas de fuerza son blancas, no?)Creo que todos coincidimos en que quien accionó la trampilla fue el asesino, ya que retiró la colchoneta, lo vio caer y lo asesinó…Si no fuera porque el crimen parece premeditado, diría que fue un móvil pasional: el tramoyista ve a Melanie besar a Lipari por la pantalla, le hace caer y lo mata… Pero por las fotos, sabemos que ya lo sabía. Hay un par de cosas que me escaman… dónde demonios pueden estar escondidas el arma del crimen y la camisa? Por no decir de los guantes… Y por qué arrancó el motor de la plancha?? Para preservar el truco? LLevó arrastrando el cadáver con la plancha, o por el contrario la usó con el motor y luego lo arrancó?Jack, no hay ningún dato más que no hayamos utilizado?? Ningún rinconcito que no hayamos registrado? Y algo del atrezzo que no esté en el laboratorio?

  94. Equipo, no quiero presionaros, pero mañana a las 23:30 horas hará dos semanas que empezamos a investigar. Y ya conocéis la política de la Sociedad del Misterio… si en dos semanas no hemos resuelto un caso, lo cerramos sea como sea.Tenemos casi lo suficiente. Pero sin el móvil no podemos asegurar quién de los dos que estaban en el sótano lo hizo. Hemos registrado el taller de la costurera de arriba abajo… no se han encontrado rastros de sangre por ninguna parte. Guantes sí, claro, el propio lipari los usaba en escena, pero ninguno manchado de sangre. Así que sólo sabemos que ha tenido que ser uno de los dos… pero aún no sabemos quién tenía motivos para asesinar a Lipari.En veinticuatro horas y cuarenta minutos, si no tenemos nada nuevo tendremos que dejar el caso a la policía. Sé que podéis sacarlo, equipo, porque llevamos ya más de un año y aún no me habéis fallado. El móvil tiene que estar en las declaraciones de los implicados, estoy seguro… Pero si en esas últimas veinticuatro horas que nos quedan de investigación no logramos sacar nada, no quiero que os desaniméis. Si la policía tiene que encargarse de cerrar este caso, al menos les habremos descartado a dos sospechosos y facilitado la mitad del trabajo.Y en un apunte aparte, quiero aprovechar para dar la bienvenida y las gracias a aquellos que han entrado para anunciar que contamos con su voto… y a invitarles a participar, ya sea en esta investigación o en cualquier otra.¡Ánimo, equipo, que entramos en la recta final!

  95. Yo sigo pensando que el móvil era el acuerdo de confidencialidad. La cuestión es la siguiente: Lipari no podia revelar el truco, pero quizás tenia interés en venderselo a alguien. Pero si alguien lo descubría ya no estaría atado por ese acuerdo. Quizás por eso ofrecía esa recompensa por descubrirlo, porque podria venderlo por más (aunque por la birria de truco que finalmente era, yo no pagaría tanto…) Lo que ya no sé es como se las apañó para hacerlo membrive…El otro posible móvil es el de los celos… O bien de uno de los hombres por Melanie, o de la costurera por Lipari , pero lo veo dificilPor cierto, igual me lo he perdido entre tantas respuestas, pero ¿le hemos preguntado ya al tramoyista si melanie ya trabajaba con lipari cuando el empezó (hace 8 años)? ¿Fue una equivocacion o en realidad llevaba 9 años en vez de 7 como dijo al principio? Y si es asi… ¿Por qué mintió?

  96. hola otra vez! he leido con detenimiento la mitad de los comentarios (o más), pero me doy cuenta de que es muy difícil asimilar en un momento toda esa información.Lo que sí es seguro es que me apunto para el siguiente caso, que además mi nombre está genial para este blog, jeje.Saludos a todos y ánimo con ese móvil, que lo tenéis ya!

