Caso nº 00004: LA CAZA DEL ZORRO (CERRADO)

Comenzó como una simple fiesta de disfraces. Pero ha terminado en tragedia.

Estos son los hechos. Todos los años, en Noviembre, trece de los antiguos alumnos de la promoción del 98 de la Facultad de Psicología se reúnen para celebrar una fiesta de disfraces. La de este año tuvo lugar el pasado fin de semana, la noche del 24 de Noviembre. Siempre se celebra en casa de alguno de los antiguos alumnos. Este año el anfitrión fue Víctor García (veintisiete años).

La fiesta comenzó a las diez de la noche y terminó, contra la voluntad de los participantes, a medianoche. En el transcurso de la velada, hubo algunas quejas por parte de los vecinos. Según parece, la música estaba tan alta que incluso los vecinos del bloque de enfrente llamaron para protestar. Es gracias a uno de estos vecinos, a una vecina más concretamente, que tenemos algunos datos acerca del trágico suceso.

Hacia las once cincuenta, Soraya Díaz (cuarenta y dos años, maestra de inglés, casada) llevaba cerca de hora y cuarto pendiente de la fiesta de sus ruidosos vecinos. Su hijo estaba de campamentos y ella acababa de encontrar una caja de porno bajo su cama, y se había quedado tan afectada por el descubrimiento que no podía dormir. En un principio miraba con la esperanza de ver apagarse las luces, pero poco después de las once vio a una pareja retozando en uno de los dormitorios y, aunque ahora se avergüenza de reconocerlo, le llamó la atención lo bastante como para dedicarse a cotillear. Entonces vio cómo una persona, disfrazada de cowboy, entraba en el dormitorio principal a solas se ponía a buscar algo entre los cajones de la cómoda, al principio con tranquilidad, luego cada vez más desesperadamente. En ese momento, una segunda persona disfrazada del Zorro entraba en la habitación envuelta en su capa. No llegaron a hablar un minuto, aunque el cowboy pareció reírse del Zorro, y entonces éste último sacó la mano de la capa y hubo un fuerte destello. La música estaba demasiado fuerte como para distinguir si el ruido que lo acompañó formaba parte de la percusión o si era, como a la señora Díaz le había parecido, un disparo. Pero lo cierto es que el cowboy caía al suelo. “El Zorro” depositó entonces un objeto metálico y reluciente junto al cuerpo del Cowboy y volvió a la fiesta.

A medianoche la policía, alertada por la señora Díaz, interrumpía la fiesta. Nadie había oído ningún disparo, pero en ese momento algunos empezaron a echar en falta al anfitrión. La policía entró en el dormitorio principal y allí encontraron a Víctor García, muerto por una herida de bala en el corazón. Junto al cadáver descansaba el arma del crimen, la cual por cierto resultó estar registrada nombre de la víctima. Ninguna huella aprovechable en la escena. Los invitados explicaron que Víctor García, totalmente borracho, había estado presumiendo de su pistola y que había ido a su cuarto a buscarla para enseñársela a todos.

El siguiente paso lógico era identificar a quien llevase el disfraz del Zorro. Pero naturalmente, las cosas no fueron tan simples… aquel año, tres invitados fueron disfrazados de Zorro. Según parece, sin ponerse previamente de acuerdo. Basándose en el testimonio de la señora Díaz, los tres Zorros han sido puestos bajo custodia y se ha pedido los restantes nueve invitados que no abandonen la ciudad.

Por desgracia, los posteriores interrogatorios no han ayudado a esclarecer las circunstancias de la muerte de Víctor García. Sus tres ex-compañeros tenían motivos para verle muerto. Os transcribo a continuación algunos extractos de las declaraciones de los tres:

SIMÓN JIMENO, 28 años:
“Víctor y yo no nos llevábamos precisamente bien. Cualquiera de mis compañeros se lo podría decir. Cuando íbamos a la facultad, yo salía con una chica, Elena; y en la fiesta de graduación, el muy cerdo me la robó. La emborrachó y se acostó con ella. Elena nunca pudo superar la depresión, no podía mirarme a la cara. Lo último que he sabido de ella es que se fue a Londres y que está intentando rehacer su vida.

¿Que si le quería muerto? Digamos sólo que no voy a llorar por él. Pero seguía viniendo a las fiestas, porque mi consulta es todo un éxito, estoy prometido con una mujer maravillosa y no tengo nada de qué esconderme. Aunque claro, ni se me habría ocurrido presentarle a mi mujer a ese cerdo.