  97. Bueno, en cuestión de móviles, es muy complicado decir que alguna teoría está “respaldada” pero lo único que se me ocurre es esto:Casauz ha confesado que “le tiene mucho cariño” a los dos jóvenes que trabajan en el espectáculo, y resulta claro por las declaraciones “familiares” de Martos que ese cariño debe dejarse notar. Si Melanie ha estado trabajando con Lipari desde que era menor de edad, y si a eso le sumamos que, a diferencia de ella, Martos no tuvo ningún reparo en reconocer que trabajaba con él desde la adolescencia, eso nos puede llevar a dos cosas:– Si melanie intenta ocultar su implicación con Lipari a tierna edad, debe ser para ocultar que tuvieron relaciones a esa edad. (dado que no parece un problema de explotacion laboral)– Si Rosa, que no puede tener hijos, utilizaba a los dos jóvenes como “sustitutos” estoy bastante seguro de que no aprobaba lo que hacía Lipari, y probablemente decidió ponerle fin durante aquella representación, castigándole por su perversión.¿Qué os parece? ¿alguno de los discos de porno tiene la fecha de la grabación en el video? Las cámaras caseras suelen marcar la fecha, y eso demostraría las relaciones en edad inmadura.

  98. A mi me viene a la cabeza, que no halla sido ni uno ni otro, sino entre los dos, la costurera por narices tuvo que darse cuenta de algo, y puede que estuviese confabulada con el costurero. Se me ocurre que por el tema de la “familia” sea el móvil, si todos conocían los vídeos que se encontraron, es posible que pensaran que daba mala imagen a la compañía el hecho de que fueran “actores porno” . Pienso que todos veían con malos ojos la relación de lipari con melany y que además, no les gustaba el hecho de que tuviesen esas cintas. Igual por creerse una familia tan firmemente unida, les parecía horrible que “dos de los niños” tuvieran ése tipo de relación.No lo se, me quedo sin ideas:S, que rabia, venga!, no vamos a dejar el caso asi!.Voy a pensarlo. Saludos!

  99. Quizas sea una pregunta estupida, y estemos sobre el tiempo pero… ¿Se puede saber si las fotos fueron hechas con una camara con el autodisparo puesto o alguien las hizo? Es una duda que me ha venido de golpe y no se si puede ser util para el caso…

  100. Coronel, en respuesta a tu pregunta, lo hemos preguntado pero se me ha pasado contestarlo por aquí. Martos dice que sí, que Melanie ya estaba trabajando allí cuando él entró al servicio de Lipari.Vuestras hipótesis son interesantes como mínimo, pero me temo que no tenemos nada sólido que lo respalde. Mauser, te basas en las declaraciones de Rosalía Casauz cuando dice que le tiene mucho cariño a los jóvenes, y en las de Martos cuando argumenta que son todos como una gran familia. Ceres, partes de esa base para argumentar que quizás estos dos sospechosos quisieran deshacerse de Lipari por considerar que daba una mala imagen. En ese caso, ¿por qué no tomaron medidas contra Membrive, quien también ha mencioando esos videos y fotos y no parecía muy afectado?Necesitamos alguna información que nos lleve a algo sólido. Algo en lo que nos han dicho tiene que llevarnos a descubrir lo que no nos dicen. Pero me alegra ver que empezáis a aportar indicios que pudieran conducir a posibles móviles. Nos quedan tres horas para cerrar este caso… demostradme de lo que sois capaces 😉Y por cierto, en los videos no figura fecha alguna, y me temo que no hay forma de saber si las fotos estaban en disparo automático o no. Pero buenos intentos.

  101. a todo esto.., no se si se ha dixho, pero.., que edad tenía lipari???y si Membrive trabajaba hacia tantos años, sería probable que los conociera por alguna cinta, por lo cual, no le extrañaría en lo más mínimo.

  102. Releyendo las declaraciones de cada sospechoso, he caido en que el ingeniero dice que fue el mismo quien diseño el truco y que Lipari firmó un acuerdo de confidencialidad. Así pues, ¿como podía ofrecerse a desvelar el truco? Es decir, si alguien averiguaba el truco, Lipari tendría que reconocerlo y esto podría estar en contra del contrato que tenía con el ingeniero.Ya sé que hemos descartado al ingeniero como autor material, pero tal vez tenía un cómplice y yo me decanto por la costurera que, según su propia declaración, estaba acostumbrada a confeccionar ropa para esconder diversas cosas. Pudo matar a Lipari y luego esconder el arma y la falsa camisa entre sus ropas hasta poder deshacerse de ellas más tarde (por eso no encontramos nada en su cuarto cuando registramos los camerinos.