¿Cómo quiere que sepa qué hacía exactamente a esa hora? No sé, no me dedicaba a mirar el reloj. Pero si fue unos diez minutos antes de que llegara la policía… Debía estar hablando con Marcos, el que iba disfrazado de Drácula. Estuve un rato hablando con él, supongo que pudo ser en ese momento.”

DIEGO BANDERAS, 27 años:
“Víctor, sí… Un hijo de puta, y odio hablar mal de los muertos. Cuando salimos de la facultad, hablábamos de montar nuestro propio gabinete. Mi tío es psiquiatra, y ya lo tenía hablado con él para que nos pasase a algunos de sus clientes. ¿Sabe lo que hizo Víctor? Se llevó a los clientes de mi tío, me dejó tirado y montó él solo su consulta.

¿Muerto? No, tampoco llegaría yo a tanto. A ver, quién de todas las víctimas no querría vengarse de él. Pero qué va, sería incapaz de hacerle nada, si de bueno que soy llego a ser tonto. Y me dan pánico las armas de fuego. No sé, alguien que se dedica a fardar de pistola y que la enseña en las fiestas como si fuera un juguete está pidiendo a gritos que le acabe pasando algo malo.

Bueno, esto casi da vergüenza decirlo, pero ya que lo pregunta… bebí más de lo que estoy acostumbrado y me puse malísimo. Eso sería a las diez y media, o así. Algunos compañeros, aunque sinceramente no recuerdo quiénes fueron, me llevaron a la salita y me tumbaron allí… me iban a dejar en uno de los dormitorios, pero Víctor no quería que me metieran en el principal y el otro estaba ocupado. Y allí estuve hasta que ustedes llegaron. De vez en cuando entraba alguien a ver cómo estaba, pregunten a los demás invitados.”

ANTONIO VEGA, 30 años:
“¿Víctor? Oh, sí, Víctor, el popular. ¿Sabe? Le caía bien a todo el mundo. Al menos, hasta que le conocías mejor. No le mentiré, era una rata. Yo tardé un año más en salir de la facultad por su culpa… en el último examen, el muy cabrón se copió de mí. Y luego consiguió convencer al profesor de que había sido a la inversa. Me colgó sus propias trampas.

Oh, no, ¿por qué iba yo a querer vengarme de él otra vez? Cómo, ¿no se lo ha dicho nadie? Verá, Víctor era una rata dispuesta a pisar a quien hiciera falta para salirse con la suya, pero de todas sus víctimas, yo fui el único que le devolvió la jugada. Durante su primer año de ejercicio me dediqué a pisarle todos los pacientes que sabía que tenían pensado ir a su consulta. Yo por entonces todavía estaba estudiando, pero me aseguré de recomendarles a otros psiquiatras más cualificados, no sé si me entiende. Así que, al final, ya que él me obligó a esperar un año antes de poder montar una consulta, yo le obligué a esperarme a mí.

A esas horas… Hmm… Vale, sí, a esas horas estaba en la cama. Con otra de las invitadas. Patricia Mármol, que iba de Catwoman esa noche. Estuve tirándole los tejos desde que llegué a la fiesta, y sobre las once nos fuimos a uno de los dormitorios de Víctor. De hecho, si le soy sincero, cuando terminamos me quedé dormido, porque recuerdo que me despertaron las voces de la policía al llegar.”

Los tres tienen coartadas aceptablemente sólidas. Marcos López (28 años) confirma que estuvo hablando con Simón Jimeno antes del final de la fiesta, pero tampoco está seguro de la hora exacta; Patricia Mármol ha corroborado la coartada de Antonio Vega, incluida la parte de “nos quedamos dormidos”; y el resto de los invitados vieron a Diego Banderas vomitar en la alfombra y se lo llevaron a la salita, pero reconocen que ninguno de ellos se quedó mirándolo toda la noche.

Así que ¿quién miente? ¿Quién mató a Víctor García? Y sobre todo, ¿cómo podemos demostrarlo?

Anuncios

29 comentarios

Archivado bajo alcohol, arma de fuego, asesinato, disfraz, una caja de porno, venganza

29 Respuestas a “Caso nº 00004: LA CAZA DEL ZORRO (CERRADO)

  1. Éstos son los hechos, comienza la investigación. Creo que esta vez tenemos entre manos un caso relativamente sencillo… a ver qué somos capaces de hacer.

  2. A ver, pregunto, el quie iba disfrazado de zorro ¿cómo sabía lo de la pistola? Sobre el disfraz de zorro ¿la señora estaba totalmente segura de que era este disfraz? Miremos a los mosqueteros y los dráculas (que por cierto uno hablaba con uno de los sospechosos) Para adelantarse con el tema de la pistola de conocer bien a la victima, no creo que su información sobre el sitio fuera tan exacto.Hay que buscar huellas dactilares, no solo en la pistola, también en el pomo de la puerta.¡La chica! No nos olvidemos de ella, investiguemosla mas a fondo para saber los pormenores de su encuentro con el otro chaval y sobre todo, de que conocía a la víctima.PD: lo primero es para saber si el chaval pudo levantarse o ella usar sus ropas.Bueno, creo que ya esta, disculpad la mala expresión, estas prisas…

  3. Vale, con el chaval disfrazado de zorro que sabía lo de la pistola me refería a Diego Banderas. Estas prisas…PD: ¡Prime!

  4. Bienvenido al caso, Worbbitt. Vamos allá:– No termino de entender tu primera pregunta, ¿te importaría matizarla?– La señora Díaz está bastante segura de que el asesino iba vestido del Zorro. Además de la capa, llevaba el sombrero. Aunque si Antonio Vega estaba, según su versión y la de su acompañante, desnudo en aquel momento, cierto es que algún otro invitado disfrazado con una capa pudo hacerse con el sombrero con facilidad. No había mosqueteros, pero verificaremos a los Dráculas y a cualquier otro que pudiera llevar una capa.– La policía ya ha buscado huellas. Mucha gente tocó el pomo del dormitorio esa noche. El juego de huellas más reciente parece ser el de la propia víctima.– En cuanto a nuestra Catwoman… parece ser que salió con la víctima durante unos meses, pero según su versión de los hechos (corroborada por cinco invitados más), fue ella quien cortó con él por otro hombre (con el que estuvo apenas un mes). En cuanto a los pormenores de su encuentro con el Zorro… ¿de verdad me estás pidiendo detalles de una relación sexual? ¡Porque yo les pregunto, oyes! 😛– Sería interesante saber si alguno de los dos se levantó de la cama para cometer el asesinato (interesante considerar que ella pudiera haberse disfrazado, ¿deberíamos estar buscando a una “zorra” en lugar de un “zorro”?), pero ¿cómo podríamos averiguarlo?Buen comienzo para la investigación. Pediría que intentárais utilizar los nombres de los sospechosos, para saber sobre quién estamos hablando. Pero buen comienzo, Worbbitt.

  5. Buenas noches a todos y… empiezo:1-Estoy suponiendo que Antonio Vega y Patricia Mármol tuvieron relaciones sexuales en ese caso es mas que posible que Antonio se halla quitado el disfraz, lo que alarga el grupo de sospechoso a, en principio, Patricia Mármol.2-Sería importante hacer el trabajo de “rutina” y tomar declaración a todos los invitados, empezando por su coartada hasta que es lo que vieron esa noche. También averiguar quien más podría tener un motivo para cometer el asesinato, ver que revela la autopsia, etc. ¿y donde esta ahora la tal Elena?3-Estoy suponiendo que el finado Víctor García tenía puesto un disfraz de cowboy puesto cuando lo encontraron, ¿no?4-¿Otra vez una caja con pornografía? esto ya es absurdo.

  6. El punto 1 no hace falta lo contestes, perdón :P.

  7. Si te sirve de algo, Doc, se trataba de cajas de pornografía distintas en cada caso 😉 Bienvenido a la investigación.– ¿Incluimos entonces definitivamente a Patricia en la lista de sospechosos? Ya sois dos los que habéis empezado a sospechar de ella.– La policía comenzará mañana a interrogar al resto de invitados. A ver si consiguiéramos algo.– Efectivamente, Victor García llevaba puesto el disfraz de cowboy cuando apareció muerto.Me alegro de empezar a reunir a algunos de mis ya investigadores clásicos. ¡Bienvenidos al caso!