  103. También dice primero que el truco fué idea suya, y después cuando acepta que lo hemos descubierto, nos dice que en realidad fué idea de Lipari, y que él sólo se encargaba de la distracción.Conflicto por ello?Aunque luego alega, que si el truco hubiese sido descubierto, el dinero no habría sido un problema…

  104. Bueno, releyendo el caso, se me ocurren dos posibles móviles basados en las declaraciones de los dos sospechosos. Ambas son conjeturas sin pruebas, pero por investigar, con el poco tiempo que nos queda, que no se diga que no lo intentamos.Para el tramoyista, puedo suponer que debía ser muy frustrante que, tras ocho años trabajando con Lipari, nunca hubiera salido de debajo del escenario. Y si además Lipari no le hacía partícipe de los trucos al completo, es posible que se sintiese lo suficientemente molesto como para matarle. Añadamosle a eso que su “padre” estaba dispuesto a dar un millón a quien resolviese el truco, cuando él mismo era parte indispensable del mismo.En cuanto a la diseñadora, puedo suponer que el estar de gira lejos de su marido durante mucho tiempo podía ser muy doloroso. Además menciona que era un trabajo muy sufrido, y no he visto que dijera expresamente que era <>“como de la familia”<>. Puede ser que el trabajo duro, la separación de su familia, a lo que se le añade que Lipari ofreciera de repente un millón al que descubirera el truco, acabase con su paciencia.Personalmente creo que el asesinato se cometió en esta representación precisamente porque Lipari anunció lo del dinero. No creo que hubiera sido premeditado, así que el culpable tuvo que improvisar. Es por ello que la diseñadora me parece la más sospechosa. Acostumbrada a modificar la ropa para ocultar attrezzo, es posible que haya escondido facilmente el arma en algún doble rincón que haya preparado. Además, si el tramoyista dice la verdad, era ella la que tenía que abrir la trampilla, lo cual la da la oportunidad requerida.En cuanto a quitar el motor, se ha confirmado que la palanca PL activaba este? Por el tamaño, podría ser un motor independiente, sin conexión al tablero de control, en cuyo caso hay que saber que hace la palanca. Y si el motor estaba conectado por un cable, arrancarlo podría ser una forma de disponer de una “cuerda” que nadie sabe que existe, para hacer desaparecer las pruebas…No sé si vuelvo a desvariar, así que me detengo aquí. A ver si logramos resolver el caso antes de devolvérselo a la policía!

  105. ¿Tenemos alguna chica que pueda registrar a la costurera?