  8. Jack, con la primera pregunta quería saber que como Antonio Vega sabía que la víctima murió de un disparo si la música estaba tan alta como para no oirla.PD: preguntar a la testigo si seguía habiendo dos personas fornicando en la habitacion de al lado cuando lo del disparoPD2: Si es así, preguntar a nuestra Catwoman y a Diego que si tan mal lo hacen como para que una mirona se distraiga mirando a un cowboy (con esperanza de que se pongan nerviosos y alguno cometa un error)PD3: Yo creo que la caja porno es parte de un master plan que aun estamos empezando a contemplar

  9. Averiguaremos cómo sabía lo del disparo. Aunque no tengo yo muchas esperanzas en esa pregunta, la gente habla, ya sabéis. También hablaremos con la vecina mirona para ver si puede decirnos algo más sobre los amantes de la otra habitación.Y en cuanto a las cajas de porno… yo empiezo a pensar que la policía sólo nos llama cuando hay pornografía implicada. ¿Pero os dais cuenta de que luego nunca nos dejan quedarnos con la caja de porno como evidencia? 😀

  10. Anda que si destapamos una red de pornografia a nivel nacional 😛

  11. Hola Jack, hijo.Como ves te estábamos esperando como aguita de Mayo. Si es que la vida sin un buen crimen… y sin una buena caja de pornografíaDe esta vez voy a necesitar un poquito más de tiempo, a ver que dice la autopsia del chiquillo, porque está el asunto bien embrollado. Ay como está el mundo, tanta gente con ganas de matar, asesinilos!A ver que se me ocurre.Un abrazo muchachotes

  12. Hola a todos, y qué tal si la testigo está mintiendo. Habría que investigar su relación con la víctima. No habría que descartar la posibilidad de que fuera cómplice. Por qué no. Habría que interrogarla en profundidad e investigar sino tenía ninguna relación con la víctima o con alguno de los asistentes a la fiesta. Imaginemos que verdaderamente vio todo, tal cual atestigua, pero que por previo acuerdo ha asegurado ésa apariencia para el asesino(Quizá el culpable pudo avisarle lo conveniente que sería decir que el matador estaba vestido de Zorro ya que en la fiesta eran tres con el mismo disgraz y ello complicaría la investigación). O tal vez supo que era probable que alguien cercano a ella quisiera cometer el crimen, y lo encubrió ante la seguridad de que sus sospechas fueran certezas. Antes de avanzar sobre otros sospechosos creo que sería conveniente descartar esta posibilidad. La hipótesis de su complicidad explicaría la certeza que tuvo el criminal del lugar del arma, no así la del encubrimiento. Bueno, quedo a esperas de sus voces, termino el cigarrillo, la copa de brandy y rumbo a mi negocio seguiré pensando. Saludos

  13. Oye Jack, hijo, por si hablas con la señorita Mármol. ¿Le podrías preguntar por quién dejó a nuestro muertecillo? Veo con son trece en la fiesta y todos compañeros de universidad (que grupo más endogámico), a ver si va a ser que “el otro” también estaba allí.Por cierto, el anfitrión de la fiesta ¿se decide por turnos o hubo alguna circunstancia extraña para que se celebrara en casa de este chiquillos?Nada más por ahora. A ver si vuelve el hijo de la vecina de las colonias y nos explica lo de la caja, que me tiene muy preocupadísimo.Un abrazo muchachotes

  14. Buenos dias a todos mis distinguidos colega….Lo que habría que averiguar es cuales fueron los motivos que llevaron a Patricia Marmol a abandonar a la victima (por otro con quien solo duro un mes) y, no descartando que pudiera exhisti rencor contra el difunto, tampoco habría que descartar que junto con Vega estén mintendo y el encuentro sexual se mentira….No habría que intentar averiguar si existen puntos en comun entre Vega y Marmol anteriores a la fiesta???

  15. buenas caballeros,he conseguido un permiso en la clinica de desintoxicacion alcoholica y acabo de imprimirme el informe del caso asi que lo estoy empezando a leer sentado en la mesa de mi bar preferido con un whiskey (que les den a esos matasanos)ahora intentare sacar conclusiones pero hay algo que me ha chocado en la primera lectura de los hechos:el zorro B, diego banderas afirma que tras salir de la facultad hablaron de montar una consulta juntos pero que la victima le robo los clientes de su tio para su propia consultamientras que el zorro C, antonio vega, afirma que le hizo perder el primer año al desaconsejarle a sus clientes que fueran a su consultacomo minimo es un detalle curioso que ambos den versiones distintas del primer año post-facultad, uno afirma que le fue bien y otro malpor cierto, curiosas las fiestas de estos muchachos, tal vez deberiamos pedirles la fecha de la proxima e ir vigilandoles que tienen costumbres peculiaresde los interrogatorios a catwoman ya me encargo yo, a ver si tiene relacion con la trama de cajas de porno (que despues de mi interrogatorio si no la tenia igual la tendra)

  16. Luego de mi divague anterior, quisiera, de ser posible, se me aclare la siguiente duda: Se realizó examen de alcohol en la victima y los tres zorros?? Estamos seguros de que Diego Banderas estaba realmente borrcho??

  17. Buenas noches jack y compañia.Acabo de llegar del Nepal(Rasudoque desaparecio en uno de los delirios etilicos y aproveche para hacer turismo) y encuentro que tenemos un nuevo misterio que resolver.Diego me da mala espina… dice que vicente se pavoneava con la pistola… pero en esos momentos el estaba borracho en otra habitacion…¿Podria ser la mentira que buscamos???Bueno esperare mas datos de la investigacion para comprobar si mis sospechas son ciertas.Saludos.

  18. Saludos y como recien me incorporo a esta investigacion creo que seria bueno realizar el interrogatorio a los asitentes para saber si alguno vio algo que pueda identificar al asesino.Tambien me gustaria saber un poco la disposicion de la casa para saber si alguno de los 3 sospechosos pudo introducirse en la recamara sin pasar por la sala donde estaban todos, por ejemplo Diego Banderas que o pudo fingir la escena para quedarse solo o se recupero y aprovecho para cobrarle las cuentasTambien me llama la atencion que Los invitados explicaron que Víctor García, totalmente borracho, había estado presumiendo de su pistola y que había ido a su cuarto a buscarla para enseñársela a todos.Mientras que Diego Banderas dice:No sé, alguien que se dedica a fardar de pistola y que la enseña en las fiestas como si fuera un juguete está pidiendo a gritos que le acabe pasando algo malo.Creo que ahi hay una contradiccion en su declaracion, junto con lo del exito o falta de exito en el primer año despues de salir de la facultad de Víctor García.

  19. Diego también em resulta sospechoso.Dice que estaba muy borracho,¿se puede corroborar mediante algun analisis o prueba del alcolemia? Podría simplemente haber finjido vomitar o vomitar a posta para que lo dejaran solo.También es sospechoso el comentario que ha hecho de la pistola.A la vecina le preguntaría si habia algún detalle característico en el disfraz del zorro que vió.

  20. Bueno, bueno, bueno… mis saludos a todos los que se incorporan a la investigación. Dicho lo cual, profesor Boniatus, debo decir que empieza usted a demostrar una asombrosa disposición a identificar coherencias incriminatorias de un vistazo.Efectivamente, parece sospechoso que alguien que, supuestamente, estaba “en la salita indispuesto” oyera, con una música tan fuerte que bien pudo ocultar el disparo, cómo la víctima fardaba de pistola. La incoherencia cronológica está ahí, sin duda. Con lo que tenemos el motivo y la oportunidad, y su coartada desmontada.Iré en breve a hablar con él. Permaneced atentos. Habéis hecho todos un excelente trabajo. Y especialmente, profesor Boniatus… siéntase orgulloso, creo que hemos cerrado un caso en menos de veinticuatro horas.

  21. Lo de los amantes sigue siendo fundamental, si sabemos que la vecina seguía viendo a dos personas haciendo el amor en la habitación de al lado podemos descartar a Antonio y Patricia, al menos si nadie más confiesa haberse liado o la vecina sabe con toda certeza que en esa habitación veía a un hombre y a una mujer.Hay algo en la historia de Antonio que no casa ¿le retrasó un año y acabó con 30 años?Pero sin duda minucias, sabiendo que el asesino ejecutó con un traje de zorro y la mano con la que fue realizada el diaparo, confisquemos los trajes de los tres para que los del laboratorio busquen trazas de polvora.