  106. A solas en mi despacho, mis jefes de departamento y yo contemplamos con gesto sombrío cómo el reloj avanzaba inexorablemente hacia las veintitrés treinta horas. El plazo estaba a punto de terminar.—Esto les va a destrozar —opinó Boniatus—. Se han dejado la piel en este caso.—Lo sé —respondí—. Y han adelantado mucho trabajo para la policía. El caso está prácticamente resuelto. Pueden sentirse muy orgullosos.—Pero no han conseguido encontrar el móvil, Jack —gruñó Jnum—. Y lo han intentado todo lo que han podido.—También lo sé. Han explorado muchos campos posibles, han descartado muchas hipótesis. Nadie puede discutirles que se han esforzado, pero sabéis que una parte pequeña pero importante del trabajo del investigador es la suerte. A veces tienes varias pistas ante tus ojos, todas parecen igual de buenas, y por azar escoges y sigues la equivocada. A todos nos pasa alguna vez.—Por cierto, ¿qué pasó con la información que pediste? No hemos sabido nada.—Coño, cierto, espera —exclamé de pronto, y centré mi mirada en el monitor del ordenador—. Mi contacto ha tenido dificultades para conseguirme esa información, la esperábamos para el domingo pero hasta hoy no he recibido noticias suyas. Lo que pasa es que hoy he tenido un día muy liado y no he revisado el correo… ¡Aquí está!—¿Tenemos algo? —preguntó Boniatus.—¿Algo? —repliqué con una sonrisa—. ¡Tenemos el móvil!— Cuando llegamos de nuevo al Palacio de la Magia, Arjona ya había reunido a los cuatro sospechosos en el escenario. La única explicación que les había dado era que necesitaba poner en común ciertos datos que se le escapaban.Así que, cuando se abrió el telón y volvieron a encontrarse con la Sociedad del Misterio en pleno sentada en el patio de butacas, creo poder afirmar que ninguno se lo esperaba.—Damas, caballeros, gracias por venir —dije poniéndome en pie—. Les alegrará saber, al menos en su mayoría, que ya tenemos todos los datos necesarios para contarles quién asesinó al Gran Lipari, cómo, y por qué.»Empecemos por lo básico. Sabemos cómo se realizó el truco. El señor Membrive nos lo ha confirmado. Lipari cae por la trampilla del suelo, se quita la camisa de fuerza trucada, se sube en una plataforma motorizada con ruedas, y se desplaza hasta el hall, todo en treinta segundos. La desaparición de Melanie bajo las cortinas es una pista falsa. Ella no ayudaba al mago a escapar; sencillamente le daba un beso de buena suerte a través del cristal, como indican las pruebas encontradas (y como bien ha deducido Scherezade, ponte en pie que te lo has ganado).—Olvida el suelo de la cabina —comentó Melanie.—No lo olvido. Y estoy seguro de que usted tampoco, señorita. Por mucho que no sepa lo que ocurre después de ponerle la camisa a Lipari, estoy convencido de que se ha tenido que dar cuenta de que esa base de cristal no está en el escenario cuando empieza el truco. Alguien la coloca, junto con una camisa de fuerza no trucada, después de que Lipari caiga por la trampilla.»Señora Casauz, usted nos ha dicho que tienen camisas trucadas, pero que Lipari nunca sería tan obvio como para dejar una de esas tras de sí. El problema, recordarán, es que nuestro jefe de departamento Jnum encontró una costura suelta en la camisa que vestía Lipari… pero, como bien observó Parmacenda (ponte en pie que te lo has ganado), la camisa que quedó sobre el suelo de la cabina tenía las costuras perfectamente. Así sabemos que Lipari se cambiaba de camisa.»Por otra parte, el cambio de camisa también aclaraba una serie de cosas. Como por ejemplo: ¿Por qué no se encontró sangre en el esmoquin de Lipari, si había sido degollado? ¿Por qué no se apreciaban heridas defensivas? Simplemente porque no pudo defenderse. El Gran Lipari fue asesinado con la camisa de fuerza aún puesta. Ahí es donde quedó la sangre. El tejido de la camisa era grueso, como bien observó Jnum, por eso la sangre no caló hasta el esmoquin.»Después de eso, el asesino sólo tuvo que colocar a Lipari sobre la plataforma que habitualmente utilizaba para llegar hasta el hall… y enviarle a donde de todas formas tenía que reaparecer.—Pero eso significa… —musitó Membrive.—Exacto. Usted estaba en el patio de butacas en todo momento, y Melanie en el escenario a la vista de todos. El crimen tuvo que cometerlo alguien que estuviera en el sótano del teatro, y eso sólo nos deja con dos sospechosos.»A partir de ahí, la cosa parecía fácil. Jnum encontró hebillas trucadas cortadas sobre la mesa de costura de la señora Casauz. No hemos hallado la camisa, pero parece que el fuego de la caldera fue alimentado con trapos. Si alguien quisiera deshacerse de la camisa por medio del fuego, parece lógico cortar las piezas metálicas que el fuego no llegaría a consumir.—¿Entonces fue Rosalía Casauz? —preguntó Arjona.—Sinceramente, fue mi primera impresión. Por eso mismo quise agotar todas las vías posibles. No me fío de una sospechosa tan clara que aparece nada más empezar la investigación. Y además había ciertas incoherencias: ¿había desaparecido el señor Martos del sótano como dice? ¿Por qué tenía tanta prisa para preparar el siguiente truco, si el propio Lipari nos había dado una hora? Esto último, por cierto, lo ha observado la investigadora Ceres (ponte en pie que te lo has ganado). En fin, que todo parecía demasiado bien preparado para incriminar a Casauz. Por desgracia, eso no demostraba nada, y la información que necesitaba no ha llegado hasta hoy.—¿Qué información?—Señor Membrive, usted conocía la existencia de las fotografías y videos pornográficos del Gran Lipari con Melanie. Las mencionó la última vez que hablamos.—Por supuesto. Todos las conocíamos.—Lo sé, encontramos las huellas de todos. Señor Martos, ha confirmado usted que llevaba ocho años trabajando con Lipari, y que para entonces la señorita Roca ya estaba ahí.—Cierto.—Y señorita Roca, si no me falla la memoria, dijo usted que Melanie Roca es oficialmente su nombre de verdad, y que lo podíamos comprobar si queríamos, ¿no es así?—Así es, pero ¿qué tiene que…?—Verá, me llamó la atención la elección de palabras. “Oficialmente mi nombre de verdad”. Así que decidí aceptar su invitación y comprobarlo. Y efectivamente, Melanie Roca es su nombre real… de forma oficial. Esto es, después del cambio legal de nombre.—¿Cambio de nombre?—Oh, no pienses mal, Arjona. No hay nada turbio tras el cambio de nombre, la señorita Roca no tiene antecedentes penales. Sencillamente decidió, o quizás aceptó la sugerencia de Lipari, que Melanie Roca era mejor nombre artístico que Josefa Martos.El tramoyista bajó la mirada. Ese era el efecto que esperaba conseguir.—Usted fue quien primero nos dijo que eran todos como una gran familia, señor Martos —proseguí—. Y lo decía en serio. Entró al servicio del Gran Lipari para estar cerca de su hermana. Y cuando vio los videos y las fotografías, comprendió que el hombre que le había tomado bajo su tutela llevaba abusando de ella desde antes de la mayoría de edad. Una información que ha tenido mucho cuidado en ocultar.—Era un cerdo —gruñó en voz baja.—¿Disculpe?—¡Lipari era un cerdo! —estalló—. ¡Había engañado a mi hermana, la tenía trabajando para él, la había convertido en su juguete, se estaba aprovechando de ella! ¡Y nadie hacía nada! ¡Tenía que pagar!Arjona dio la orden a sus hombres. Enrique Martos fue puesto bajo custodia, mientras una desconcertada Melanie, debatiéndose entre la tristeza y la rabia, acababa desmoronándose entre lágrimas.—Una última pregunta —dije antes de que se llevasen al asesino—. ¿Qué hizo con el cuchillo y el motor de la plataforma?—Tirarlos a la alcantarilla, por supuesto.Hubo una sutil bajada colectiva de miradas. Ni a la policía ni a nosotros se nos había ocurrido.—¿Pero para qué se deshizo del motor?—Para que no pudieran saber lo que hacía la palanca de la plataforma.La policía se llevó al asesino. Rosalía Casauz, viendo el sufrimiento de la joven Melanie, decidió concederle un mínimo de dignidad. Así que, ante nuestros ojos, el telón se cerró sobre los tres miembros restantes de la trupe del Gran Lipari, en lo que se convirtió en su más decente acto de desaparición.