  22. Bueno viendo que el caso se ha cerrado, llamemos a Patricia a un privado para asegurarnos de que no ha sido complice. Que cambie de vestuario sucesivas veces, a ver si da el perfil 😛

  23. Salud insignes compañeros!Me alegro de tener un nuevo caso entre manos, mis neuronas empezaban a acusar la falta de actividad.Estoy de acuerdo con la teoría contra Diego, aparte de por el hecho de su declaración contradiga parte del los datos que sabemos, ya que, si él estaba tan borracho, es poco probable que se enterara de que la victima se pavoneó de la pistola. El ya estaba pedo a las 10.30, y la victima murió sobre las 11.50, ¿no?Aparte de eso, si le dejaron solo en la salita, puede que ni siquiera estuviera borracho, sino que fingiera para quedarse solo y libre de testigos. Con todo el tiempo que ha pasado, creo que la mejor forma de corroborar el nivel del pedo será analizar la vomitona de la salita. Que gran trabajo el de investigador criminal.Y en el caso de estar borracho de verdad, me decanto por drácula, que ya tenía la capa, solo tuvo que quitarle es sombrero a nuestro alcoholizado amigo.Creo que ya no puedo dar más de mi, un abrazo a todos.

  24. Vaya, Boniayus se me adelantó, debo aprender a conjeturar más rapido.

  25. Diego Banderas me abrió la puerta de su casa sin ningún recelo. Aunque sí que se mostró algo tenso cuando por fin me identifiqué. Le tranquilicé diciéndole que en la Sociedad del Misterio no tenemos realmente autoridad, que somos “el sector privado” y que nos limitamos al asesoramiento.-¿Entonces por qué está aquí? -preguntó.-Bueno, tenemos el informe policial, y hay algo que no termina de encajarnos.-Si puedo ayudar…-A ver. Esta es la cronología aproximada, corríjame si me equivoco en algo: usted se indispuso a las diez y media, ¿cierto?-Bueno, no estoy muy seguro, entenderá que no me puse a mirar el reloj…-No se preocupe, sus compañeros de fiesta sí lo miraron. Dos de ellos le acompañaron a la salita y le dejaron allí. Le iban a dejar en el dormitorio de invitados, pero estaba “ocupado”.-Sí, eso me dijeron… Antoñito y Patri, ¿no?-Eso pensábamos todos, pero según la versión del señor Vega, no fueron al dormitorio de invitados hasta las once. Con todo ya lo hemos comprobado, esa habitación fue el picadero de media fiesta.-Vaya, y yo enfermo.-¿Cómo se encontraba cuando llegó la policía?-Algo mejor, pero todavía mareado y desorientado.-Entiendo. ¿Y no le molestaba la música?-Uf, sí, la verdad es que sí, tenía la cabeza como un bombo.-Ya veo. La salita estaba más cerca del dormitorio principal que el salón. ¿No oyó el disparo?-No sabría decirle… no, supongo que no.-Entendido. ¿Podría resolverme una última duda?-Adelante.-Si la música estaba tan fuerte y usted tan aturdido que ni siquiera pudo oír el disparo dos habitaciones más allá de la suya, ¿cómo pudo oír, dentro del salón y en medio de la música, a Víctor García fardar de pistola más de una hora después de que usted abandonase la fiesta?Se hizo un silencio tenso.-¿Señor Banderas?-No… no me lo comentó esa noche. Fue antes de esa noche.-¿Seguía hablándose con él? Creía que le odiaba.-Bueno, sí, pero seguíamos viéndonos todos los años en la fiesta.-Es curioso, porque el señor García adquirió esa pistola hace cinco meses.Nuevo silencio tenso. El señor Banderas comienza a sudar como un cerdo.-Le diré lo que creo que ocurrió -dije, por sacarle de ese bloqueo en el que acababa de caer-. Usted sabía que sólo podría atacar a Víctor García fuera de la fiesta, lejos de miradas indiscretas; y si para eso tenía que esperar a que se fueran todos los invitados, prefería que se olvidasen de usted durante un tiempo. Así que, sabiendo que no sería fácil salir del salón sin llamar la atención, se provocó el vómito y salió llamando la atención. Después de eso, esperó.>>Estaba pendiente de la fiesta, para saber en qué momento la víctima abandonaría el salón. Fue así como supo de la pistola. Inmediatamente fue al dormitorio principal y la encontró en un cajón de la cómoda. Lo dejó todo como estaba y salió a esperar a que Víctor García entrase a buscar el arma.>>Cuando tuvo a su víctima para usted solo, entró en el dormitorio principal y le hizo saber lo que tenía contra él. Tal vez le estaba dando una última oportunidad de disculparse. Pero Víctor García se rió en su cara… en parte porque iba borracho, y en parte porque no sabía que el arma que él estaba buscando para enseñar como anécdota estaba en su poder.-¿Cómo lo supo?- preguntó con la mirada fija en sus propias rodillas.-Para empezar, usted fue el único que mencionó la pistola en su versión de los hechos. Nadie más la mencionó. Si usted se hubiera ahorrado ese detalle, ahora mismo el caso seguiría abierto. Pero sinceramente, había otro dato sospechoso.-¿Cuál?-En el arma no había huellas. Cuando llegó la policía, su disfraz era el único que no tenía guantes.-No lo entiendo -musitó perplejo-. ¿Cómo me incrimina eso?-La policía buscó trazas de pólvora en los guantes de los otros dos disfraces y no las encontraron. Luego tenían que estar en los suyos, en los que usted se quitó tras cometer el asesinato. A veces basta con no encontrar una prueba que inevitablemente tuviera que estar allí.Las luces azuladas de un coche de policía bañaron la habitación a través de la ventana. Diego Banderas se derrumbó sobre el sofá.-Ese hijo de puta arruinó a mi tío -gruñó-. Arruinó a mi tío y me arruinó a mí. Se merecía lo que le pasó.-No me corresponde a mí juzgarlo -respondí-. Como ya le he dicho, yo no soy más que el asesor.