  107. El caso está cerrado, equipo. Vuestro trabajo ha servido de mucho. La única pena es que el premio “Caso cerrado” esta vez va a quedar desierto (pero bueno, los más veteranos quizás recordéis que esta no es la primera vez que pasa algo así, o sea que tampoco pasa nada).Mi enhorabuena a todos, que se nos haya acabado el tiempo sin encontrar la última pista no quita que hayáis encontrado todas las demás. Buen trabajo.Próximamente, las condecoraciones.

  108. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

  109. Vaya, en este caso he sido completamente inutil… Casi todas mis ideas, o estaban equivocadas, o ya habian sido expuestas.Asi que nada, enhorabuena a los premiados, y celebremoslo como se merece.

  110. Mira que preguntamos por parentescos, y éso exactamente, no se nos ocurrió, jajaj, bueno, a celebrarlo!, que éste ha costado!!!. y una ronda extra para el jefe, que sin él nos habría ganado la policía.^^Hurra!!!

  111. Otra vez, lo primero va a ser sacarle un diente a cada sospechoso y comparar los ADN. ¿Tenems tenazas en el equipo de laboratorio, ¿no? 😀Yo creo que me voy a hacer acreedor a una medalla al despiste: si no he defendido la inocencia del tramoyista en tres mensajes, no la he defendido en ninguno. :-/

  112. ^^ Cómo me alegro de que no hayamos tenido que dejar el caso a medias!! Después de lo frustrante de la última vez, si volvemos a fallar se hubiera convertido en una pesadilla… Es una pena que no se nos ocurriera relacionar las hebillas que tenía la costurera con la camisa desaparecida!!Pero bueno, cambiando de tercio… esto hay que celebrarlo!!! Id sacando la bañera del grog!!Por cierto,ya sé que no es muy ortodoxo, pero este fin de semana estaré en Barcelona, y mañana iré al salón del manga… Si alguno de ustedes se encuentra por allí y ve a Patricia (la de Lupin III, Fujiko Mine para los nuevos…) con los cazafantasmas que grite y le invito a una cerveza.