  26. Permitid que lo diga: estoy impresionado. Estoy profundamente impresionado. Hemos cerrado un caso en menos de veinticuatro horas. Me temo que esta vez las condecoraciones tendrán que ser pocas, no ha dado tiempo a que hagáis demasiado, pero allá vamos:<>-Investigador Worbbitt:<> <>Primer golpe<>. Fue quien primero entró en este caso, y quien empezó a apuntar hacia un detalle que el asesino, en teoría, no debería conocer.<>-Profesor Boniatus:<> <>CASO CERRADO<>. Ha sido llegar (del Nepal) y besar el santo. En su primera pregunta ha conseguido cerrar el caso.<>-Doctor Rasudoque:<> <>¿Dónde está Wally?<> Un premio un tanto particular para el primero en darse cuenta de que, en todos los casos, hay siempre escondida una caja de porno. A ver quién es el próximo que la encuentra 😉A todos los demás: ha sido un buen trabajo. Habéis planteado hipótesis de trabajo muy interesantes, como la de que Patricia Mármol también pudiera ser sospechosa, las pruebas de alcohol en sangre (o en vómito, por qué no) y la posibilidad de que cualquier otro invitado que llevase una capa pudiera haberse hecho con un sombrero para cometer el crimen. Ese tipo de pensamiento deductivo es necesario para encontrar pistas ocultas, y os será muy útil en próximos casos.Con todo, profesor Boniatus… me gustaría ponerme en contacto con usted, hay cierto asunto del que tenemos que hablar. Si hubiera alguna forma de contactarle, hágamelo saber.¡Buen trabajo a todos, equipo!

  27. El premio ¿donde esta Wally?, ummm,espera Jack no me estaras diciendo que “la caja” tenia fotos pornográficas de Wally, ¡Oh Dios! con razón la madre de ese muchacho estaba preocupada, que perversión.Por cierto Boniatus, sucio traidor, esta bien que seas mejor detective que yo pero eso no te da derecho a embriagarme y quedarte con mis dos compañeras suizas. Dices que desaparecí, dices que aprovechaste para hacer turismo,JA JA, estoy seguro que hiciste mucho más que turismo. Ruega al cielo que no revele todo lo que sucedió en Nepal, vil mentiroso.Ahum, en todo caso, felicitaciones por resolver el caso.

  28. Dios mio!!! cintas pornograficas con orcas!!! el mundo esta cada vez mas enfermo….Rasudoque, si nuestras amigas suizas no te hubiesen encontrado acostado con aquel equipo de vollley femenino aun seguirian contigo…Jack, supongo que me podrias contactar en boniato@telefonica.netSaludos.

  29. YA!!!!!!!!!!si es que no hacen asesinos en condiciones, a la que les preguntan la hora cantan como la gorda de la opera, aficionadillos al crimen…en fin, felicitaciones a boniatus, y ya puestos, ¿habeis pensado en hacer viajes organizados al nepal?, con esos contactos que habeis hecho el lugar pinta bien

Plantea tu conjetura

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s