  113. Huyyy, no me has pillao en Barcelona por un par de semanas!

  114. Precisamente estoy destilando una nuevo Grog con doble de Scumm que es capaz de tumbar hasta el mismisimo Rasudoque…Scherezade, Mi gran lastima es que estare en Barcelona, pero compromisos me inpiden siquiera acercarme al salon… No obstante, puedes venir a la proxima fiesta de la sociedad con el traje… 😉

  115. Me temo que esto se está convirtiendo en una costumbre, pero… siento el retraso, equipo (esto ya os lo he dicho alguna vez, ¿no?). He tenido una semana un poco movida. Pero finalmente, aquí tenemos las condecoraciones de este caso. Y aunque no tengamos el premio “Caso Cerrado”, creo que no podemos quejarnos… el caso estaba bastante completo.<>Investigadora Ceres:<> <>Primer Golpe<>. Ceres ha sido quien primero se ha incorporado a la investigación. Y como muchos ya sabéis, las primeras horas de un caso suelen ser cruciales.<>Investigadora Scherezade:<> <>Recopilación<>. Scherezade hizo un trabajo impecable poniendo sobre la mesa todos los datos de que disponíamos. Siempre es útil que alguien se tome la molestia de hacer eso para agilizar el trabajo de todos, y Scherezade lo hizo de maravilla.<>Investigador Parmacenda:<> <>Pistas clave<>. Hay que reconocerle su aportación. Ha sido Parmacenda quien descubrió el truco de la camisa de fuerza y quien encontró una explicación para la base de la cabina. Aunque no resolvió el asesinato, desveló el truco prácticamente al completo.<>Investigadora Ceres:<> <>Sobre la pista<>. Para terminar de resolver el truco (que Parmacenda se encargó de descubrir él solito casi por entero), nos faltaba saber cómo subía la plataforma con ruedas por un pasillo en pendiente. Fue Ceres quien pensó en el motor eléctrico… y con eso lo tuvimos todo.<>Investigadora Ceres:<> <>Punto débil<>. Las cosas como son, Ceres se ha esforzado en este caso. Fue ella quien le encontró el punto débil (aunque no concluyente, por desgracia) a la coartada del tramoyista: ¿tanta prisa para preparar el siguiente truco… cuando el propio Lipari nos daba una hora para descubrir cómo había hecho el anterior?A continuación, y para no perder las sanas costumbres, las condecoraciones especiales. Pero esta vez tenemos una peculiaridad:<>Investigadores Kenny y J. Úbeda:<> <>¡CUCU!<> Tenemos aquí a dos investigadores que se han asomado sólo una vez. J. Úbeda sólo ha saludado, a ti esperamos verte por aquí más a menudo. En cuanto a Kenny… una sola conjetura, sí, pero ha cundido. Y si no, echadle un vistazo a la siguiente condecoración.<>Investigador Kenny:<> <>¿Dónde está Wally?<> ¡Su primer caso con caja de porno! Y encima ha sido el primer investigador en mencionarla (sin contar, obviamente, a quienes la encontraron), así que… esta vez el premio recae en él. Pero qué manera de acaparar condecoraciones especiales, ¿no?A los premiados, ¡enhorabuena! A los demás, ¡buen trabajo! Y a todos… me siento muy orgulloso de vosotros. Me alegra ver que no os rendís, por difícil que sea el caso.Dos cosas más. En primer lugar, y en colaboración con mi señora, os estoy preparando una sorpresita para el próximo intermedio, así que estad atentos. Y en segundo lugar… ¿soy el único que ha echado en falta a Rasudoque en este caso?

  116. Probablemente se habra endeudado hasta las cejas y estara preparando su nueva muerte…Felicidades a todos los premiados…

Plantea tu conjetura

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s